Llegamos a ustedes gracias a:



Noticias

Las aplicaciones de código abierto están llegando a la nube

[29/04/2009] Hay software de código abierto, luego hay software en la nube, los dos han sido mutuamente excluyentes. Pero esto está comenzando a cambiar.

El miércoles, SugarCRM anunció la disponibilidad del conjunto de sus aplicaciones, ante todo, como servicios alojados, y presentó Sugar Open Cloud, al cual describe como una plataforma abierta on-demand.
Partes de código abierto y partes de la nube se han unido, explicó Martin Schneider, director de márketing de producto de SugarCRM.
Esencialmente, los clientes compran una licencia que les proporciona acceso a la aplicación alojada, la plataforma y herramientas de SugarCRM, y al propio código, señaló Schneider.
Nos encontramos en medio de un gran cambio de paradigma en estos momentos, afirmó Denis Pombriant, fundador y analista principal de Beagle Research. Nuevos modelos están tomando la vanguardia.
De hecho, el proveedor de ERP de código abierto, Compeire, también tiene una edición alojada de sus aplicaciones. En marzo, Compeire puso a disposición su ERP en el EC2 de Amazon, de tal forma que los clientes puedan acudir a la nube de Amazon buscando servicios ERP incluyendo contabilidad, adquisiciones, órdenes, manufactura y almacenamiento.
Por su parte, SugarCRM, el miércoles dio detalles de una nueva línea que presenta a SugarExpress, que cuesta ocho dólares al mes por usuario, Professional por 30 dólares al mes por usuario, y la Enterprise que cuesta 50 dólares al mes por cada usuario.
SugarCRM también presentó Sugar Open Cloud para administrar SugarCRM y otras aplicaciones. Sugar Open Cloud consiste en una serie de herramientas para el lanzamiento de aplicaciones, servicios de integración, tolerancia a fallas, monitoreo, y seguridad. Realmente queremos llevar a las personas a la nube, afirmó Schneider. Es la mejor forma de administrar las aplicaciones. ¿Por qué tener que trabajar con servidores?
Para aquellos clientes que sí prefieren instalar y administrar la aplicación on-premise, sin embargo, cada edición de SugarCRM viene con una llave de descarga. Es a elección del usuario, añadió Schneider. Pueden correrla ellos mismos o solo instalarla para cosas como evaluación y desarrollo, o trabajar offline. Y, si, la edición comunal gratuita se encuentra disponible, solo que no como servicio alojado.
Tim Hickernell, analista en jefe de Info-Tech Research Group, comentó que cree que las aplicaciones de código abierto en la nube se harán tan atractivas como los servicios alojados propietarios, y que los clientes deberán juzgarlas con los mismos criterios. No creo que las compañías deban enfocarse en si es un servicio de código abierto o un servicio comercial, sino que en cambio deberán enfocarse en quién está ofreciendo el servicio, añadió Hickernell. Cuando se suscriben a estos servicios en la nube, CRM u otros, las compañías necesitan tomar en consideración la viabilidad del proveedor, de la misma forma en que deberían hacerlo si hacen outsourcing de una aplicación comercial.
Tanto Hickernell como Pombriant afirmaron que ven a los proveedores de SaaS como Compiere y SugarCRM, así como a NetSuite, Salesforce.com y otros, tomar el rol de intermediarios confiables que efectivamente agregan los servicios de la nube no solo a las herramientas de mejora en nombre de los suscriptores, sino que también corren las complejas redes. Es difícil decir qué modelos serán exitosos, estamos en un periodo en el que las empresas se encuentran experimentando, afirmó Pombriant.
Tom Sullivan, InfoWorld (USA)