Llegamos a ustedes gracias a:



Conversando con...

Martín D'Elía, gerente de márketing de Red Hat para Latinoamérica; y Guido Ipszman, gerente de ventas de Red Hat para Sudamérica

Código Rojo: Red Hat fortalece operaciones en Perú

[22/10/2009] El código abierto se ha presentado como una buena alternativa en momentos en los que casi todas las empresas desean reducir sus costos. La evidente ventaja en precios que ofrece esta opción, sin embargo, no es el único argumento con el que los proveedores de este tipo de software desean mostrarse. No es solo cuestión de ofrecer un producto más económico sino también un buen producto.

Ese es precisamente el argumento con el que Red Hat, empresa de soluciones de código abierto, se presentó en el mercado peruano mediante su primer Road Show en el país. La empresa, aunque tiene 16 años de fundada a nivel internacional, tiene tan solo cinco años de presencia a nivel local, mediante un distribuidor, pero en el muy corto plazo tendrá un ejecutivo local. Aunque esa no es la única novedad.
 
Un buen momento
La crisis, definitivamente, le ha dado un empuje a una tendencia que tiene un crecimiento bastante agresivo en todo el mundo. Pero la crisis es siempre un buen momento y un momento de cuidado al mismo tiempo. A nosotros nos abre las puertas y es entonces cuando debemos esforzarnos en mostrar nuestro valor, ya que si solo somos una alternativa más barata cuando vuelva la prosperidad vamos a volver a quedar fuera. El cliente no compra lo barato sino que compra lo que es bueno, y si tiene un menor costo, mucho mejor, sostiene Martín DElía, gerente de márketing de Red Hat para Latinoamérica.
El crecimiento bastante agresivo se hace patente en los 130 empleados que tiene la empresa en América Latina, a pesar de contar con solo tres años de presencia oficial propia en la región. Sus plazas más fuertes son las conformadas por México, Brasil y Argentina, pero de acuerdo a DElía el crecimiento se está produciendo fuertemente en Chile, Perú y Colombia.
Una de las razones esbozadas por el ejecutivo para explicar este crecimiento es la necesidad de las empresas de encontrar soluciones que les brinden mayor valor. No ha sido, entonces, extraño encontrar clientes que utilizaban soluciones propietarias que se hicieron demasiado costosas luego y con poco desempeño; u otros clientes que vieron cómo el hardware donde corrían sus soluciones propietarias se les hizo también demasiado costoso y deseaban cambiar a una infraestructura más liviana, flexible y adaptable, de acuerdo al ejecutivo.
Todo esto impulsó a Red Hat a realizar un Road Show en donde además del Perú pasaron por Argentina, Chile, Brasil, Colombia y México, y presentaron casos de éxito -en Perú los de Essalud y el Ministerio de Vivienda, Construcción y Saneamiento- y su oferta de productos en dos grandes áreas: infraestructura y middleware.
El módulo de infraestructura tuvo como principal eje la demostración de Red Hat Enterprise Linux, el sistema operativo que incorpora las últimas novedades de virtualización integrada, alta disponibilidad, y políticas de gestión de identidad.
Por otro lado, la sesión de middleware, dio a conocer las ventajas y beneficios de JBoss Enterprise Middleware, servidor de aplicaciones que permite crear, integrar, organizar, y presentar aplicaciones y servicios web en una arquitectura orientada a servicios (SOA).
Además, se realizó la presentación de Software Libre Andino como integrador de procesos y reglas de negocio con JBoss BRMS (Business Rules Management System).
La defensa del código abierto
En un mundo de nubes y virtualización era necesario indagar por las ventajas que el Sombrero Rojo ofrece en este campo. DElía se concentró nuevamente en su fortaleza más visible. Si te vas al modelo tradicional [propietario] las empresas te van a pedir que compres todo el paquete de licencias, y vas a tener que realizar una inversión inicial importante. En nuestro caso el modelo de negocios es mucho mas flexible, los proveedores de cloud nos van a poder ir comprando lo que necesiten; por ello nos definimos como un proveedor de cloud no como un vendedor de cloud, nosotros no vamos a tener una nube de Red Hat, comentó el ejecutivo.
De hecho, la virtualización es considerada por Red Hat como una de las cinco estrategias que ayudan a las empresas a optimizar el presupuesto con sus soluciones de código abierto.
Sin embargo, la virtualización no es el único argumento que se puede esgrimir a favor del código abierto, se debe también tomar en cuenta que el sistema operativo Linux, ofrece, de acuerdo al ejecutivo, mayor seguridad que otras opciones. Basta decir que Linux y Unix son los únicos sistemas operativos certificados por el gobierno de los Estados Unidos para aplicaciones militares.
Y la raíz de esta seguridad se encuentra en la forma en que fue concebido. El producto, al ser construido por muchas personas y no ser monolítico, tiene la ventaja de que ante cualquier ataque se puede identificar rápidamente qué parte del software está afectada; luego se puede contactar a quien desarrolló esa parte para que corrija los defectos. Lejos del mito de que es más inseguro porque se puede leer su código, es en realidad mucho más seguro, de acuerdo al DElía.
Adicionalmente, más allá de sus ventajas en el campo de los costos, la virtualización o la seguridad, lo que el ejecutivo de Red Hat plantea es que el código abierto es ya una poderosa tendencia que incluso atrae a las empresas de código propietario, aunque no siempre con buenos resultados debido a las diferencias en los niveles de compromiso de las empresas con respecto al modelo de desarrollo.
Hay empresas que han tratado de hacer modelos mixtos que no les han dado resultado, como Novell, por ejemplo. Ellos tienen su parte de Suse que es abierta y su parte de Novell que es cerrada, y realmente la presencia de Suse se va reduciendo en todo el mundo, sostiene el ejecutivo. Red Hat es una empresa de software de código abierto, todo lo que hace es código abierto, todo lo que genera lo libera a la comunidad, y eso nos da un entendimiento mucho mayor del modelo, añade.
Reforzar la presencia local
El Road Show en el que se ha comprometido D´Elía no solo ha servido para presentar la oferta de Red Hat. También ha sido la oportunidad para reforzar la presencia de Linux Red Hat mediante el mayor desarrollo de los canales para soporte a los requerimientos de los clientes y, también mediante una mayor inversión en capacitación.
Red Hat ya se encuentra en conversaciones con distintas universidades para introducir su tecnología como parte de los cursos que se brinden en estas instituciones. Aunque el modelo no se encuentra plenamente desarrollado, ya se tiene planeado formar el programa Red Hat University en el primer semestre del próximo año.
Estamos conversando con varias universidades y estamos determinando que es lo más práctico para implementar aquí en Lima. No es un modelo rígido sino que lo adaptamos a las necesidades. El programa consiste en brindar el software, la documentación y la formación de los instructores que va a aprobar la universidad. La apuesta es educar a más gente para que conozca nuestra tecnología. Además, nuestra expectativa es extender el programa hacia el interior del país, más adelante, sostuvo Guido Ipszman, gerente de Ventas de Red Hat para Sudamérica.
El ejecutivo además añadió que la oferta se encuentra diseñada pensando en la demanda que generan los 170 clientes que se tienen localmente, además de los que vendrán luego gracias a su ambicioso proyecto de crecimiento.
Cuando un cliente nos contacta quiere obviamente evaluar nuestra tecnología, evaluar a nuestros consultores para hacer la implementación de lo que contrata y formar recursos propios. Ante este escenario de crecimiento, sin duda necesitamos tener más gente para que el cliente sea autónomo y pueda hacer un deployment de manera independiente en el futuro. Sin duda, lo que los clientes quieren es tener sus propios recursos [humanos] formados, finaliza Ipszman.
Con la próxima determinación del primer ejecutivo en nuestro país, Red Hat abrirá una nueva etapa de su presencia local. Entonces, será oportunidad de volver a conversar.
José Antonio Trujillo, CIO Perú