Llegamos a ustedes gracias a:



Conversando con...

Rodrigo Bernardinelli, director de CA

La transformación digital también es cuestión de agilidad

[01/03/2016] Rodrigo Bernardinelli, director de Solutions, Sales, DevOps - Application Delivery de CA Technologies, estuvo de paso por Lima hace unos días, y aprovechamos la ocasión para conversar con el ejecutivo sobre la perspectiva de CA Technologies con respecto a la transformación digital.

Desde su visión, la transformación pasa por cambios en la propia empresa, cambios que implican una nueva forma también de desarrollo, un punto en el cual CA tiene algo que decir gracias a las herramientas que ofrece y que ayudan precisamente a que las empresas puedan realizar sus desarrollos de manera más rápida y segura.

¿Cuál es su perspectiva de la transformación digital?

Nuestra estrategia de transformación digital tiene muchas cosas en DevOps; estamos ayudando a los clientes pues muchos de ellos, dentro de la transformación digital, tienen que cambiar sus modelos de desarrollo; es decir, la manera en que están desarrollando nuevas aplicaciones.

Ellos están adoptando, por ejemplo, agile en sus procesos de desarrollo y otros están adoptando DevOps para tener el código listo con los métodos ágiles, y llevarlo a producción para mejorar la experiencia del usuario. Estamos ayudando a las empresas con la transformación digital de esta manera.

Se habla bastante de transformación digital en la actualidad, pero ¿cuál es la diferencia con las formas anteriores de trabajar de las empresas?

La diferencia es que todo tiene que ser más rápido. Nosotros estamos acostumbrados a realizar proyectos de tecnología muy largos, de un año o dos, o más. Pero, en el día de hoy esto no es posible; si piensas en dos años atrás vemos que el mundo es distinto. Por ello el cambio fundamental se encuentra en la agilidad de los negocios.

Los bancos, por ejemplo, tienen ahora mucha más competencia que no es la competencia tradicional, ya no son los grandes bancos sino empresas de tecnología como Apple o Google que están ofreciendo servicios bancarios. Entonces, los bancos están teniendo que cambiar porque ahora todos son más ágiles y existe nueva competencia.

¿La transformación digital implica que la empresa se tenga que transformar en una especie de fábrica de software?

El propósito final es cambiar sus procesos y modelos de negocios; y para ser digitales van a tener que desarrollar más aplicaciones. Este papel de desarrollar aplicaciones por mucho tiempo estuvo en manos de terceros, por pedido de las propias empresas; pero ahora se busca que el conocimiento se quede dentro de la empresa y no con un tercero solamente. Claro que los externos siempre van a existir, pero el conocimiento se va a quedar cada vez más dentro de las empresas.

Por ejemplo, los procesos van a ser cada vez más automatizados, entonces en una industria como la de los seguros -que es bastante reglamentada- la verdad ya no necesitamos de una persona a la que se le tenga que enviar los datos personales para conseguir un cálculo del seguro; yo podría ir a la red, subir mi perfil, y ver quién me da el mejor seguro.

O en los autos podríamos tener dispositivos que capten los datos de mi perfil de manejo para que las empresas no necesiten recopilar esos datos. Simplemente, todo se va a una central de big data que haga el análisis y que me oferte un seguro.

Entonces, estos son cambios en los procesos de negocio también. Todo está cambiando muy rápido.

Ayer estuve en una reunión con una gran multinacional de alimentos y me dijo como están cambiando sus procesos de negocio para ser mucho más digitales. Por ejemplo, todos los cerdos en las granjas tienen un RFID para que su crianza sea un proceso automatizado, más digital.

Se habla bastante de big data, pero estamos en un tiempo en el que las empresas parecen no poder trabajar bien si quiera con sus propias bases de datos, entonces ¿pasar a big data no representa un riesgo para ellas?

Sin duda es un riesgo, pero tiene que ser manejado, porque, aunque hay un riesgo hay un beneficio muy grande también. Es verdad que las bases de datos tradicionales son de difícil manejo, pero el riesgo de tratar con big data es que muchas empresas están buscando esos datos en las redes sociales o en Internet o los propios dispositivos.

El punto importante del big data es el análisis que se hace con esos datos, de una manera que podamos crear algo o tener más conocimiento de la correlación de los datos que no son solo estructurados, sino también no estructurados.

¿Las empresas están adoptando estas herramientas o se resisten a ellas porque les implica un cambio demasiado grande en su estructura?

Hace dos años cuando comenzamos a hablar de estas herramientas, había mucha resistencia; pero hoy no es aceptable una resistencia así porque o las empresas cambian o en poco tiempo ya no competirán en el mercado. En los últimos 10 años, las empresas de Fortune 500 han cambiado, solo el 55 % de las empresas que estaban en la lista hace 10 años ahora siguen en ella, las otras o salieron de la lista, fueron adquiridas o están fuera del mercado.

Hoy nosotros vemos que ya hay bancos en Perú que son clientes de DevOps, junto con las telcos, que antes tenían procesos complejos, pero que ahora tienen desarrollos ágiles.

En principio había una barrera a la adopción, pero ahora todos los clientes que visitamos hablan de desarrollos ágiles.

¿Desea agregar algo?

Tenemos casos en el Perú y lo que puedo decir es que tenemos clientes en el sector financiero y de telecomunicaciones, que son los dos segmentos que más desarrollan tecnologías.

Pero otra cosa que me gustaría decir es que, dentro de la estrategia de transformación digital, ágil, DevOps, estamos trayendo nuevas tecnologías que ayudan a los clientes a ser más ágiles en sus desarrollos de aplicaciones.

Estamos lanzando ahora en Perú la tecnología que llamamos CA TDM (Test Data Management). Esta es una tecnología que va a ayudar a los clientes que están en una transformación digital y que están haciendo desarrollos ágiles. Una vez que tienen los códigos listos, ellos pasan a hacer las pruebas de calidad.

¿En que los ayudamos? Muchas veces para hacer pruebas no se tienen los ambientes o datos para hacerlas, entonces nosotros estamos trayendo una tecnología capaz de ayudar a generar los datos para hacer las pruebas de software.

¿Son datos falsos o reales?

En verdad, son las dos cosas. Primero, tenemos la capacidad de buscar datos reales en sus sistemas de producción, hacer un subsetting y masking y crear un data warehouse de datos para pruebas, para que los desarrolladores y las personas encargadas de las pruebas puedan buscar en un portal. Esto es muy difícil porque muchas veces el dato de un cliente se encuentra en el sistema de facturación, ERP y CRM. Entonces, cómo se va a buscar un cliente si se encuentra en todos estos sistemas. Esta tecnología hace eso.

Por ejemplo, si estoy desarrollando un nuevo sistema no hay datos, porque es algo nuevo. Nosotros tenemos la capacidad de generar datos "sintéticos, es decir, que no existen, sino que se están creando de acuerdo a los requerimientos de la aplicación. Esto me da una agilidad muy grande, porque ahora se tienen que crear los datos a mano, en un Excel, de una manera muy difícil.

Piensa en un banco, si se desea trabajar con los datos, se tiene un problema de seguridad, por más que les haga un enmascaramiento (masking) o subsetting, es mejor hacerlo con datos sintéticos porque se puede trabajar de manera mucho más automatizada, eso da una agilidad muy grande.

¿Realizar pruebas con datos sintéticos no generaría problemas cuando lleguen los verdaderos datos a la aplicación?

No porque, aunque los datos son sintéticos son datos válidos. No son datos que no pueden ser posibles; es más, podemos crear muchas más situaciones para poder tener una producción mucho más estable.

Esto está ayudando a las empresas a resolver un problema muy grande.