Llegamos a ustedes gracias a:



Reportajes y análisis

Canon frente a la crisis

[20/10/2009] Cada vez son más numerosas las veces en las que el país recibe la visita de un alto ejecutivo global. Una de las más recientes fue la visita de Akihiko Matsumaru, presidente de la división de mercadeo de Canon Latin America, que pasó por Lima para estar presente en el evento de presentación de las más recientes novedades de Canon en sus líneas de cámaras fotográficas e impresoras.

Sin embargo, al más puro estilo japonés, su discurso se concentró en los resultados de mercado que ha presentado la corporación en un clima económico realmente difícil. Canon, al igual que otras empresas, ha tenido que enfrentar resultados negativos y esto ha hecho que la corporación tome algunas medidas.
Difícil mercado
Desde que comenzó la crisis financiera en Estados Unidos, a finales de setiembre del 2008, hemos experimentado problemas económicos y financieros a nivel global. Canon no ha quedado exenta de esta situación. Con esta palabras, Matsumaru iniciaba una corta pero reveladora exposición sobre los retos que ha tenido que enfrentar su empresa ante un entorno económico bastante difícil.
De acuerdo al ejecutivo, Canon se encontraba en un ritmo de franco crecimiento hasta que se produjo el descalabro financiero del 2008. La crisis, que cronológicamente se identificó con la caída del banco de inversión Lehman Brothers el domingo 14 de setiembre, trajo consigo una reducción de las ventas de 7% el año pasado. Parece una cifra elevada pero se debe entender que ello solo corresponde a los efectos que se sintieron prácticamente en el último trimestre del año pasado.
Ya que la crisis continuó durante el presente año, las cifras del 2009 son incluso más preocupantes. De acuerdo a Matsumaru, durante el primer semestre las ventas bajaron a nivel mundial un 30%, lo que muestra claramente la verdadera pegada de la crisis sobre la economía de la firma. A pesar de ello, la región latinoamericana demostró en el mismo periodo y a nivel de consumidor la misma fortaleza que se podía apreciar a nivel macroeconómico, y por ello las ventas solo decayeron para la compañía un 5% con respecto a igual periodo del año anterior.
Ante un panorama así ¿qué se puede esperar de la compañía? Matsumaru sostuvo que la prioridad de la compañía a nivel mundial es enfocarse en sus metas y tener una dirección clara, lo que en la práctica se traduce en la producción de productos competitivos de alta tecnología. Además, ello implica una mejora en el sistema de producción; es decir, la eliminación de los desperdicios en todas las etapas, desde investigación y desarrollo hasta la manufactura y el Supply Chain Management (SCM).
En el caso específico de las Américas, la situación es más complicada. Ahí se combinan dos factores que hacen que el reto sea aún más difícil de lograr: la presencia de un mercado extremadamente competitivo, y la mala situación económica de los principales países que conforman esta región. En este caso, Matsumaru señaló que su foco para la región se concentrará en maximizar las ganancias y mantener una participación de mercado adecuada.
Nuestra misión es proveer productos de alta calidad, excelente servicio técnico y soporte administrativo. El otro objetivo es crecer en market share para apoyar la recuperación de Canon a nivel mundial. Con esto en mente hemos establecido la división Latin America Strategic Headquarters en Nueva York en julio de este año, para fortalecer las operaciones en América Latina, la SCM y la satisfacción al cliente, especificó el ejecutivo de Canon.
Ya hablando más localmente, Matsumaru señaló que tiene por objetivo muy importante fortalecer las actividades de Canon en países como Perú y Colombia, mediante la generación de relaciones más cercanas con los clientes locales.
Para finalizar, Matsumaru sostuvo que el lema para Canon Américas para el 2009 es: liderazgo para superar los retos del presente.
Mostrando su confianza -en un español que se esfuerza en dominar cada vez más- Matsumaru afirmó encontrarse seguro de poder alcanzar las metas del presente año.
José Antonio Trujillo, CIO Perú