Llegamos a ustedes gracias a:



Reportajes y análisis

RFID: Una nueva esperanza en una nueva década

[04/12/2009] En los pasados 10 años, la identificación por radiofrecuencia (radio-frequency identification – RFID) ha seguido el clásico camino de las palabras de moda, que generalmente es una bendición y una maldición al mismo tiempo para las nuevas tecnologías: atractivo de siguiente generación, excesiva publicidad, confusión creciente, y éxito parcial.

El pico de la publicidad para la RFID, y el inicio de la confusión, comenzó de forma extra oficial en el 2003, cuando el gigante del retail, Wal-Mart, anunció su intención de que sus proveedores utilicen etiquetas RFID en un porcentaje de los productos que envían a los centros de distribución de Wal-Mart. La idea era racionalizar a los proveedores de Wal-Mart y resolver el viejo problema de la falta de stock.
A diferencia de los códigos de barra, que aún siguen siendo en la actualidad el motor en la mayoría de las industrias, las etiquetas RFID no necesitan ser vistas para ser rastreadas, además existen tecnologías inalámbricas que monitorean el stock que tiene etiquetas RFID y que proporcionan una visibilidad sin precedentes en el almacén y en los inventarios de los estantes de las tiendas. El experimento RFID ha sido visionario y, en cierta medida, una distracción corporativa para Wal-Mart. Para sus proveedores, ha sido un costoso y complejo esfuerzo, ya que muchos de ellos no tenían idea de lo que significaba RFID antes del 2003.
A pesar del auge y caída de Wal-Mart, las compañías fuera del retail han empleado las tecnologías RFID de formas estratégicas y costo efectivas para registrar, por ejemplo, los activos de los data centers y las costosas laptops. Además, los productores de artículos de consumo masivo, como Kimberly-Clark, han tenido diferentes niveles de éxito con sus propios programas de RFID.
RFID Dentro del Trough of Disillusionment
Entonces, ¿dónde nos encontramos en la actualidad? De acuerdo al Hype Cycle for Emerging Technologies 2009 de Gartner, la RFID se encuentra en la parte inferior del Trough of Disillusionment. (Luego arriba, si todo va bien, se encuentra el Slope of Enlightenment.) Gartner señala que la adopción generalizada no ocurriría sino hasta dentro de cinco a diez años.
Sin duda, las aplicaciones RFID han disfrutado de bolsones de éxito en esta década tanto en los mercados de consumo (como el Speedpass de Mobil y los transponders para casetas de peaje E-ZPass en el Noreste de Estados Unidos) como en ambientes negocio a negocio, a medida que las compañías se sentían más cómodas con las demandas únicas de la tecnología y más realistas con los tipos de problemas empresariales que la RFID puede ayudar a resolver, y con los procesos que puede hacer más eficientes.
Un reporte de noviembre de 2009 de ABI Research señala que aunque el mercado RFID aún tiene algunos desafíos (y la recesión económica mundial ciertamente no ayudó en el tema), tres luminarias superarán el crecimiento general del mercado RFID durante los siguientes cinco años.
Esas tres áreas, como se detalla en el reporte ABI son: ropa de moda, liderada por los programas de RFID de Marks and Spencer en Reino Unido y American Apparel en Estados Unidos; tracking y administración de activos, como el que se usa para repuestos y herramientas, activos TI y médicos, y administración de artículos de alquiler; y etiquetas RFID activas, tales como las usadas en sistemas de localización en tiempo real en el campo de cuidados de la salud, manufactura, aeroespacio y defensa, transporte y servicios comerciales.
Todas estas aplicaciones de RFID y áreas tecnológicas han mostrado un fuerte crecimiento, y en la actualidad explican el 9,3% del mercado total de RFID, con ingresos combinados de más de 500 millones de dólares, señala Michael Liard, director de prácticas de RFID de ABI. Esperamos que la tendencia continúe en el 2010 e incluso posteriormente: ropa, administración de activos y RFID activo deberían mostrar un 12,7% de tasa de crecimiento anual compuesta y combinada hasta el 2014, superando al crecimiento general del mercado de RFID.
Esto es considerado un crecimiento fuerte, añade, dado el nivel de madurez de muchas aplicaciones de administración de activos basadas en RFID.
Lo que la RFID necesita ahora
A medida que se acerca la nueva década, lo que más necesita la RFID ahora, señalan los expertos en cadena de abastecimientos y los observadores de la industria, es que los proveedores en el mercado compartan sus mejores prácticas y lecciones aprendidas, y en algunos casos consoliden los esfuerzos de sus compañías.
En último término, este mercado necesita desesperadamente de una consolidación, escribe Dennis Gaughan, vicepresidente de AMR Research, en un reporte sobre RFID. Algunos grandes proveedores podrán seguir y usar muchas de las principales tecnologías, así como algunos de los principales proveedores de servicios. Pero debido a que la mayoría de las compañías que han invertido en RFID se encuentran aún en los pilotos, no hay suficientes oportunidades de ingresos para crear un convincente caso de negocio para que los grandes proveedores inviertan.
Un punto resaltante final de los usos de la RFID, que podría ayudar al crecimiento de la RFID durante la siguiente década, es que el discurso empresarial alrededor del tema ha cambiado -de una tecnología que está buscando una [conversación sobre un] problema a un ejercicio más estratégico y centrado en el ROI, señalan los expertos en RFID.
La discusión ha cambiado y ha pasado de concentrarse en la tecnología en sí y más en cómo resuelve problemas de negocios en industrias específicas, escribe Gaughan de AMR. Ahora están apuntando a resolver los problemas de las reposiciones en las tiendas retail o de un mejor inventario de activos en TI o manufactura. Esto es cierto en todos los niveles del mercado: hardware, software, y proveedores de aplicaciones.
Thomas Wailgum, CIO (US)

COMENTARIOS
iamedina   mié, 28-sep-16

Definitivamente Peru no podía quedarse fuera con este tema tán delicado. Recomiendo las soluciones de RFID en Perú de T&T Solutions www.tt-rfid.com


Leer más comentarios | Realizar un comentario