Llegamos a ustedes gracias a:



Columnas de opinión

Variables para calcular el ROI de una implementación de trabajo flexible

Por: Juan Pablo Jiménez, Vicepresidente de Latinoamérica y Caribe de Citrix

[02/11/2013] El perfil, las necesidades del trabajador moderno y las tendencias de negocios en expansión, están impulsando cambios fundamentales en la composición de la fuerza de trabajo. Los empleados modernos están mirando más favorablemente a las organizaciones que pueden ofrecer beneficios laborales como la flexibilidad, la movilidad y la posibilidad de obtener un mejor equilibrio entre la vida personal y laboral. Soportar las políticas de trabajo flexible con tecnologías de virtualización y nube se convierte en una forma ganadora de implementación.
Cualquier empleado aprecia los beneficios de un arreglo de trabajo más flexible, como la capacidad de realizar actividades desde cualquier ubicación, a tiempo parcial o completo y a través del dispositivo de su preferencia; pero además, los beneficios para las organizaciones también son considerables, puesto que los estilos de trabajo flexible, habilitados bajo un esquema de virtualización, ayudan al crecimiento de las compañías, manteniendo la continuidad empresarial y llevando el negocio a diferentes lugares de forma rápida, sencilla y segura.
El ideal de una inversión en tecnologías de virtualización, con el objetivo de implementar estilos de trabajo flexible, es hallar el modo más seguro y rentable para administrar las herramientas de trabajo. Para calcular el retorno de inversión es necesario tener en cuenta más variables que la sola implementación tecnológica, pues son estas las que soportan e impulsan ese retorno de inversión, se trata de la Gerencia, el Área de TI, el Departamento de Recursos Humanos, los empleados y en general todo cliente interno y externo que se vea beneficiado por la implementación. 
Gerencia: Los beneficios de la flexibilidad laboral, están estrechamente relacionados con los objetivos estratégicos del negocio, como por ejemplo, mejorar el tiempo de respuesta para las operaciones, ampliar la cobertura del negocio, mejorar la atención al cliente desde diferentes puntos, entre otros. Entender los objetivos estratégicos del negocio, ayuda a crear sentido para los escenarios de flexibilidad laboral. En una estrategia de negocio clara, la virtualización logra optimizar los tiempos de trabajo para generar un aumento de la productividad. Es importante tener en cuenta que factores tales como la globalización y el auge de una generación de trabajadores más conocedores de la tecnología (que demandan un nivel de agilidad comercial cada vez más exigente con el negocio) hacen que la virtualización se posicione como una herramienta clave para la gerencia exitosa.
Área de TI: Afrontar tendencias como BYOD (Traiga su Propio Dispositivo), soportar la movilidad del negocio montando y desmontando (de manera remota) estaciones de trabajo, habilitar la red corporativa para que esté disponible en cualquier momento, desde cualquier lugar y para cualquier dispositivo, se han convertido en los desafíos de hoy para las áreas de TI, que deben estar en la capacidad de trabajar al ritmo acelerado del mercado y ofrecer un buen funcionamiento de las plataformas de información, brindando un soporte rápido y seguro, sin comprometer la continuidad del negocio. Las soluciones de virtualización y nube son fáciles de instalar y administrar, bajo un esquema que ofrece tecnología eficaz, actualizada y escalable, aumentando el ciclo de vida de los equipos para que con el paso del tiempo no requieran de inversión de hardware adicional. Las empresas invierten en tecnología para aumentar su productividad y competitividad, no en vano, mundialmente un cuarto (24%) de las organizaciones ya ha adoptado completamente los estilos de trabajo flexible amparados en soluciones de nube y virtualización que permiten realizar las actividades laborales en lugares alternos a la oficina como hoteles, aeropuertos y cafés, entre otros.
 
Departamento de Recursos Humanos: La competencia es cada vez más dura entre las organizaciones que requieren a los trabajadores más talentosos, altamente capacitados y calificados. Actualmente, las organizaciones encuentran en el mercado laboral una nueva generación de candidatos con un alto nivel de tecnología y sofisticación, así como también madres y personas con algún tipo de discapacidad, que cuentan con el talento, los conocimientos y las aptitudes para desarrollar diferentes tipos de trabajo pero que requieren condiciones de flexibilidad para llevarlo a cabo. El trabajo flexible, móvil y remoto bajo condiciones adecuadas permite atraer y retener los mejores talentos.
Cliente Interno: A medida que las compañías buscan aprovechar más su tiempo y la evolución de los recursos tecnológicos permiten políticas de trabajo flexible, se generan cambios en la rutina de los trabajadores, a quienes estos estilos de trabajo les transforman la vida, convirtiéndolos en trabajadores más productivos que le aportan de manera positiva al negocio. Por ejemplo, estudios de movilidad revelan que desplazarse por motivos laborales en una ciudad como Bogotá genera una pérdida de tres horas diarias o más (720 al año), el trabajo flexible redunda en un menor tiempo de traslado, con la flexibilidad estos espacios de tiempo podrían ser aprovechados para la vida personal. 
El trabajo flexible es una opción que otorga la capacidad de cumplir con las exigencias de la globalización de los negocios. Además del costo de adquisición de la tecnología, que habilita los estilos de trabajo flexible, existe un retorno de inversión en términos del recurso humano, al generar las condiciones para que los trabajadores sean más productivos se generan también ingresos adicionales para la compañía. La clave está en los objetivos estratégicos del negocio, pensados por una gerencia que involucra la tecnología para aumentar la productividad y competitividad de forma eficaz y escalable. Al involucrar el área de TI, se optimizan los recursos nuevos y existentes, lo que no solo aporta en términos de ganancia y ahorro, contribuye a la inclusión social, al cuidado del medio ambiente e incluso a la movilidad.
CIO, Perú