Llegamos a ustedes gracias a:



Noticias

Dropbox compra Pixelapse

Para añadir control de versiones para diseñadores visuales

[29/01/2015] Dropbox, una compañía que no se amilana ante las adquisiciones, ha adquirido la startup Pixelapse, la cual proporciona un servicio de control de versiones similar al de GitHub para "decenas de miles de diseñadores visuales. Los términos de la adquisición no fueron revelados.

"Nuestros nuevos esfuerzos de desarrollo se concentrarán en llevar el mismo tipo de experiencias de colaboración y flujos de trabajo que tiene en Pixelapse al principal producto de Dropbox, se decía en la tradicional entrada de blog sobre la adquisición.

La forma en que funciona Pixelapse es simple y familiar para cualquiera que haya usado un servicio de control de versión como el de GitHub antes: Los archivos de los proyectos de diseño visual se almacenan en una carpeta dedicada. Al realizar un cambio en un activo del proyecto éste se sincroniza con la nube, en donde pueden ser vistos desde una interfaz de nube. Incluso se presentan como un feed de actividades para ver quién trabajó en qué dentro de un equipo.

Si usted o alguien más (el cliente con quien compartió el proyecto, el jefe a cargo del proyecto o simplemente alguien más del equipo del proyecto) así lo desea, pueden volver y ver todo el historial, comparar versiones y volver atrás en los cambios si es necesario. Uno puede incluso mostrar el historial del proyecto al público con un widget para embeber código.

Si esto le suena muy parecido al actual control de versiones de Dropbox, solo que personalizado para una vertical específica -es decir, los diseñadores- tiene razón. Desde la perspectiva de Dropbox, este es un movimiento que mejora el atractivo de la plataforma con una característica de administración de proyectos que a los desarrolladores les encanta pero a la que los diseñadores nunca tendrían acceso. Los orígenes de la startup provienen del tiempo en el que el cofundador Min Ming Lo fue practicante de diseño en Google, en donde nadie tenía ninguna idea de cuáles activos pertenecían a quién y cómo ofrecer comentarios de ellos.

Pero los actuales usuarios no tienen nada que temer. Pixelapse promete en su sitio web que el servicio está asegurado por al menos otro año y que aún está aceptando personas que se registren en él, lo cual es un buen augurio dado que muchos acuerdos similares han cerrado inmediatamente el servicio.

El acuerdo entre Dropbox y Pixelapse se produce en momentos en los que la IPO de Box está remeciendo Wall Street.

Matt Weinberger, Computerworld (EE.UU.)