Llegamos a ustedes gracias a:



Evento

Kuresa: La distribución en la era digital

Malena Redhead, gerente de TI de Kuresa.

[04/10/2016] Quizás no muchos conocen a Kuresa, pero sí a su producto más famoso: Pegafán, la cinta autoadhesiva. La empresa, que ya tiene más de 50 años en el mercado, fue representada por Malena Redhead, gerente de TI de la firma, quien expuso su experiencia en torno al uso de herramientas digitales para mejorar la distribución de sus productos.

Redhead comenzó su exposición señalando la forma en que se realiza tradicionalmente el proceso de distribución de sus productos. Básicamente, éste consta de cuatro pasos. El primero de ellos consiste en la preparación de la mercadería; es decir, el embalaje de la misma. El segundo es el traslado de la misma en las unidades de transporte; el tercero es la entrega de la mercadería que se realiza en el local del cliente; mientras que el cuarto paso es la confirmación de la entrega que se realiza en las oficinas.

En cuanto a este sistema, había necesidades de parte del negocio. Una de ellas -en el ámbito comercial- era conocer la situación de la entrega de la mercadería a los clientes en ruta; y otra, ya en el plano de la distribución, era conocer la ubicación de las unidades de transporte.

Pero junto con estas necesidades Redhead sostuvo que también se pueden encontrar oportunidades de mejora. Una de ellas era incrementar la velocidad de entrega de la información, mientras que la otra era realizar el seguimiento en ruta a las unidades de transporte para una mejor gestión.

Además, también se tenía que tomar en cuenta que existe el pedido obligatorio, de parte de la aseguradora, del uso del GPS en las unidades de transporte.

Lo que se hizo entonces fue crear una solución de distribución en base a tres elementos: software, teléfonos inteligentes y GPS. De esa forma, el proceso de distribución tradicional fue cambiado por otro más moderno y basado en la tecnología.

Ahora, al inicio del proceso se cargan las guías de distribución en los teléfonos inteligentes, con el uso de los GPS instalados en las unidades de transporte se puede realizar la visualización de su posición, recorrido y estado actual, y luego se puede concluir con el registro en línea de la entrega del producto.

Los beneficios de este sistema fueron visibles. Primero, hubo una reducción en los tiempos de entrega de la mercadería, se contaba ahora con una estadística de entregas y no entregas, mejora en la gestión de las unidades de transporte y reducción del tiempo en los informes de las entregas al área comercial.

Redhead señala que para el éxito de la experiencia hubo algunos factores a considerar. En cuanto a los proveedores, hubo un adecuado soporte técnico a nivel de hardware y software; mientras que en el campo de los usuarios se realizó una capacitación constante en el uso de las herramientas, además de un seguimiento en el uso de los equipos para detectar daños o desconfiguraciones. Y en cuanto a TI se produjo un seguimiento de la calidad de los resultados y hubo una mejora continua en las aplicaciones.

Volver al artículo principal