Llegamos a ustedes gracias a:



Reportajes y análisis

Cómo escoger el mejor navegador para su empresa

Navegadores empresa Explorer Firefox Chrome

[05/03/2015] Saber qué navegador usar en una compañía grande no es tarea fácil. La opción por defecto es Internet Explorer, pero muchos usuarios se resisten a este navegador más antiguo y engorroso, que parece atraer a la mayor parte del malware. Google Chrome obtiene la mayor parte de la atención en estos días (según lo comprueba su creciente participación en el mercado), y Mozilla Firefox ofrece una buena compatibilidad y velocidad. Para determinar qué navegador es el mejor para su negocio, es importante hacer un recuento de las últimas mejoras que estos presentan. He aquí un vistazo a los tres grandes, con la mira puesta en el mundo empresarial.

Microsoft Internet Explorer

Internet Explorer es el navegador más antiguo y el que más se centra en el negocio, sobre todo porque las empresas tienden a implementarlo como parte del escritorio estándar, y porque encaja con otros productos de Microsoft. Una reciente actualización de IE 11 incluye el Entrerprise Mode, que asegura una mejor compatibilidad con los controles ActiveX y las aplicaciones web legacy. Hay nuevas herramientas como el Site Discovery Toolkit para ayudar a los administradores a entender qué aplicaciones son las mayormente usadas.

Christopher Justice, un portavoz del sistema de gestión de contenido de código abierto, Magnolia Internacional, afirma que la ventaja para los desarrolladores empresariales es que IE es el navegador más utilizado, se instala en todas las computadoras con Windows, por lo que incluso si el usuario final opta por un navegador diferente, todavía hay una opción para la compatibilidad.

Debido a que IE es tan ampliamente utilizado, también es muy popular para los ataques. Net Applications calcula una participación de mercado de más del 34% para todas las versiones de IE, en comparación con solo el 13% para Chrome y poco menos del 8% para Firefox. Esto hace que IE sea un líder, pero también que los usuarios empresariales del navegador tiendan a ignorarlo o reemplazarlo. La interfaz es desordenada y propensa a atraer malware.

"Para IE, la fragmentación de la cantidad de versiones y la falta de soporte de estándares es un reto; sin embargo, la seguridad es su verdadera debilidad. IE debe invertir en una mejor auditoría de seguridad, y debe ser utilizado con precaución cuando se trata de aplicaciones sensibles", anota Justice.

Google Chrome

Chrome se está apoderando de la web, mayormente debido a su gran rendimiento, la buena compatibilidad que ofrece y a su interfaz limpia que no suma mucho desorden. Chrome también se incluye como el navegador por defecto en todos los teléfonos Android y tabletas, y el sistema operativo Android está ahora dominando en los negocios y rivalizando con los dispositivos iOS de Apple, siendo un competidor móvil importante.

Según Net Applications, Chrome tiene una participación de mercado de alrededor del 13% en comparación con el aproximadamente 34% que tienen todas las versiones de Internet Explorer y el 8% de Mozilla Firefox. Chrome no es solo el "número 2" detrás del navegador IE; sino también es, normalmente, el primer navegador que las personas instalan cuando eliminan IE.

Las empresas pueden desplegar la versión de Chrome más robusta con Chrome for Work, la cual es compatible con más de 100 políticas para auto-actualizar el navegador, y permite gestionar qué complementos de terceros y aplicaciones serán permitidas. Las empresas pueden crear y conservar su propia tienda de aplicaciones Chrome. Chrome ejecuta cada pestaña en su propio espacio de memoria, por lo que si una pestaña se cuelga no causará que todo el navegador se bloquee. El navegador, además, es compatible con múltiples autenticaciones de usuario.

Justice señala que las mayores ventajas de Chrome son su velocidad, flexibilidad y su gran número de extensiones. Los usuarios finales ven a este navegador como socio de Google Android y utilizan la tienda de Google Play para buscar complementos. Desde que Google ofrece una amplia gama de herramientas de depuración, es uno de los navegadores favoritos de los desarrolladores, lo que lleva a buscar mayores complementos compatibles.

Uno de los principales "peros de Chrome para usuarios de negocios es que juega al lado de Google. "Chrome es un producto espeluznante y todavía no sabemos el alcance de los datos que recoge, pero sabemos esto: que proporciona a Google muchos más datos de los que queremos que este obtenga", anota Justice.

Mozilla Firefox

Hay una percepción creciente entre los usuarios corporativos acerca de que el navegador Mozilla Firefox está cayendo en desgracia. Su participación de mercado de casi el 8% ha descendido por debajo de Chrome, que tiene un 13% (y va en aumento). Eso es también está muy por debajo de la posición dominante en el mercado que tiene IE, con un 34% (que se debe principalmente a cómo ese navegador está pre-instalado en cada tableta, portátil, PC de escritorio y teléfono con Windows).

Mozilla no ofrece una versión empresarial de Firefox, aunque hay una llamada Extended Support Release que ayuda a los administradores a desplegar una versión "oficial", y a hacer seguimiento de las implementaciones en escritorios. Los usuarios empresariales pueden aprovechar las características centradas en el consumidor, tales como la navegación privada, pero estas características también se ofrecen en IE y Chrome.

Para los usuarios de negocios, Justice señala que el diferenciador clave en Firefox es que tiende a ser el navegador más compatible con una gran variedad de aplicaciones web. (Mozilla no respondió a las solicitudes adicionales sobre el progreso de una versión centrada en el negocio, o con características orientadas a los negocios).

Desafortunadamente para Mozilla, Firefox parece estar perdiendo fuerza. Recientemente, la compañía cambió el motor de búsqueda por defecto de Google a Yahoo, una señal clara de que la empresa se está alejando de la sombrilla de Google (a pesar de que la empresa se encuentra ubicada cruzando la calle del gigante de la tecnología en Mountain View, California.) "El uso de Firefox está disminuyendo y el navegador ha tenido una serie de pasos en falso en su hoja de ruta de producto, su rendimiento y compatibilidad ", anota Justice.

Firefox incluso podría estar perdiendo participación de mercado frente a Apple Safari, que ni siquiera apareció en el ranking de Net Applications. Una de las razones por las que Safari ha comenzado a ganar impulso es por la amplia utilización de los dispositivos iPad e iPhone en la empresa. Aunque puede añadir el navegador Chrome en dispositivos iOS con bastante facilidad, muchos usuarios se adhieren al navegador preinstalado, indica Justice.

John Brandon, CIO (EE.UU.)