Llegamos a ustedes gracias a:



Reportajes y análisis

¿Debería comprar una laptop híbrida?

[11/04/2014] La computadora híbrida se trata solo de una promesa. Es una laptop y una tableta capaz de satisfacer sus necesidades de negocio y de consumo de media. Además, le suministra un teclado cuando quiera y deja todo ese teclado físico cuando ya no lo quiere. Son dos dispositivos en uno.
Pero, ¿Cuál es la realidad? ¿Este tipo de configuración realmente se sostiene en el uso diario? ¿Es este diseño multi usos un maestro de unos pocos?
Para averiguarlo, hablamos con antiguos usuarios de laptops que habían decidido probar una PC híbrida, y luego se les pidió que evaluaran las características de su nueva máquina. Las respuestas fueron sorprendentes y esclarecedoras, y hasta puede que cambien su manera de pensar sobre qué computadora comprar.
Para propósitos de la historia, nos enfocamos específicamente en las laptops híbridas de Windows, que ofrecen una pantalla con un teclado extraíble (o si lo prefiere, un teclado con pantalla extraíble). Tenga en cuenta que no estamos hablando sobre las convertibles, que son básicamente laptops con pantallas táctiles con bisagras que se pueden plegar de nuevo en los teclados. Estas tienden a ser más pesadas y difíciles de manejar cuando se utilizan como tabletas.
La idea acá es ver si un diseño separado tiene más beneficios.
¿Por qué una PC híbrida?
Con tantas opciones para elegir de hardware -convertibles, tableta, laptops tradicionales, etc. - ¿qué llevó a que se inventaran las híbridas? Entre las motivaciones más fuertes estaban la comodidad y la flexibilidad.
Me gustó la idea de la flexibilidad de unir la pantalla separada del teclado, lo que podría abordar la necesidad de una iPad y una laptop al mismo tiempo, señala el Rabino Adam Chalom de la Congregación Humanística Kol Hadash en Chicago. Él adoptó una Asus VivoTab para reemplazar tanto su computadora de escritorio como su laptop HP antigua.
La PC híbridas, como la Asus VivoTab RT, permite a los usuarios trabajar con el dispositivo como si fuera una tableta o una laptop.
 
Las híbridas como Asus VivoTab RT permiten a los usuarios trabajar con el dispositivo ya sea como tableta o como laptop.
Harold Gale, el ingeniero de redes y dueño de las computadoras Quakertown en Quakertown, Pensilvania, no estaba buscando necesariamente reemplazar su laptop, pero quería algo más cómodo y portátil para leer libros electrónicos, ver televisión, navegar en la web y chequear sus correos electrónicos. Escogió una Acer Iconia W510 con la base de teclado opcional, y descubrió que la estaba usando más que a su laptop para los negocios y trabajos diarios.
La razón por la que Foster Braun, que trabaja en la radio 760 AM en Detroit, optó por una Microsoft Surface Pro y un teclado Type Cover, fue porque era un dispositivo que no necesariamente lo obligaba a estar sentado por horas en su escritorio, pero que tenía una pantalla mucho más grande que la de su teléfono. Braun sufre de varios problemas de salud que lo restringen a un sillón reclinable la mayor parte del tiempo y la Surface me permite transferir una gran cantidad de trabajo, señala -tareas como el correo electrónico, blogging, navegación web y edición de imágenes.
Una PC híbrida parece ser la respuesta a esta ecuación, comenta el programador y analista Michael Nagele, quien trabaja para la Fundación de la Universidad de Illinois en Champaign, III. Lo suficientemente pequeña como para ser totalmente portátil y lo suficientemente grande como para gozar del consumo de media, o ser capaz de terminar de hacer algún trabajo si es necesario. Nagele escogió una Asus VivoTab RT porque quería probar personalmente Windows 8, y ver de qué se trataba todo el alboroto de los que están a favor y en contra.
Cómo se usan
En teoría, una PC híbrida es la división perfecta entre las tareas para el trabajo y la diversión. El teclado permite las operaciones de la oficina y la pantalla sola sin el teclado permite leer libros, ver películas y navegar en la web. Pero, ¿la balanza se inclina hacia uno de los dos lados cuando los compradores comienzan a usar las máquinas?
Para el Rabino Chalom, si es así. Resulta que yo uso el sistema casi exclusivamente como una laptop, anota. Prefiero leer en un Kindle y ver mi correo electrónico y poner música en mi teléfono mientras lavo los platos. Por esto, la híbrida casi siempre se queda en mi maletín de trabajo. De la misma manera, Chalom señala que su VivoTab le sirve como una laptop mientras viaja.
Nagele utilizaba inicialmente su híbrida para consumir media -Netflix, Hulu Plus, juegos y navegar en la Web, señala. Pero debido a que venía pre cargada con Office y ofrecía una profunda integración con OneDrive de Microsoft, un día me encontré usándola cada vez más, porque puedo hacer todo en una sola máquina. Puedo usarla para hacer varias tareas y no me tengo que preocupar de que se le acabe la batería.
El Power Cover de Microsoft, diseñado para el Surface Pro 2, tendrá una batería debajo del teclado.
 
Si asisto a reuniones, conferencias o salgo de la oficina, agarro mi híbrida, anota Harold Gale. También la uso como tableta cuando necesito trabajar en los armarios de cableado, dado que entra perfectamente en todos lados, hasta en los espacios más pequeños. Gale añade que a pesar de que todavía recurre a su laptop para ciertas cosas, depende de su Acer W510 para todo, desde las tareas más generales de oficina hasta leer y ver videos.
En general, la mayoría de los usuarios encuestados usan sus PC híbridas como laptops primero y como tabletas segundo.
Lo que a los usuarios les gusta
Cuando se les preguntó qué era lo que más les gustaba acerca de los sistemas, los usuarios se refirieron muy poco a este truco de la separación entre la pantalla y el teclado, y mucho más a las ventajas tradicionales que podría encontrar en cualquier ultrabook o laptop táctil equipada con Windows 8.
Chalom, por ejemplo, ama la combinación de un teclado tradicional touchpad y una pantalla táctil. Esto último hace que sea más fácil cambiar de un programa a otro y de arriba hacia abajo, mientras que el touchpad ofrece la precisión del puntero del mouse que mis dedos gorditos no proporcionan.
También le gusta la integración OneDrive de VivoTab, pero señala que eso es específicamente más de Windows 8 que de Asus. Del mismo modo, aprecia el rápido encendido, pero creo que esa es una característica de Windows 8 en general.
Hablando de eso, he aprendido a apreciar el modo paisaje y me gusta mucho la manera en que los pulgares son parte importante de la forma en la que se manipula la pantalla, señala Braun. También me gusta la manera en la que puedo cambiar de teclado a pantalla táctil las veces que quiera.
Nagele alaba la vida o duración de la batería de su VivoTab RT, que se lleva de encuentro a la duración de todas las baterías de las laptops que ha usado. La híbrida la puedo usar por unas cuantas horas los lunes en la tarde, ponerlo en standby y la batería va a estar igualita cuando la prendo al día siguiente o incluso después de dos días. No pasa lo mismo con las laptops tradicionales, señala, que necesitan estar cerca de un toma corriente, incluso cuando están en standby.
Hasta el momento, nada apunta a los beneficios híbridos específicos para Gale; pero, por lo menos, descubrió una ventaja clave: Si necesito hacer una presentación, puedo desacoplar o separar la tableta, dejarla en el podio y que la audiencia me pueda ver sin que nada me tape.
También, habla muy bien sobre la duración de la batería de su Acer, la cual dura como seis horas si la tableta está sola, y de doce a catorce horas cuando está con el teclado. (La base del teclado de la Acer Iconia W510 tiene su propia batería, la cual, según Acer, puede incrementar la duración del uso de la tableta en nueve horas.)
Es, sin duda, una de las mejores herramientas en el arsenal de una híbrida y algo que una convertible no puede igualar. El Power Cover de Microsoft, diseñado para el Surface Pro 2, tendrá una batería debajo del teclado.
Lo que a los usuarios no les gusta
Tal y como era de esperar, los disgustos de los usuarios, así como sus gustos, generalmente recaen sobre las mismas categorías generales de computación. Esto es lo que Chalom dice de su híbrida: El sistema puede ser un poco delicado. A veces duerme más que un chico de fraternidad los domingos en la mañana, por lo que despertarla muchas veces puede significar un desafío.
Tiene que desconectarla del teclado y reconectarla antes de que se inicie; y de vez en cuando el puntero del mouse decide dejar de funcionar, por lo que tiene que utilizar las teclas de función para deshabilitar y volver a activar el mouse, y es ahí cuando funciona bien.
Las híbridas también pueden sufrir de los problemas de todos los días de Windows. Braun considera a algunas funciones como el copiar y pegar irregular en la pantalla táctil de la Surface, mientras Gale nota que algunas aplicaciones no responden bien al tacto, sobre todo cuando se necesita usar el clic derecho.
Irónicamente, el teclado que puede aumentar la versatilidad y longevidad de una híbrida, puede ser un punto o un tema de molestia entre los usuarios. Braun, Chalom y Nagele, todos usan la palabra apretado o estrecho para describir los teclados de sus híbridas, hasta el punto en que Nagele recurre a su laptop o computadora de escritorio cada vez que tiene que escribir demasiado.
Gale también descubrió deficiencias en las áreas de capacidad de expansión, capacidad de actualización y reparaciones. Si quiere actualizar la SSD, por ejemplo, no puede porque está soldada adentro; y se vio obligado a comprar un adaptador de micro a estándar para los puertos micro USB y micro HDMI de su Acer. Solo costaban cinco dólares cada uno pero son dos cables más que me tengo que preocupar de no perder, señala.
Híbridas: ¿sí o no?
La satisfacción general de los usuarios con sus PC híbridas parece tener más que ver con Windows y varios aspectos del hardware, que con la ejecución básica del diseño híbrido. Se podría argumentar entonces, que una convertible serviría igual de bien, y quizás mejor, dada la selección más amplia de modelos y configuraciones disponibles.
Dicho esto, los cuatro usuarios informan que están totalmente satisfechos con sus híbridas. Chalom no esperaba que su nueva máquina funcionara tan bien como lo hizo y ha venido haciendo. Por ser tan ligera, llevo la máquina todos los días conmigo sin importar si sé con seguridad o no, si es que la voy a usar, anota, mientras que antes, solo llevaba mi pesada laptop cuando estaba seguro de que la iba a usar.
Gale esperaba que las tabletas fueran lentas y perezosas; sin embargo, me impresionó mucho lo bien que funciona esta tablet, comenta. No creo que haya hecho cambios significativos en la manera en que trabajo, pero ha aumentado la capacidad o habilidad en la forma en que puedo hacer las cosas.
Finalmente, Nagele informa que está gratamente sorprendido con la duración de la batería de su híbrida, después de haberse llevado una gran frustración con el dispositivo Android, en los que se gastaba tres cuartas partes de la batería después de mediodía sentado en mi escritorio sin usarlo mucho.
¿Compraría una nueva PC híbrida? No estoy listo para usar la tableta sola y renunciar al teclado, señala, pero la capacidad de tener ambos es una gran ventaja.
Los otros tres encuestados también señalan que comprarían híbridas de nuevo, a pesar de que están esperando ver más variedad y a precios más bajos. Gale señala: Me he acostumbrado tanto a la manera en que funcionan que no me imagino no teniendo una.
Rick Broida, Computerworld (EE.UU.)