Llegamos a ustedes gracias a:



Noticias

VMware adquiere DynamicOps

[06/07/2012] Expandiéndose más allá de la entrega de software para su propia plataforma de nube, VMware adquiere DynamicsOps por sus diversos productos de administración de nube.
Los términos del acuerdo no fueron revelados. DynamicOps proporciona software para correr cargas de trabajo virtualizadas en diferentes plataformas de nube. El software de DynamicOps se encuentra diseñado para permitir a los usuarios provisionar y administrar cargas de trabajo entre múltiples plataformas. Puede trabajar no solo con el software de VMware sino con tecnologías de la competencia, como Hyper-V de Microsoft y los hipervisores Xen de código abierto, así como con la Elastic Compute Cloud (ECC) de Amazon.
VMware seguirá dando énfasis al uso de su software ­-es decir, VMware vSphere y VMware vCloud Director- para el manejo de nubes públicas y privadas, pero también quiere ofrecer a sus clientes herramientas para trabajar con múltiples arquitecturas de nube, de acuerdo a Ramin Sayar, vicepresidente de VMware, quien explica la venta en un blog. Trabajando cerca de vCloud Director de VMware, Operations Virtualization de DynamicOps ofrece un conjunto de capacidades de automatización y administración basadas en políticas.
Un software que pueda correr cargas de trabajo en diferentes arquitecturas de nube ha sido del creciente interés de la comunidad de proveedores de TI. El mes pasado, Red Hat lanzó CloudForms, que también permite a los usuarios migrar cargas de trabajo entre diferentes arquitecturas. CliQr, respaldado por Google, recientemente inició un servicio similar.
VMware ha tenido éxito en el mercado de virtualización, generando 3,77 mil millones de dólares en ingresos en el 2011. De acuerdo a sus propios cálculos, tiene más de 350 mil clientes y 50 mil socios. Con oficinas centrales en Burlington, Massachusetts, DynamicOps se originó a partir de una separación de la unidad de TI de Credit Suisse.
VMware espera completar la compra para setiembre, sujeto a que se superen los usuales problemas que vienen con la adquisición de una compañía.
Joab Jackson, IDG News Service