Llegamos a ustedes gracias a:



Noticias

Microsoft establece las especificaciones para el Windows 7 solo para netbooks

[25/05/2009] Microsoft limitará las ventas de algunas ediciones de Windows 7 a los sistemas con pantallas de un máximo de 10,2 pulgadas, que corran con un procesador de un solo núcleo de bajo consumo eléctrico, y que no vayan a más de 2 Ghz, afirmó TechARP.com la semana pasada.

TechARP.com, un sitio malayo que en el pasado ha filtrado información proporcionada a los productores de computadoras por parte de Microsoft, reportó que la compañía restringirá el Windows 7 Starter, Windows 7 Starter for Small Notebook PC y Windows 7 Basic for Small Notebook PC, a configuraciones que estrictamente definen la categoría de netbooks.
Aunque Microsoft ha dado detalles de las seis versiones de Windows 7 que entregará a finales de este año, incluyendo el Windows 7 Starter de nivel de entrada, no ha dicho nada con respecto a ninguna edición que se denomine Small Notebook PC. Sin embargo, los ejecutivos de la compañía en ocasiones han hablado acerca de un Windows 7 especial para las netbooks.
De acuerdo a TechARP, Microsoft venderá las tres ediciones solo a los OEM para usarse en netbooks que tienen pantallas de 10,2 pulgadas o menos, no más de 1Gb de memoria, un disco duro de 250Gb o menos (o un solid-state drive de no más de 54Gb) y un procesador de un solo núcleo con una velocidad no mayor a los 2Ghz.
El procesador debe ser económico en energía. Para calificar para una de las ediciones de Windows 7, las netbooks deben usar procesadores de un solo núcleo que no excedan una frecuencia de 2Ghz, y tengan una CPU de diseño de energía térmica que sea igual o menor a los 15 vatios, sin incluir los gráficos y el chipset, sostiene TechARP.
Los requerimientos son similares a aquellos que Microsoft impuso a los fabricantes de computadoras el año pasado, cuando decidió extender las licencias de Windows XP Home a las netbooks, las cuales fueron llamadas ultra-low-cost PC (ULCPC). En ese momento, Microsoft permitió que las pantallas fueran más grandes -de hasta 12,1 pulgadas-, limitó los gráficos a DirectX 9 o menores, y no especificó el rating de energía del procesador.
Gregg Keizer, Computerworld (USA)