Llegamos a ustedes gracias a:



Noticias

Dígale adiós a la protuberancia de la cámara con este concepto de smartphone

[24/03/2017] Ingenieros del Instituto Fraunhofer de Alemania han desarrollado un módulo de cámara de smartphone que es lo suficientemente delgado como para ser puesto dentro de un smartphone, eliminando la necesidad de una "protuberancia de cámara" sin comprometer la calidad.

En la mayoría de los modernos smartphones, la cámara exige una protuberancia en la parte posterior del teléfono. Eso es porque la distancia focal de los lentes y la fabricación de la cámara ya no se pueden hacer más delgados.

El concepto de Fraunhofer hace las cosas diferentemente.

Una unidad de sensores de imágenes de un prototipo de cámara desarrollada por el Fraunhofer Institute, en el Mobile World Congress de Barcelona el 28 de febrero de 2017.

Utiliza cuatro sensores de imágenes girados 90 grados, por lo que señalan por fuera del lado del teléfono. Un conjunto de espejos pequeños delante de los sensores refleja la imagen de la parte delantera o trasera del teléfono.

El concepto básico habría funcionado con un solo espejo, afirmó Jacques Duparré, científico senior del laboratorio Microoptical Imaging Systems de Fraunhofer en Jena, Alemania.

Pero flaqueó en el rango cercano, por lo que se añadió un segundo espejo y dos imágenes que se pegan. Pero luego los errores de la unión pueden verse en las imágenes, por lo que los ingenieros añadieron un segundo conjunto de sensores y espejos para que el teléfono pueda calcular y eliminar los errores.

Los espejos simplemente voltean para que las imágenes puedan ser puestas para la parte delantera y trasera del teléfono.

El resultado, afirma, es una imagen comparable con los de los teléfonos actuales.

El modelo conceptual es de solo de 3,5 milímetros de alto - la mitad de la altura de una unidad comercial comparable-; sin embargo, puede ajustar imágenes con una resolución de 20 megapíxeles. Tiene tanto enfoque automático como estabilización óptica de imagen.

Duparré reconoce que, aunque la tecnología funciona y es inteligente, el mayor obstáculo que enfrentan los ingenieros ahora es tratar de convencer a los fabricantes de smartphone para adoptar un sistema radicalmente diferente de lo que se está actualmente en uso.

Pero hay un beneficio adicional. Debido a que la unidad de imagen del nuevo estilo de imagen se desliza desde el lado del teléfono, los usuarios pueden estar seguros de que cuando se cierren, la cámara es físicamente incapaz de tomar fotografías. Con los teléfonos actuales, existen preocupaciones de que algún malware pueda activar la cámara y tomar subrepticiamente fotos sin el conocimiento del usuario.