Llegamos a ustedes gracias a:



Noticias

Startup convierte aplicaciones en software como servicio (SaaS)

[19/07/2013] A medida que la ola de la computación en la nube sigue propagándose en el mundo tecnológico, muchas aplicaciones están siendo abandonadas porque no se pueden traducir bien para ser entregadas como software como servicio (SaaS, por su sigla en inglés) en la nube, señala Osman Kent, fundador de Numecent, que apunta a resolver este problema.
La tecnología CloudPaging de la compañía convierte las aplicaciones en aplicaciones que pueden ser entregadas como un SaaS de nube. Podría haber un gran valor en convertir a nube las aplicaciones: Kent afirma que el mercado de SaaS se encuentra cercano a los 30 mil millones de dólares, y que crece alrededor de 17% al año; las aplicaciones nativas a Microsoft Windows conforman un mercado de alrededor de 300 mil millones de dólares, y se encuentran creciendo cerca de 3% anual. Esta es una gran oportunidad de mercado para convertir las aplicaciones de Windows. En la actualidad, la empresa, que fue fundada en el 2009, solo ha tenido un financiamiento de 13 millones de dólares, liderado por T-Venture, la rama de capitales de riesgo de Deutsche Telekom.
La clave de Numecent es la tecnología CloudPaging, la cual básicamente analiza las aplicaciones para determinar los parámetros mínimos que se requieren para correr la aplicación en un dispositivo cliente, y solo transmite los datos relevantes; todo lo demás se encuentra disponible a demanda cuando se necesite. Este enfoque -que no realiza cambios al código de la aplicación- reduce la cantidad de información que se envía al dispositivo, en algunos casos eliminando el 90% o 95% de los datos del software que normalmente es enviado al dispositivo, sostuvo la compañía.
Al enviar esta versión comprimida del software, se encuentra en capacidad de ejecutarse localmente, pero no tiene que instalarse por parte del usuario final. CloudPaging detecta de manera inteligente los aspectos del programa que se necesitan para que éste corra de forma nativa, afirma Kent. Esto ofrece la agilidad y la inmediatez de las aplicaciones web, con la funcionalidad de una aplicación nativa. Él llama a esto nativo como servicio o NaaS, por su sigla en inglés.
La tecnología es hija de la industria de los escritorios virtuales, pero algo diferente ya que los programas en realidad son ejecutados en el dispositivo del usuario final. Muchos despliegues de VDI hacen que el software corra en algún dispositivo alojado, mientras que la interfase de usuario simplemente es mostrada en el lado del cliente.
Stefan Reid, analista de Forrester afirma que esta es una diferencia significativa que da a Numecent una ventaja con respecto al resto de la industria VDI. Reid lo compara con la industria musical: los reproductores de casetes solían ser una forma dominante de escuchar la música porque almacenaban todos los datos en el disco. Luego los MP3 llegaron y comprimieron los datos de la música en un pequeño archivo que podía ser transmitido. Similarmente, Numecent está reduciendo estas aplicaciones de software, permitiéndoles que puedan ser enviadas como un servicio de nube. La tecnología de Numecent tiene el potencial de redefinir el mercado de VDI de manera similar a la forma en que el MP3 redefinió el mercado de música móvil, sostiene Reid. Va a empujar a los VDI más allá de las intranets corporativas, hacia la nube.
La tecnología inicialmente apunta a los proveedores de software independientes, pero la compañía planea comercializarla entre los proveedores de telecomunicaciones y con el tiempo entre los usuarios empresariales finales. Los usuarios pueden desplegar la tecnología de Numecent por ellos mismos, o correr una versión alojada del software en la nube de Amazon Web Services. Ya que la aplicación está siendo controlada por Numecent, las políticas de seguridad pueden ser establecidas en base a qué tipo de acceso tienen los usuarios con el programa.
Brandon Butler, Network World (EE.UU.)