Llegamos a ustedes gracias a:



Reportajes y análisis

Cómo (y por qué) navegar por la web en secreto

[03/12/2012] Dicen que nadie puede oír sus gritos en el espacio, pero si lanza un susurro en la web, puede ser rastreado por una docena de organizaciones diferentes y grabado para la posteridad. Tan solo con visitar un sitio web se les permite a sus operadores la capacidad de poder averiguar su ubicación física general, identificar los detalles acerca de la información del dispositivo, e instalar cookies de publicidad que pueden rastrear sus movimientos en la web. (¿No me cree? Mire esto).
A no todo el mundo le gusta la idea de tener sus vidas digitales bajo la lupa y constantemente analizadas y (en países con regímenes restrictivos), controladas directamente por parte de terceros. Así que por favor considere las siguientes herramientas y consejos, que ocultan su dirección IP y le hacen navegar por la web bajo el tranquilo anonimato.
El conocimiento es la mitad de la batalla
Hay algunas curiosidades cruciales usted debe saber antes de comenzar a recorrer el camino hacia la línea del anonimato. En primer lugar, es importante saber cómo trabajan los proxies de anonimato para que pueda entender sus defectos inherentes. Los proxies de anonimato actúan como un hombre en el medio, mientras que está navegando por la web, manejan las comunicaciones entre la PC y el sitio web al que desea tener acceso anónimamente. Si hace todo correctamente, el sitio web de destino solo ve la información del servicio de anonimato, por lo que no puede identificar la dirección IP de origen u otra información personal.
Si bien los sitios web en los que está navegando no tendrán ni idea de quién es usted, los servicios de anonimato de hombre en el medio sin duda lo sabrán (y algunos servicios proxy mantienen los registros del servidor de la actividad del usuario, los cuales pueden ser citados). Por estas razones, es importante hacer su investigación antes de elegir un servicio de proxy.
Además, los sitios web pueden acceder a los datos almacenados mediante los plugins del navegador para intentar localizar su dirección IP real. Los plugins que reproducen media como Flash son notorios por pasar más datos del usuario de los que son necesarios, por lo tanto es mejor una experiencia de navegación libre de plugins si le preocupan los programas de terceros que comparten información sobre usted o su PC.
Hablando de navegadores, es posible que desee dejar un segundo navegador en la PC que utilice exclusivamente para sus actividades anónimas. La mayoría de los servicios de anonimato todavía permiten que los sitios web coloquen cookies en su computadora por defecto, y si se utiliza el mismo navegador para las actividades cotidianas y la navegación que desea mantener anónima, los sitios web teóricamente podrían utilizar las cookies para identificarle.
Para evitar esto, descargue un segundo navegador web (Chrome y Firefox son excelentes opciones) y cambie la configuración del navegador anónimo para que limpie las cookies cada vez que se cierre. Si está preocupado acerca de los usuarios locales que husmean en sus hazañas de Internet, asegúrese de utilizar el modo privado o Incógnito de su navegador, para que cualquier persona que abra su navegador no pueda verificar el historial y ver dónde ha estado.
Por último, esto probablemente no necesita ser dicho, pero si inicia sesión en un sitio web utilizando un nombre de usuario/contraseña, los administradores de sitios web pueden realizar un seguimiento sin importar si está usando un servicio de anonimato. Si necesita iniciar sesión en un sitio web para aprovechar sus características completas, vea si BugMeNot, tiene un inicio de sesión genérico disponible para el sitio.
¿Entendió? ¡Muy bien! Vamos a profundizar en las diversas herramientas de anonimato a su disposición.
Proxies Web
La forma más sencilla de navegar por sitios web de forma anónima es con el uso de proxies basados en la web como Proxify, Anonymouse, o Hide My Ass. Los proxies web son simples y fáciles de usar: Solo entre a la página de anonimato, escriba la dirección URL del sitio web que desea visitar anónimamente, y ya está. Algunos incluso incluyen funciones avanzadas como la posibilidad de cifrar su conexión o bloquear anuncios, cookies y JavaScript.
Los proxies web pueden ser directos (y muchas veces gratuitos), pero tienen varios inconvenientes. La velocidad de los datos puede ser atroz, cierto tipo específico de contenidos (videos, música, etc) pueden ser de difícil acceso, muchos servicios de proxy interponen su propia publicidad, y algunos sitios web, simplemente no funcionarán a través de un proxy.
Asimismo, si bien los proxies web gratuitos abundan y uno nuevo aparece casi a cada hora, es difícil saber cuáles son los honeypots creados por los chicos malos con la esperanza de echar un vistazo a su información personal que se comparte a través de su servidor proxy. En otras palabras, no debe realizar sus operaciones bancarias en línea o iniciar sesión en un sitio web protegido por contraseña cuando se utiliza una red proxy, especialmente si la conexión no está cifrada vía HTTP Secure (indicada por un prefijo https:// en la barra de direcciones de su navegador).
Los tres proxies web mencionados anteriormente son de larga data y de confianza, sin embargo, cada uno ofrece un servicio de suscripción de pago que niega las quejas por velocidad y contenido.
Proxy.org y PublicProxyServers.com también mantienen listas extensas, frecuentemente actualizadas de los proxies web.
Servidores manuales de proxies
Algunos servidores proxy no tienen una interfase web sencilla, pero aun así le permiten utilizar su servicio de navegación anónima. Solo tiene que configurar manualmente el navegador para conectarse a la dirección IP del proxy. Al igual que con los proxies basados en la web, querrá evitar revelar información confidencial o contraseñas con un servidor proxy.
Hide My Ass y ProxyNova mantienen dos de las mejores listas de servidores proxy activos, con la velocidad individual de cada proxy, tiempo de actividad, país de origen y el nivel de anonimato claramente identificados. (Quiere un servidor Proxy anónimo o muy anónimo, por supuesto).
Una vez que haya elegido un servidor proxy, deberá configurar su navegador para conectarse a él, un procedimiento simple que es ligeramente diferente dependiendo de su navegador. Así es como debe hacerlo con los tres grandes:
Internet Explorer 9: Vaya a Herramientas> Opciones de Internet> Conexiones> Configuración de LAN. Compruebe la casilla Usar un servidor proxy e ingrese el puerto y la información de la dirección IP del servidor proxy, haga clic en Aceptar. Si el proxy que eligió utiliza una conexión segura o SOCKS en lugar de HTTP, introduzca los ajustes en la opción Avanzado.
Firefox: Haga clic en el botón de Firefox y navegue desde Opciones> Opciones avanzadas> Red, después haga clic en el botón Configuración de Conexiones.
Chrome: Haga clic en el ícono de llave inglesa, seleccione Mostrar opciones avanzadas> Cambiar la configuración del proxy, simplemente proceda como lo haría con Internet Explorer.
Oculte su dirección IP con una VPN
Las redes privadas virtuales (VPN por sus siglas en inglés) son una buena opción para personas que quieren una conexión anónima y rápida y no les importa pagar por el privilegio. Las VPN Premium mantienen servidores proxy dedicados para sus usuarios. La conexión está encriptada y los sitios web que visita ven la información de identificación de la VPN, no la suya propia.
Hay un muchas VPN por ahí, y prácticamente todas bloquean su identidad en los sitios web de terceros, pero la pregunta que una persona con el anonimato en mente quiere hacer es, ¿Mi proveedor de VPN mantiene los registros del servidor? A TorrentFreak le preguntaron eso a varias VPN importantes y muchas respondieron con un rotundo "¡No!" Una vez que se decida por un proveedor, tendrá que configurar Windows 7 para conectarse a la VPN.
Una de las mejores y más conocidas redes privadas virtuales es The Onion Router, o Tor, para abreviar. La red Tor ha demostrado su valía bajo el fuego, ayudando a que periodistas recopilen archivos de países donde se restringe el acceso a Internet, y permitiendo que los ciudadanos se comuniquen digitalmente cuando los gobiernos apagan la Internet. En lugar de establecer una conexión directa entre la PC y el servidor proxy, conecta el servidor proxy para el sitio web que desea visitar, Tor rebota su solicitud de datos a través de varias postas al azar del servidor Tor antes de señalar su destino final. De hecho, Tor obtuvo su nombre porque al igual que una cebolla, tiene capas.
El servidor en cada una de estas capas solo conoce la identidad de la posta que pasa la información y de la que posteriormente lo hará, con cada salto en la cadena siendo cifrado con una clave de cifrado totalmente nueva. Las medidas de seguridad robustas significan que incluso si alguien es capaz de interceptar uno de los paquetes de datos en el camino y rompe la encriptación, no podrá identificarlo a usted o a su destino final. Los nuevos caminos de las postas son generados aleatoriamente cada diez minutos más o menos.
Suena complicado, pero Tor no podría ser más sencillo. Solo tiene que descargar Tor Browser Bundle, para su sistema operativo (incluso hay una versión para Android) y puede arrancar el navegador de archivos cuando desee navegar de forma anónima. El programa se encarga de todo el trabajo sucio de forma automática e incluso va tan lejos como para establecer una conexión HTTPS a su destino final, si es posible.
Pero si se siente particularmente vulnerable, puede hacer clic derecho sobre el ícono de la cebolla Vidalia en la bandeja del sistema y seleccione Nueva Identidad para decirle al navegador que debe crear un nuevo camino para la posta del servidor de retransmisión.
El navegador Tor no requiere instalación y se puede ejecutar desde una unidad flash si quiere llevar una copia con usted.
Enviar email anónimo
Ahora que ya sabe cómo esconder sus actividades en línea de los ojos curiosos, aquí un consejo extra para enviar correo electrónico anónimo de forma gratuita. Verá, la mayoría de las formas de anonimato señaladas anteriormente solo funcionan bien con la navegación web, pero Anonymouse y Hide My Ass ofrecen servicios gratuitos de correo electrónico, anónimos y básicos. El destinatario no sabrá su dirección IP, dirección de correo electrónico real u otra información de identificación personal.
Con estos consejos y herramientas debe estar bien preparado para mejorar su anonimato en línea, asegúrese de compartir sus ideas con otros lectores en la sección de comentarios y disfrute de una experiencia de navegación más segura.
Brad Chacos, PC World (EE.UU.)