Llegamos a ustedes gracias a:



Noticias

VMware ofrecerá virtualización para teléfonos móviles

[11/11/2008] Después de haberse hecho con el dominio del mercado de virtualización de clientes y servidores, VMware ha puesto su punto de mira en los teléfonos móviles. La compañía acaba de anunciar Mobile Virtualization Platform (MVP), plataforma de virtualización específicamente orientada a este tipo de dispositivos.

No será VMware quien desarrolle el nuevo hipervisor para móviles por su cuenta. En lugar de ello, la compañía ha optado por la compra de la empresa francesa Trango Virtual Processors, en un acuerdo anunciado ayer mismo. El software hipervisor, de entre 20 y 30KB de tamaño, soportará inicialmente tres sistemas operativos móviles: Windows CE, Linux y Symbian. Obviamente, de la lista se echa en falta Google Android, Windows Mobile y el sistema operativo del iPhone, y, aunque VMware ha asegurado que añadirá al producto soporte para otras plataformas, de momento, no ha especificado para cuáles.
Lo que sí ha adelantado VMware es que trabajará estrechamente con los suministradores de teléfonos móviles para embeber su tecnología de virtualización directamente en los dispositivos como un nivel adicional que desligará las aplicaciones y los datos del hardware sobre el que se soportan, según ha informado Fredrik Sjöstedt, director de productos de VMware en EMEA. Aunque ya mantiene relaciones con algunos de estos fabricantes, de momento, la compañía no ha querido facilitar el nombre de ninguno de sus socios en este proyecto. Lo que sí han adelantado sus portavoces es que los primeros teléfonos con la tecnología de virtualización integrada estarán disponibles a finales del 2009 o principios del 2010.
Los usuarios que opten por un teléfono móvil virtualizado con MVP tendrán la posibilidad, entre otras, de correr múltiples sistemas operativos o perfiles (uno para uso personal y otro para realizar su trabajo, por ejemplo) sobre el mismo terminal. De esta manera, los departamentos de TI corporativos podrán configurar un perfil del móvil que se ajuste a todas las políticas necesarias para garantizar la seguridad de la empresa, pero al mismo tiempo el usuario final podrá correr cualquier cosa que desee sobre su configuración personal, como ha explicado Sjöstedt.
Además, la nueva tecnología facilitará a los usuarios el traslado de datos y archivos personales —incluidas las aplicaciones, fotos, videos, música y correos electrónicos- a otro dispositivo haciendo menos problemático el cambio de móvil. Para los fabricantes, el uso de la virtualización supondrá una mayor facilidad y rapidez en la adición de software a sus terminales.
Desde un punto de vista estratégico, los planes de VMware se inspiran en el objetivo de convertir los teléfonos móviles en una parte más de su infraestructura de gestión, en nada diferentes en este sentido de los servidores o PC, según Sjöstedt.
CIO , España