Llegamos a ustedes gracias a:



Noticias

La carga inalámbrica será común en 2010, afirma fabricante

[30/09/2009] La compañía detrás del nuevo pad cargador inalámbrico de la laptop Dell Latitude Z predice que su tecnología se generalizará el próximo año, y que los teléfonos celulares, reproductores MP3 y auriculares Bluetooth tendrán la tecnología para el próximo Consumer Electronics Show (CES).
La carga inductiva, que crea un pequeño campo electromagnético alrededor de los dispositivos para recargar sus baterías, tardará en aparecer en otras computadoras además de la ultradelgada y ultrasofisticada notebook empresarial de Dell, señaló Bret Lewis, director de Fulton Innovation de Ada, Michigan. Él confirmó que la compañía se encuentra en conversaciones con varios fabricantes de PC.
La visión de largo plazo que se tiene de los pads cargadores inalámbricos es que serán tan generalizados como los enchufes de hoy en día, lo cual permitirá a los usuarios colocar sus teléfonos celulares o laptops en cualquiera de estos pads para una pequeña carga rápida, sostuvo Lewis.
Podrías cargar tu dispositivo en uno de estos pads colocados en la mesa de una sala de reuniones, o en el pad que tengas [y conectes a la pared], señaló Lewis.
En la punta de la emergente industria de la energía inalámbrica, Fulton es una subsidiaria de Alticor, la compañía matriz de la compañía de ventas directas Amway Corp.
Fulton, que emplea a 25 científicos en sus oficinas centrales de Michigan, creó la tecnología eCoupled hace muchos años como fruto de su investigación sobre los sistemas de tratamiento de agua en base a rayos ultravioleta, sostuvo Lewis.
Fulton está trabajando en forma cercana con el fabricante de dispositivos electrónicos Texas Instruments, que planea construir las bobinas de carga para los dispositivos así como los pads de carga. Las bobinas se pueden incorporar en los dispositivos, lo cual señaló Lewis no sería más costoso que los cargadores convencionales una vez que se incremente el número de estos dispositivos. O podrían incorporarse en el nylon protector o las fundas plásticas de los teléfonos celulares o reproductores MP3.
La tecnología de Fulton no se usa en el teléfono inteligente Palm Pre, aparentemente el primer teléfono celular en ofrecer la opción de un cargador inductivo.
Dell sostuvo ayer que el kit de carga de 199 dólares para su Latitude Z era 70% eficiente, lo que lo convierte en una opción mejor a la de otros sistemas de carga inductiva.
Lewis de Fulton añadió a esto que su tecnología también obtiene buenos resultados cuando se la compara con los sistemas de conexión convencionales, los cuales, dijo, también presentan algo de ineficiencia cuando la electricidad viaja a través de sus circuitos.
Más aún, los cargadores de conexión continúan filtrando entre un 10% a un 20% del consumo eléctrico normal de un dispositivo incluso cuando los dispositivos se encuentran plenamente cargados o apagados, dijo Lewis.
Este conocido efecto vampiro no ocurre con los cargadores inductivos de Fulton, dijo.
El cargador inalámbrico de la laptop Dell se apaga completamente cuando un controlador infrarrojo señala que la batería se encuentra completamente cargada o que la laptop está apagada, afirmó Lewis. Los cargadores de Fulton pueden usar otras tecnologías para apagar los sistemas de carga.
Tomando todo esto en consideración, Lewis afirma que los sistemas de carga de Fulton son ya igual o más eficientes que los sistemas de conexión.
Los sistema de carga inductiva tampoco afectan a los componentes eléctricos de los dispositivos o las laptops, dijo Lewis. No solo la energía es demasiado baja como para dañar a las personas, dijo, sino que también se elimina el riesgo de descargas eléctricas que tiene el otro sistema.
Esta es la misma tecnología de tu cepillo de dientes inalámbrico. No creemos que haya algún cabo suelto que dañe al usuario o a sus dispositivos, dijo.
La compañía, que también es socia de Energizer Battery, es un miembro líder de Wireless Power Consortium, que está intentando establecer estándares para los dispositivos de carga de bajo poder (8 a 10 vatios) como los teléfonos celulares.
Lewis reconoció que no hay un grupo de estándares para los dispositivos de carga media tales como las laptops, o de dispositivos de carga alta como los artefactos de cocina o los autos eléctricos. Los autos eléctricos con el tiempo podrían ser recargados simplemente estacionándolos sobre un espacio espacialmente equipado con un pad mientras el conductor se encuentra en el trabajo o en una reunión, dijo.
Sin embargo, añadió que la falta de cuerpos de estándares podría demorar la aparición de lugares de carga inalámbrica universales e intercambiables que sean tan numerosos como los tomacorrientes.
Si aún no resolvemos si colocar a la derecha o a la izquierda la entrada del tanque de gasolina, hay razones para ser escépticos de que se definan prontamente los estándares universales eléctricos, dijo.
Eric Lai, IDG News Service