Llegamos a ustedes gracias a:



Reportajes y análisis

Por qué destacar en las redes sociales

[04/04/2014] Le guste o no, su comportamiento en las redes sociales dicen mucho sobre usted y sobre lo que valora en su vida personal y profesional. Encontrar el equilibrio perfecto entre ser inteligente y centrado en su carrera en los medios o redes sociales, es más importante ahora que antes.
Mientras que la primera oleada de participación y compromiso con las redes sociales como Facebook, LinkedIn y Twitter estaba dominada, básicamente, por los entusiastas de la tecnología. Ahora, hay una presión creciente sobre los ejecutivos de alto nivel para que entren al juego.
Los ejecutivos de alto nivel tienen mucho por ganar uniéndose y entrando al mundo de estos sitios web, pero los expertos dijeron a CIO.com que deberían seguir ciertas tácticas y prácticas generales para alcanzar esas metas y elevar sus carreras en el proceso.
Las redes y medios sociales están aquí para quedarse, y cada vez se están volviendo más dominantes en el sentido en cómo la gente de todas partes del mundo se entera rápidamente sobre ya sea las invasiones en Crimea o sobre un nuevo producto, señala Collin Moor, socio de la firma consultora Essex Partners. Es algo que no puede ignorar, sino que tiene que comenzar a adoptar.
Deje de preocuparse y comience a querer a las redes sociales
En su experiencia trabajando con ejecutivos de alto nivel en transiciones de carrera, Moor anota que ha visto una amplia divergencia entre los clientes experimentados que han trabajado con especialistas de marketing y otras personas para elaborar una estrategia sólida, y aquellos que no tienen ni siquiera un perfil en LinkedIn.
Todavía hay una cantidad sorprendente de indecisión por meterse en ese mundo, agrega, añadiendo que su recomendación más prudente para los que tienen esa inhibición es comenzar con LinkedIn. La mayor parte de su malestar sobre las cosas que le preocupan va a ser aminorado rápidamente, añade Moor.
Hoy en día, un perfil personal de LinkedIn es tan importante como el currículum, señala Moor. Si es que tiene un perfil, va a tener que estar moreteándose las 24 horas del día y los 7 días de la semana. Ningún currículum es tan efectivo.
Si bien hay beneficios reales y tangibles de tener presencia en sitios web como LinkedIn, Moor añade que la fase inicial puede ser tan abrumadora que asusta a muchos ejecutivos de alto nivel. Hay una amplia gama de niveles de comodidad con las redes sociales, pero lo que convence totalmente a los rezagados o a los que se demoran en entrar a este mundo, es cuando ven cuántos de sus compañeros ya están profundamente involucrados en varias redes sociales, añade Moor.
Línea directo hacia los más grandes
En LinkedIn, un ejecutivo de alto nivel tiene la oportunidad de conectarse y comunicarse directamente con los principales líderes de las organizaciones más importantes de su rubro. Moor llama a esos momentos verdaderos abridores de ojos, especialmente para aquellos que llegan a él sin saber nada de ninguna red social. Alrededor del 80% de nuestras historias de éxito tienen alguna dinámica de redes unida a ellas, señala.
Los puestos de trabajo y promoción profesional pueden ser lo que hace que la gente se una a LinkedIn, pero la página ha crecido mucho más allá de eso y se ha convertido en una herramienta de trabajo básica para las ventas, el marketing y la creación de redes. Esa realidad se mezcla con el hecho que la actividad en la red social no es exclusivamente personal, pero cada vez más importante, y el reflejo de las organizaciones más grandes de las que forma parte.
El problema es que la mayoría de empleados no saben lo que están haciendo. No se están presentando bien en las redes sociales, anota Michael Idinopulos, CMO de PeopleLinx.
Los abogados y representantes de ventas con perfiles poco impresionantes pueden destruir, rápidamente, la credibilidad de sus empleadores, añade. Los empleadores y empleados tienen que entender la importancia de una estrategia inteligente en las redes sociales y deben estar a la misma altura; pero la mayoría no tiene idea lo que deberían hacer para mejorar sus perfiles y la imagen que dan a gente que no los conoce, agrega Idinopulos.
El rendimiento mejorado por las redes sociales
Creo que la diferencia más grande es que estas herramientas son como las redes tradicionales pero con esteroides. No es que la actividad en sí misma sea diferente, ya que la gente siempre se ha conocido en reuniones sociales y han intercambiado tarjetas de trabajo y otro tipo de información, señala. Lo que es nuevo, es que la gente ahora puede hacerlo en una escala mucho más grande de la que podían antes.
Aun así, los beneficios para el empleador son, por lo general, secundarios. Es un rol bastante dependiente, pero al final todo se trata de la marca personal. Independientemente de lo que se trata mi trabajo, yo como individuo me voy a beneficiar por tener una marca personal y convincente en las redes sociales, añade Idinopulos.
Nunca se presentaría a una reunión de trabajo o al trabajo mismo con los zapatos desamarrados y su ropa hecha un desastre. Es un poco impactante que la gente aún esté dispuesta a hacer eso en línea, anota.
Lo que debería hacer y lo que no debería hacer en las redes sociales
Idinopulos y Moor compartieron los consejos que les dan a sus clientes para el uso eficiente y exitoso de las redes sociales. Lo primero y principal es la construcción de un perfil convincente y completo. Luego, debe construir una red relevante de personas que sabe que le devolverían la llamada, por ejemplo.
Después de hacer esas conexiones, el objetivo primario debería ser llenar su red de contenido valioso; por lo menos la mitad del contenido compartido no debe ser sobre usted, aconsejan.
Creo que el error más grande que comete la gente es el narcisismo social, hablar solo de ellos y sin parar, señala Idinopulos. Es como cualquier interacción social. La gente no está interesada en personas que solamente hablan de sí mismas. Simplemente no trate de dominar la conversación y hacerla toda sobre usted.
Estas oportunidades se hacen posibles gracias a un cambio fundamental: los profesionales del marketing ya no son los únicos profesionales con acceso a las herramientas de marketing de negocios, añade.
Eso significa que la manera en la que las compañías representan a sus productos, servicios, talentos, marcas y a sí mismas, se está moviendo hacia un modelo mucho más descentralizado en el que el mundo gira en torno a uno y cada uno de los empleados individualmente, en vez de hacerlo alrededor del departamento de marketing.
Matt Kapko, CIO (EE.UU.)