Llegamos a ustedes gracias a:



Columnas de opinión

Tres mitos de las redes sociales

Por: Sergio Morilo, director de Servicios TOTVS del Hub Norte de América Latina

[15/10/2012] ¿Ha escuchado o dicho alguna vez estas frases?: Las redes sociales son un verdadero laberinto, debemos estar en todas las redes sociales o tengo redes sociales, ya no necesito un website. Son, ni más ni menos, que tres de los principales mitos en redes sociales para una Pyme. Entendamos porqué:
Las redes sociales son un verdadero laberinto. Aquellos que están entrando en ellas de manera profesional pueden tener la impresión de que se trata solo de un grupo de personas que gritan, hablan, comentan muchas cosas al mismo tiempo y lo único que quieren es un poco de atención. Algo hay de eso, sí, pero también es cierto que si descubre la forma correcta de manejarlas puede hacerlas muy eficientes y rentables.
Debemos estar en todas las redes sociales. Absolutamente, no. La empresa puede estar en todas las redes sociales existentes, pero eso seguramente generará muchos problemas para actualizarlas y así, el contenido se quedará sin actualización y los seguidores, abandonados.
Tengo redes sociales, ya no necesito un website. Ése es un común y gran error. Un site propio de la Pyme permite que tener un contenido exclusivo, con mucho más detalle y formas de contacto que la red social por sí sola. Además, con tanta buena información disponible en las redes sociales, muchas empresas bloquean el acceso a esos servicios y así la marca queda con limitantes de búsqueda y entrega de información a los clientes e interesados.
Subestimar el poder de las redes sociales considerándolas como el Mito No. 1 es una gran equivocación. Son algo que está creciendo mucho en nuestro tiempo y estar presente es fundamental para la imagen y divulgación de la Pyme. Pero, hay que entenderlo bien, no hay que ser una más de esas personas gritando y luchando para obtener un poco de atención.
La forma de hacerlo es, justamente, no cayendo en el Mito No. 2. Hay que participar de algunas redes sociales, muy bien identificadas, de acuerdo con el perfil del público deseado y hacer ese perfil funcionar ¿Cómo?, es importantísimo que esté actualizado, que contenga información real, interesante, que aporte conocimiento y que sea agradable, que el internauta quede prendado. Por eso, recomendamos empezar por el perfil en una o dos redes sociales; no más.
El visitante de un perfil que comenta un post, que deja una solicitud, una crítica o una sugerencia quiere una respuesta ¡y rápido! Se trata de una persona ansiosa que espera respuestas prontas, completas y que resuelvan su duda de forma contundente. Hay que estar siempre al pendiente de los comentarios posteados en nuestros perfiles.
Como ya hemos dicho, los perfiles en redes sociales no sustituyen al website. Mucha información adicional que no puede estar ahí, tiene que estar siempre disponible y actualizada en el website.
Si su Pyme aún no está presente en Internet, puede generar un muy sencillo paquete de acciones en tres pasos:
Cree su website. Incluya toda la información necesaria de la empresa para que pueda ser compilada, tratada y formateada de acuerdo con el formato más adecuado.
Elija alguna de esa misma información -la más importante y novedosa- y arme un perfil de Twitter y de Facebook. Pueden ser las mejores fotos, las de mejor calidad y que muestren muy bien lo que la Pyme tiene y hace mejor. Aunque esto no tiene nada de complicado, es recomendable que sea realizado por alguien con perfil comercial, que sepa vender muy bien los productos y servicios. Ojo: no lo deje en manos de la persona que va a crear el website y los perfiles; ellos normalmente son técnicos que no poseen un perfil vendedor.
Cuide los perfiles. En otras palabras: visítelos, conteste las preguntas y comentarios. Publique información útil y de buena calidad. Ésa es la clave para que los visitantes regresen y busquen cada vez más de la empresa, sus productos y servicios. Crear promociones dentro de las redes sociales, regalando algún producto o servicio, también es una buena idea, ya que genera flujo de visitas e interacción, propagando la marca en la red social. Vale la pena pensar en utilizar este mecanismo.
CIO, Perú