Llegamos a ustedes gracias a:



Reportajes y análisis

Cómo simplificar sus archivos


[13/03/2014] Probablemente tenga más de un millón de archivos en mi Mac y de seguro unos cuantos cientos de miles son componentes del OS X o de las aplicaciones que he instalado. Pero, aun así, el número de archivos que he acumulado a través de los años, me impresiona.
La mayor parte del tiempo, esos archivos no sirven para nada, solo se quedan quietos, haciendo sus osas y sin molestar a nadie. Pero a veces, digamos, cuando hago una búsqueda de algún documento y aparecen miles de posibles coincidencias, comienzo a pensar que una parte de la simplificación de archivos no está en orden.
Ahora, en este contexto simplificar puede significar eliminar -pero no tiene porqué ser así. Puede que necesite cierto viejo archivo solo una vez en muchos años, pero eso no significa que lo quiera eliminar. Dependiendo del contexto, la simplificación puede significar reordenar y organizar archivos, crear archivos, descargar todos los archivos a un disco externo u otras estrategias. Y, por supuesto, sería más fácil dejarse llevar por este tipo de cosas y pasar muchísimos días buscando por todas y cada una de las maneras de optimizar nuestros archivos, pero eso produciría un rendimiento decreciente. Por ello, en vez, le sugiero concentrarse en las maneras más fáciles y fructíferas de simplificar.
Razones por las que debería simplificar sus archivos
El hecho de que facilite la búsqueda de documentos no es la única razón por la que debería simplificar sus archivos. Un mayor número de archivos también hacen actividades de copias de seguridad, sincronización, reparación del disco, actualizar OS X y migrar a una nueva Mac. Y, es necesario decir que todos esos archivos ocupan espacio, lo cual es totalmente significante y muy importante para cualquiera que tenga una laptop con poca capacidad SSD.
La simplificación puede beneficiarlo si colabora con otros usuarios, ya sea a través de un servicio de sincronización en la nube como Dropbox, usando el intercambio de archivos incorporado de OS X, o confiando en un servidor de archivos. Mientras más fácil sea encontrar documentos para sus colegas y mientras menos dolor tenga a la hora de sincronizarlos y almacenarlos, van a ser más felices.
Que archivos simplificar
Usted mismo va a tener que decidir que está funcionando y que no cuando se trata de sus archivos, pero le daré unos cuantos ejemplos de tipos de archivos que están en la parte superior de mi lista de simplificación.
Muchas versiones de un solo documento: Cuando escribo un libro o un artículo, el archivo pasa a través de muchas iteraciones a medida que el autor, editor y el publicador lo modifican. A veces tengo varias docenas de versiones de un solo manuscrito antes de haberlo terminado. En muchos casos, solo la versión final es útil, pero ocasionalmente necesito revisar con detenimiento y ver quien hizo qué cambios y cuando. Mi estrategia favorita para encargarse de esas versiones antiguas es metiéndolas todas y comprimiéndolas en un archivo Zip, y luego ponga en la papelera de reciclaje todos los originales.
Archivos grandes: Videos, música y máquinas virtuales de aplicaciones como VMware Fusion (60 dólares), son los que ocupan más espacio. Por ejemplo, me gusta es Call Recorder de Ecamm para grabar conversaciones de Skype. Pero si lo tiene en modo automático, es decir para que grabe todas las conversaciones de Skype (como yo lo tenía), va a encontrar un folder repleto de archivos muy pesados en poquitísimo tiempo. Así que lo que yo hice fue cambiarlo a la opción de grabar solo cuando yo se lo pedía, eliminé conversaciones que sabía que no escucharía nunca y comprimí las pocas que me servían.
Call Recorder es una buena opción para guardar llamadas de audio o video, pero hágase un favor a usted mismo y desactive la opción de grabar todas las llamadas automáticamente; le ahorrará mucho espacio en disco.
 
Instaladores: Cuando descargo un software, normalmente me gusta quedarme con el instalador para ponerlo en otras máquinas sin tener que descargarlo de nuevo. Pienso que los instaladores se pueden almacenar en un dispositivo red como Transporter de Connected Data (99 dólares) o AirPort Time Capsule de Apple (289 dólares), tienen el doble objetivo de sacarlo del disco de la computadora principal y hacer que esté disponible para las demás máquinas.
Media descargada: Compro un montón de música, shows de televisión y películas de iTunes Store, pero todos esos archivos no tienen por qué quedarse en la Mac, porque (casi siempre) puedo descargármelos y transmitirlos cuando quiera. De vez en cuando, sin embargo, Apple elimina el contenido de iTunes Store, y esto hace que no lo pueda descargar de nuevo a pesar de que haya pagado por él; así que prefiero descargar todos esos archivos multimedia a un disco externo, solo por si acaso.
Pruebe una utilidad
Otros tipos de archivos ocupan espacio innecesario, pero son más difíciles de identificar. Por ejemplo, borrar las memorias caché, archivos de registro y archivos de soporte de las aplicaciones desechadas es totalmente seguro; pero no es una buena idea eliminar estos archivos indiscriminadamente, en parte porque pueden servir para un propósito útil y en parte porque puede ser difícil averiguar de dónde son todos esos archivos y cuáles son los que definitivamente ya no necesita. En tales casos, una utilidad puede ser útil.
CleanMyMac pueda identificar muchos tipos de y eliminarlos por usted. Pero revise la lista sugerida cuidadosamente, ya que puede asumir como desechables archivos importantes.
 
He probado varias utilidades para ordenar y organizar el disco, incluyendo desinstaladores, duplicados de finders y herramientas de uso general como OnyX de Titanium Software (Gratis) (donaciones solicitadas). Actualmente mi favorito -con una calificación- es CleanMyMac de MacPaw (40 dólares).
Me gusta el hecho de que CleanMyMac pueda identificar archivos grandes y viejos, eliminar las memorias caché y logs, desinstalar aplicaciones, gestionar las extensiones del sistema de varios tipo, y hasta achicar una iPhoto Library. Sin embargo, nunca acepto la opción de eliminar todo, porque a menudo, identifica archivos como desechables cuando son muy importantes para mí. Yo siempre reviso lo seleccionado antes de eliminarlo.
Joe Kissell, Macworld.com