Llegamos a ustedes gracias a:



Noticias

Se revelan más características secretas de Windows Blue

[03/04/2013] La versión de desarrollo de Windows Blue que se filtró -una próxima versión de Windows 8 que se espera para este año- ha dado luces sobre algunas mejoras que se vienen en el sistema operativo. Windows Blue -cuya filtración obligó a Microsoft a admitir su existencia- no será un sistema operativo completamente nuevo, sino más bien una actualización o service pack de Windows 8, empaquetado con actualizaciones incrementales y características pero manteniendo la misma experiencia de usuario.
Nuestra primera visión de la filtración de Windows Blue nos reveló algunos cambios útiles. El build incluye la capacidad de colocar dos aplicaciones en la pantalla en un ratio 50/50 (a diferencia del 75/25 que se tiene en la actualidad), más opciones de tamaño para el Live Tile, mayor facilidad para compartir capturas de pantalla, nuevos controles por gesto, y un mejor acceso a la configuración crítica del sistema desde la interfase de estilo moderno.
Paul Thurrott de Windows Supersite excavó un poco más profundo y encontró una característica que va a hacer su vida más sencilla si usa varios dispositivos con Windows 8: una mucho mejor sincronización de la pantalla de Inicio.
Aunque la interfase para administrar la característica no está funcionando en la versión de prueba, se pudo sincronizar la pantalla de inicio simplemente registrándose en dos diferentes PC equipadas con Windows Blue con la misma cuenta de Microsoft. Aunque Windows 8 permite la sincronización de las configuraciones básicas y su fondo de pantalla, Thurrott reporta que Windows Blue mejora esto sincronizando el esquema de colores y cuadros de la pantalla de Inicio, incluyendo los colores de los cuadros y su disposición.
Más características en Windows Blue
Mientras tanto, Rafael Rivera de Within Windows descubrió que la pantalla de Inicio es solo la punta del iceberg de sincronización. Él encontró que uno puede también sincronizar las aplicaciones instaladas, historia de archivos, contraseñas de imagen y ­-muy interesante- el tethering y las asociaciones de dispositivos. Lo último sugiere que una vez que uno asocia un dispositivo Bluetooth con una PC o una tablet mientras uno se encuentra logueado en su cuenta de Microsoft, uno podrá luego usar el teclado automáticamente en cualquier dispositivo con Windows Blue en el que se registre.
Windows Blue también vendrá con Internet Explorer 11, el cual hasta el momento no luce significativamente diferente de la versión actual. Aun así la versión filtrada muestra que va a haber una nueva opción llamada Synced Tabs (Pestañas sincronizadas), actualmente no operativa, que permitiría acceder a las pestañas abiertas desde diferentes dispositivos.
Ya existen opciones para sincronizar los marcadores y la historia en IE10, y la nueva característica parece similar a la implementación de Apple en OSX y Safari para iOS, que permite abrir una pestaña en el teléfono y llevarla a una computadora, o viceversa. Rafael Rivera sugiere que podríamos ver algo similar entre los dispositivos con Windows Blue y Windows Phone.
Otra importante mejora trae una útil característica de la versión estilo moderno de IE 10 a la versión de escritorio de Internet Explorer 11: deslizarse horizontalmente para moverse a través de la historia de navegación. Hasta el momento solo se puede habilitar vía el Registry Editor, sin embargo, y luego se tiene que reinicializar IE 11 para activar la función.
Prueba Blue
Si la idea de descargar un build del siguiente sistema operativo de Microsoft filtrado ilícitamente no le sienta bien -nosotros no respaldamos esta idea- no tema: puede probar esta miríada de mejoras por su cuenta.
Citando fuentes anónimas, The Verge reporta que Microsoft está planeando lanzar un preview público de Windows Blue -aunque seguramente no lo va a llamar así- coincidiendo con la conferencia Build 2013, que se llevará a cabo del 26 al 28 de junio en el Moscone Center de San Francisco.
Daniel Ionescu, PC World (EE.UU.)