Llegamos a ustedes gracias a:



Noticias

Diskeeper reclama victoria sobre la fragmentación de discos

[28/08/2009] Esta semana Diskeeper Corp. hizo público que está desarrollando sus avances tecnológicos más significativos, los cuales, señaló, evitarían hasta un 85% de toda la fragmentación que se produce en el sistema de archivos de Windows. El nuevo software permitiría una impresionante mejora del desempeño, señaló la compañía.

No solo elimina cualquier desaceleración en el desempeño causada por escribir archivos fragmentados, sino que no se requiere casi nada de los recursos del sistema o energía para eliminar la fragmentación, indicó la compañía en una declaración.
El vocero de Diskeeper no ofreció mayores detalles sobre la forma exacta mediante la cual el producto eliminaría la fragmentación del disco o sobre cómo será empaquetado. Dijo que el software sería lanzado hacia finales del 2009.
La fragmentación de disco ocurre nativamente en los sistemas de archivos de Windows, cuando los datos se escriben en varios sectores de un disco duro. El sistema operativo de la computadora generalmente no separa el suficiente espacio para almacenar un archivo completo en un único espacio, por lo que coloca las piezas de un archivo en los espacios disponibles que hay entre otros archivos.
Tal fragmentación generalmente reduce el desempeño de una computadora, porque fuerza al cabezal de lectura/escritura a buscar las piezas separadas de datos que conforman el archivo para entregárselo al usuario. Las utilidades de defragmentación, tales como la de Diskeeper, reorganizan los datos consolidándolos y almacenándolos más cerca, y unos al lado de otros.
Para los solid state disk drives, la defragmentación puede ser un problema especial porque la memoria flash tiene un número limitado de escrituras. Por tanto el proceso de defragmentación puede reducir la vida útil de las unidades flash. Incluso con las nuevas tecnologías de almacenamiento, el disco sigue siendo el eslabón más débil en el desempeño del sistema. Entre muchos otros efectos, la fragmentación del disco causa caídas del sistema, lentitud en el mismo, congelamientos, e incluso fallas en el sistema, señaló Diskeeper en una declaración.
La defragmentación pasó de ser una operación manual que consume tiempo a ser un conjunto de tareas programadas. Esta evolución se mantuvo por años hasta que nuevamente evolucionó hacia su automatización, y luego hacia la defragmentación invisible en tiempo real gracias a productos como Diskeeper.
Es tiempo de evolucionar de nuevo dando fin a la fragmentación tal y como la conocemos, sostuvo la compañía.
Lucas Mearian, Computerworld (US)