Llegamos a ustedes gracias a:



Reportajes y análisis

10 Pasos en Falso que nunca debe dar en Japón

[20/08/2009] Nuestro país está cerca de firmar un acuerdo de Tratado de Libre Comercio con Japón, por lo que si a raíz de esto, espera hacer negocios con empresas japonesas o ya lo está haciendo, el siguiente artículo lo ayudará a no dar pasos en falso. Recuerde que cada país tiene su cultura y costumbres.

Desde locuras por accidentes en el lenguaje -Una vez dije Es maravilloso cuando una persona dice que murió su tío, confiesa el empresario Ron McFarland- hasta sonarse la nariz en púbico, hay muchos pasos en falso que la gente comete sin saberlo cuando hace negocios con otra cultura. Y Japón está lleno de oportunidades para que los Occidentales cometan errores.
Esos errores podrían ser lo que se interponga entre cerrar un gran trato que ayude a su compañía a sobrellevar la actual tormenta económica, o no. ¿Puede darse el lujo de dejar algo al azar?.
Debajo hay una lista de 10 errores comunes que no debe cometer cuando esté en Japón, tal como fueron enviadas por los empresarios internacionales:
1. Espere a que lo presenten. Y aunque pueda ser una costumbre para usted dar la mano, la forma tradicional de saludo en el Japón es la reverencia, cuanto más abajo se haga, más respeto se muestra.
2. Como en China, trate la tarjeta de presentación que reciba como trataría a la persona: recíbala con ambas manos, examínela cuidadosamente y póngala en un lugar seguro después de la reunión. Es una buena idea tener un lado de su tarjeta traducido al japonés; si lo tiene, presente su tarjeta con ese lado mirando al receptor.
3. Espere a que le digan dónde sentarse; el protocolo es importante.
4. Dese cuenta que cada miembro del equipo es importante y necesita su respeto, incluyendo al viejo caballero en la esquina durmiéndose durante su presentación y el presentador más subordinado. Al realizar la presentación, hable hacia el miembro más alto del equipo de su cliente.
5. Si decide dar un regalo, la forma en que está envuelto es muy importante. Chocolates de calidad o pequeños pasteles son buenas opciones, pero evite las flores blancas y las macetas con plantas, excepto si son árboles de bonsai. Preséntelo a la persona más importante al final de la reunión.
6. Hechos sobre comida: Aprenda a usar palillos y nunca apunte con ellos; si no quiere que le rellenen el vaso, no se termine lo que está en él; a la inversa, si no quiere más arroz, termine cada grano en su tazón.
7. Tenga cuidado con las expresiones faciales; fruncir el ceño puede ser interpretado como un signo de desacuerdo. Otros signos para cuidar incluyen inclinar la cabeza y rascarse la cabeza o las cejas.
8. Hechos sobre calzado: Quítese sus zapatos cuando entre a un restaurante o a la casa de alguien. Se le darán pantuflas para ir al baño pero, una advertencia de Hamish Taylor de Shinergise Partners: Usar las pantuflas para el baño de vuelta en el cuarto con esteras tatami en el restaurante, es algo que no se debe hacer.
9. No se suene la nariz en público al estilo occidental, o reaccione negativamente ante un japonés aspirando por la nariz. Tal como anota Taylor, cada cultura tiene su propia forma de manejar el resfriado.
10. Hable claramente y de manera consistente, en lugar de l-e-n-t-o y muy fuerte, si cree que alguien está teniendo dificultades para entenderlo.
Los errores son aceptados gentilmente mientras se muestre un genuino respeto.
Obviamente, esta no es una lista exhaustiva. Cuéntenos sobre el error cultural que cometió -u observó- en nuestra sección de comentarios. ¿No desea que alguien hubiera compartido sus experiencias con usted antes de convertirse en el hazmerreír del grupo?
Shawna McAlearney, CIO.com