Llegamos a ustedes gracias a:



Reportajes y análisis

El estado de la propiedad intelectual en el Perú

[02/05/2017] El pasado 26 de abril se conmemoró el Día de la Propiedad Intelectual, una fecha establecida por la Organización Mundial de la Propiedad Intelectual (OMPI), y con tal motivo diversas instituciones realizaron foros, mesas redondas, conversatorios y diferentes tipos de reuniones para recordar el día. De esas reuniones se puede decir que algo hay en claro: El respecto a la propiedad intelectual anima la innovación. Por ello es que ambos conceptos se encuentran en estrecha relación, a más respeto mayor innovación.

Pero ¿en qué estado se encuentra el país? Algo se ha avanzado. Por ejemplo, las cifras que dio la Business Software Alliance (BSA) en una de estas reuniones indican que el porcentaje de computadoras con software pirata ha disminuido con respecto a los niveles de hace algunos años, aunque sigue siendo alto. Y en otra reunión pudimos ser testigos de que los esfuerzos por apoyar a los innovadores locales -y que éstos ayuden a la comunidad con sus innovaciones- se están multiplicando en el país. El panorama es positivo y puede seguir siéndolo. Y todo depende de algo muy simple: Respetar los derechos y las ideas de los otros.

La piratería

Mariella Cerni, representante de la BSA, indicó que el software juega un papel fundamental en la creatividad y la innovación ya que proporciona mecanismos a través de los cuales los innovadores ofrecen beneficios que impactan sobre las personas.

"En este sentido, el respeto a la propiedad intelectual, incluyendo el software, es de vital importancia. El software, literalmente, impulsa la economía y la vida de las personas y generan oportunidades que llevan a vivir al mundo de forma más conectada, sostuvo la representante.

Pero junto con el avance del software, también vienen sus amenazas en la forma de piratería. En el Perú, de acuerdo a las estadísticas al 2016, la piratería de software llega al 63%. No solo eso, en un estudio encargado por la organización también se determinó que hay una relación muy estrecha entre software ilegal, virus y malware. Es decir, cuanto mayor sea la tasa de software sin licencia, mayor es la posibilidad de que los usuarios experimenten malware. Y, de hecho, en el Perú la tasa de encuentro entre estos dos factores es de 37%, de acuerdo a la representante.

Otra de las organizaciones que se encontraron en la reunión junto con la BSA fue Microsoft, a través de Carmen Zegarra, abogada de la Unidad de Crímenes Cibernéticos de la compañía.

Zegarra sostuvo que su compañía invirtió en el 2015 alrededor de mil millones de dólares en seguridad cibernética, de los 12 mil que en total invirtió en investigación y desarrollo aquel año. Pero además de la inversión en sí, la compañía ha creado la Unidad de Crímenes Digitales, un equipo internacional de abogados, investigadores, científicos de datos, ingenieros, analistas y profesionales del negocio basados en 30 países.

Y aunque el enforcement sigue siendo una de las principales acciones de lucha contra la piratería, se ha dado también bastante énfasis en la educación de los usuarios.

Pero, además, la plataforma sobre la cual actualmente se basa el negocio de Microsoft tiene bastante en cuenta a la seguridad. Así, Windows 10, Microsoft Azure y Office 365 son soluciones que cuentan, cada una de ellas, con productos de seguridad para proteger a los usuarios contra el malware que generalmente se encuentra asociado con el uso de software ilegal.

Carlos Jacobsen, gerente general de Apesoft; Carmen Zegarra, abogada de la Unidad de Crímenes Cibernéticos de Microsoft; Mariella Cerni, representante de la BSA; y Fausto Vienrich, director de la Dirección de Derechos de Autor de Indecopi.
Propiedad intelectual, innovación

Por supuesto, el Indecopi también estuvo presente. Fausto Vienrich, director de la Dirección de Derechos de Autor de Indecopi, explicó la posición de la institución con respecto al tema.

El funcionario indicó que su dirección es la encargada de sancionar las infracciones a los derechos de autor con multas que pueden llegar a las 180 UIT. Vienrich resaltó el hecho de que sus funciones son solamente administrativas; no puede, por ejemplo, establecer indemnizaciones, algo que compete al Poder Judicial. Dicho sea de paso, en el campo de las infracciones contra la propiedad intelectual, se pueden imponer en el Poder Judicial sanciones de hasta ocho años de pena privativa de la libertad, aunque aún no se ha llegado a imponer estas penas.

Las acciones del Indecopi han sido permanentes en el campo de la lucha contra las infracciones a la propiedad intelectual, pero, al igual que en casos anteriores, se ha puesto énfasis en la educación de los usuarios.

En realidad, esta es una constante en los expositores de la reunión. La educación se está convirtiendo en la herramienta fundamental para el combate de la piratería, ya que las acciones de fuerza contra los piratas no terminan de destruir el sistema de piratería.

Vienrich recordó que hace años las acciones concluían con la destrucción de miles de CDs aplastados por una aplanadora en algún lugar de Lima, frente a muchos funcionarios y reporteros. Era un espectáculo, pero la piratería se mantenía.

Ahora se busca golpear por dos frentes. Se sigue con el modelo de acciones policiales con la piratería -algo que se está agilizando con la creación de salas especializadas en estos delitos-; pero también se está optando por la educación de los usuarios.

El Indecopi va a los colegios para llegar a los escolares e infundir en ellos el respeto por la propiedad intelectual. Serán las nuevas generaciones las que aprendan a no consumir piratería; es decir, a destruir el mercado por el lado de la demanda.

Y a esto ayuda acciones como la de Microsoft que ha creado nuevas opciones de adquisición de sus productos. Office 365, que se basa en un modelo de suscripción, busca hacer más atractivo el software legal atacando uno de los atractivos del pirata: El precio. Al reducir el precio, es mayor la posibilidad de que más usuarios se vean animados a usar originales en un mercado como el peruano que es aún muy sensible a este factor.

Al final, Carlos Jacobsen, gerente general de Apesoft, también secundó el accionar de estas instituciones. Los productores de software peruano también se encuentran afectados por la piratería, y por ello el representante elogió las acciones que toman instituciones como Indecopi y la BSA.

Educación, baja de precios y seguir con las acciones de fuerza son los instrumentos que usan las organizaciones para combatir a la piratería de software.

La innovación

Pero no solo de software se trata la propiedad intelectual. En una reunión organizada por la Universidad Tecnológica del Perú (UTP) en conjunto con la Embajada de Estados Unidos, se habló también del tema.

En el conversatorio, denominado "La innovación mejora la vida, se buscó resaltar la importancia de la innovación y creatividad en nuestras vidas, y para ello se contó con la participación de algunos exponentes.

Las palabras iniciales fueron de Ann Chaitovitz, agregada regional de Propiedad Intelectual de la Embajada de los Estados Unidos, quien sostuvo que "cualquiera con una buena idea puede innovar y puede distribuir esa innovación para mejorar las vidas de las personas. La sesión iba a ser muy ágil así que Chaitovitz dio un rápido repaso a la agenda y dio la palabra al primer expositor.

Manuel Castro, director de Invenciones y Nuevas Tecnologías de Indecopi.
Propiedad intelectual

Manuel Castro, director de Invenciones y Nuevas Tecnologías de Indecopi, se centró en explicar lo que son las patentes y lo que ellas pueden hacer por la innovación.

Así, sostuvo que los inventos no son más que soluciones a problemas técnicos y se pueden proteger a través de las patentes. En nuestro país existen dos tipos de patentes, las de invención y las de modelo de utilidad. La patente ofrece el derecho de exclusividad en un determinado territorio a una persona natural o jurídica, durante 20 años en el caso de las patentes de invención y 10 en el otro tipo de patentes. Detalló también que las patentes de modelo de utilidad son modificaciones a aparatos que ya existen y al que se le da una nueva ventaja técnica.

Como un ejemplo de lo que puede hacer en una patente por la innovación, se presentó el caso de Rodrigo Coquis, un joven inventor de 25 años que es el fundador y CEO de Green Motors, una compañía que se creó porque Coquis deseaba que el viejo auto que le regalaron sus padres no fuera tan contaminante.

Coquis, estudiante de la Universidad de Lima, utilizó los laboratorios de su institución para crear un dispositivo que se puede incorporar a un motor para reducir su nivel de contaminación. El dispositivo ha sido un éxito y Coquis se encuentra actualmente tramitando la patente de su invento en el extranjero, en donde ya ha conseguido siete A, lo que significa que las autoridades de las oficinas de patentes de otros países ya han dado el visto bueno a su invento, considerándolo innovador.

Rodrigo Coquis, un joven inventor de 25 años que es el fundador y CEO de Green Motors.
Propiedad intelectual

Adicionalmente, los participantes escucharon las experiencias de los ganadores del Concurso Nacional de Innovación 2016 organizado por Indecopi, sobre clonación por bipartición, para mejorar el ganado creando gemelos idénticos; y el caracterizador electrónico de fibras, el cual mide la calidad de las fibras de alpacas y vicuñas. El primero de los casos tiene la particularidad de permitir la clonación de ganado no solo con menos presupuesto que el necesario en los países desarrollados, sino también sin necesidad de un laboratorio avanzado. El segundo se trata de la creación de una máquina que ha mejorado la medición de las fibras que se realizaban con máquinas compradas a Europa por cientos de miles de dólares. Se ahorró en costos, pero también se mejoró en la calidad de la medición.

En general, las reuniones por el Día de la Propiedad Intelectual nos ofrecieron un panorama positivo para el país. La educación creará una nueva generación de ciudadanos respetuosos del esfuerzo de otros, y también mejorará los avances que ya hemos logrado mejorando productos del exterior o incluso creando cosas totalmente novedosas.