Llegamos a ustedes gracias a:



Reportajes y análisis

5 industrias que serán transformadas

Por la impresión en 3D

[17/05/2014] El mundo de la impresión 3D está actualmente en el limbo -la tecnología está lo suficientemente desarrollada para llamar algo la atención en el mundo real, pero no lo suficiente para lograr un cambio a una escala sustancial. Nuevas historias surgen día a día respecto a los avances de la impresión en 3D, ya sea a través de la investigación o el desarrollo de productos reales.

Estos avances tienden a aplicarse a un puñado de mercados, la mayoría de los cuales ya han utilizado la impresión en 3D en la práctica, o ha empezado a prepararse para ello. Estos son los cinco mercados que verán el mayor impacto inmediato de la impresión en 3D, sin ningún orden en particular.

1. Cuidado de la salud
El mercado de la salud está avanzando rápidamente con la impresión 3D. En la conferencia 3D Printing, en Nueva York, a inicios de abril, el Dr. Amir Dorafshar, co-director del Programa de Trasplante facial en la Escuela de Medicina de la Universidad Johns Hopkins, mostró algunas de las oportunidades que la impresión en 3D ha creado para la cirugía cráneo facial. Usando materiales en 3D impresos, el doctor Dorafshar y otras personas de todo el mundo están proporcionando procedimientos innovadores a los pacientes que han sufrido un trauma grave en la cabeza o la cara, y a los bebés que nacen con anomalías en el cráneo o en la cara.

Los procedimientos anteriores para estos pacientes involucraban retirar huesos de otras partes del cuerpo y darles un nuevo propósito para las zonas del cráneo o la cara que las necesitaban. Esto era un tanto imperfecto y arriesgado -un hueso tomado de otra parte del cuerpo no encaja perfectamente en el lugar donde se necesita, y los riesgos de someterse a un procedimiento de este tipo podrían poner la vida del paciente en peligro.

[Impresoras 3D: La democratización de la manufactura]

En su presentación, el doctor Dorafshar mostró cómo la impresión 3D permite a los cirujanos crear un implante único que se adapta a las necesidades de cada paciente individual. En algunos casos, la impresión 3D permite procedimientos que antes eran imposibles.

Eso es solo un ejemplo de la impresión 3D en el sector de salud, donde los avances en otras áreas han llegado a los titulares. A principios de este año, un "exoesqueleto" impreso en 3D ayudó a una mujer a caminar por primera vez desde que quedó paralítica en un accidente de esquí en 1992. El año pasado, los médicos de la Universidad de Michigan utilizaron la impresión 3D para desarrollar una férula para mantener abierta las vías respiratorias de un bebé de Ohio, lo que lo ayudó a respirar sin el apoyo de una máquina para respirar por primera vez en su vida.

La producción en masa de materiales para el cuidado de la salud deja una gran cantidad de pacientes con necesidades especiales sin ayuda. La capacidad de crear soluciones individuales rápida y asequiblemente es un gran avance para el cuidado de la salud.

2. Aviación
Curtis Carson, director de integración de sistemas para el Centro de Competencia de Manufactura e Ingeniería de Airbus, presentó imágenes de un avión totalmente impreso en 3D en la conferencia Inside 3D Printing. Sin embargo, habló con cautela de los beneficios de un avión impreso en 3D, ya que este tipo de transformación es aún muy lejos en el futuro.

En el corto plazo, sin embargo, la aviación está a punto de ver algunas mejoras significativas en eficiencia y en mecánica desde la llegada de partes impresas en 3D.

En cuanto a la mecánica, la industria de la aviación ya tiene pruebas contundentes. En enero, el contratista de defensa BAE Systems anunció el primer vuelo de prueba con éxito de un avión militar usando partes impresas en 3D. La Fuerza Aérea del Reino Unido imprimió partes en 3D para fundas protectoras para radios de cabina, puntales de apoyo en la puerta de entrada de aire y dispositivos de protección para los ejes de toma de fuerza", según la revista Dezeen. BAE Systems estima que la impresión 3D podría ahorrar a la Real Fuerza Aérea de más de dos millones de dólares en reparaciones y mantenimiento en los próximos cuatro años.

Esto se debe a que la impresión 3D permite a las empresas de aviación producir piezas individuales con mayor facilidad. El material utilizado para el desarrollo de estas piezas también podría servir para aviones mucho más livianos de alta eficiencia energética. GE estima que las piezas impresas en 3D podrían hacer que cada avión sea alrededor de mil libras más ligero. Naturalmente, eso significa que los aviones requieren menos combustible, lo que significa tanto una huella de carbono menor como una operación menos costosa. Esto podría, eventualmente, significar viajes aéreos menos costosos para los consumidores. En la aviación la impresión 3D podría ser una fórmula ganadora.

3. Aeroespacial
Los viajes espaciales también se benefician enormemente de la impresión en 3D, aunque las posibilidades se extienden más allá de las piezas más ligeras y más baratas.

Impresión 3D de chocolate sobre una galleta

Uno de los mayores desafíos de los viajes espaciales extendidos es el almacenamiento y mantenimiento de materiales, tales como ropa, herramientas y alimentos. Los astronautas solo pueden permanecer en el espacio, siempre y cuando tengan estos recursos.

La impresión en 3D, sin embargo, permite a los astronautas crear estos recursos bajo demanda. En mayo pasado, la NASA prestó atención al financiar un proyecto que tiene como objetivo la impresión 3D de pizza comestible. Su intención era ayudar a Systems & Materials Research Corporation (SMRC), la compañía de desarrollo de prototipos de alimentos impresos en 3D, a desarrollar un proceso para la creación de los alimentos en el espacio. La pizza fue el primer prototipo por un par de razones: a la gente realmente le encanta, y está creada en capas, lo cual se presta a un proceso de impresión 3D.

La NASA también ha utilizado la impresión 3D para crear herramientas que se pueden utilizar en el espacio, y se dice que está colaborando con una empresa llamada Made In Space en un plan para llevar una impresora 3D a la Estación Espacial Internacional en octubre.

4. Retail
El comercio electrónico ha tenido un impacto drástico en el retail, permitiendo a las empresas enviar productos a los clientes en cuestión de días de haber hecho su orden. La impresión en 3D lo llevará al siguiente paso, permitiendo a los clientes imprimir los productos en sus casas, inmediatamente después de haber comprado los archivos de diseño.

La impresión 3D ya es capaz de crear muchos de los productos disponibles en las tiendas al por menor -juguetes, accesorios de vestir, zapatos, carcasas de teléfonos móviles, etc. Todo lo que la industria necesita son consumidores lo suficientemente equipados con impresoras 3D en sus casas, las cuales se están volviendo menos costosas, y los minoristas podrían comenzar pronto a enviar archivos de diseño a los clientes para que puedan imprimir los productos ellos mismos. Los problemas tradicionales de los negocios de retail, como el inventario y el envío, se volverían básicamente irrelevantes.

La impresión 3D ya está empezando a mostrar signos de vida en el mundo del retail. Amazon.com anunció una nueva asociación para comenzar a vender productos impresos en 3D en marzo, y varias empresas ofrecen servicios de impresión en 3D a los consumidores que quieren imprimir un diseño personalizado, pero que no tienen su propia impresora 3D.

Cuando la adopción de los consumidores de las impresoras 3D alcance un nivel de tendencia general, los minoristas podrían enfrentar importantes cuestiones de propiedad intelectual.

John Hornick, socio de Finnegan, Henderson, Farabow, Garrett y dunner, un bufete de abogados en Washington, DC, advierte que los minoristas no tienen manera de vigilar que los consumidores compartan los archivos de diseño entre ellos. Veámoslo de esta manera: si una persona obtiene el archivo de diseño de un juguete de plástico, nada le impide imprimir copias de ese juguete y distribuirlo de forma gratuita o con descuento a todos en su barrio. Si los minoristas no encuentran una solución, la impresión 3D podría hacer a las ventas de retail, lo que la compartición de archivos le hizo a la industria musical.

5. Alimentos
Probablemente las impresoras 3D no reemplacen las cocinas y hornos en el corto plazo, pero la tecnología tiene un potencial enorme para ciertos casos de uso.

La Unión Europea anunció recientemente un fondo de cuatro millones de dólares para ayudar a desarrollar procesos de impresión en 3D para elaborar alimentos enfocados específicamente en los ancianos. Otros investigadores, como Hod Lipson, de Cornell, ven a la impresión 3D como una herramienta para aquellos que se adhieren a dietas estrictas, ya sea para bajar de peso o por otras razones de salud, como alergias a los alimentos. Y SMRC, la empresa que recibió un fondo de la NASA para crear alimentos impresos en 3D para el espacio, ve la tecnología como un alterador de las reglas de juego en países del tercer mundo y en otras zonas donde los alimentos sostenibles son escasos.

Los alimentos impresos en 3D están aún en su fase de novedad, con empresas fabricando artículos especialmente solo porque pueden hacerlo. Pero tiene el potencial de lograr mucho más para las personas que lo necesitan.
Colin Neagle, Network World (EE.UU.)