Llegamos a ustedes gracias a:



Noticias

Wanova, nueva empresa de virtualización del desktop

[19/08/2009] Una nueva empresa de virtualización de desktop llamada Wanova está emergiendo del modo seguro el miércoles, teniendo asegurado 13 millones de dólares de financiamiento para construir tecnología para administrar y proteger desktops móviles y remotas.

Wanova fue fundada el año pasado por el CEO Ilan Kessler y el CTO Issy Ben-Shaul, quienes previamente co fundaron Actona, que hacía software que administra el backup y almacenamiento de archivos de oficinas remotas, y fue comprada por Cisco en el 2004 por 82 millones de dólares.
El software Distributed Desktop Virtualization (DDV) de Wanova proporciona administración centralizada, almacenando una copia primaria de la imagen de un sistema operativo en el data center, mientras que almacena una copia caché de puntos finales para mejorar el desempeño y proporcionar uso del escritorio fuera de línea.
Chris Wolf, analista de Burton Group es optimista acerca de Wanova, señalando que combina los beneficios de la administración centralizada, incluyendo la capacidad de provisionar rápidamente nuevas desktops, con una experiencia CDI offline entregada en forma transparente a los usuarios finales. Si [el DDV] hace todo lo que están diciendo que hace, es ciertamente único y avanzado, señala Wolf. Combina los mejor de ambos mundos.
Muchos usos de la virtualización del escritorio han estado plagados de ROIS negativos, pero Wanova requiere de una mínima inversión directa en nuevo hardware, señala Wolf.
Las administración del escritorio para empresas distribuidas es un gran problema, señala Ben-Shaul. El problema que resolvemos es el de la administración, protección y soporte de puntos finales móviles y remotos.
Aunque la tecnología no puede ser usada en clientes pequeños, el DDV reduce los costos totales sacando la carga de computación a los puntos finales, como las laptops y las netbooks, de acuerdo a Ben-Shaul. La meta es proporcionar los beneficios de seguridad y administración de la centralización, sin impactar en la experiencia del usuario.
Hasta mil puntos finales pueden ser administrados desde un solo servidor 1U, con necesidades de almacenamiento minimizadas por la deduplicación y el uso de la imagen de un solo sistema operativo para muchos usuarios, señala. Los administradores TI solo tienen que soportar la imagen del sistema operativo primario en el data center, mientras que las copias cached en los puntos finales permiten a los individuos personalizar sus desktops instalando sus propias aplicaciones. La experiencia del usuario es el mayor impedimento para el uso [de la virtualización del desktop] en gran escala, señala Ben-Shaul.
Wanova, de San José, California, con oficinas en Israel, ha recibido 13 millones de de dólares en la primera ronda de financiamiento de Greylock Partners, Carmel Ventures, y Opus Capital.
La DDV está siendo evaluada en pruebas por parte de clientes empresariales, y puede llegar a tener disponibilidad general a inicios del 2010, o en algún momento de este año. Wanova señaló que espera hacer otro anuncio de producto en el siguiente trimestre.
La tecnología de la compañía soporta Windows XP y Windows 7, y Wanova planea no soportar Vista porque no ha sido muy usado en las empresas, y muchos usuarios de Vista se van a trasladar de todas formas a Windows 7.
La propia DDV no es un hypervisor, aunque puede trabajar con hypervisores de desktop Tipo 1 y 2 de otros proveedores, señala Ben-Shaul. Si el cliente no usa un hypervisor, la DDV corre sobre el puro fierro.
Wanova competirá contra compañías de virtualización establecidas como VMware y Citrix, así como con un grupo de empresas nuevas que apuntan al mercado desktop. Aunque la arquitectura central de Wanova es impresionante, la compañía tiene mucho que hacer para que los proveedores de aplicaciones desktop soporten su plataforma, afirma Wolf.
Jon Brodkin, Network World (US)