Llegamos a ustedes gracias a:



Columnas de opinión

Seleccionar un sistema operativo de fuente abierta

Por: Francisco Reyes, usuario de fuente abierta desde hace mucho

[29/03/2010] Hay una gran selección de sistemas operativos gratuitos y de fuente abierta (FOSS, por sus siglas en inglés) disponibles en estos días, y escoger la más adecuada para cualquier circunstancia puede ser todo un reto. Este artículo pretende ayudarlo a escoger el mejor sistema operativo para sus necesidades y nivel de experiencia.

Aunque este artículo está enfocado primariamente hacia aquellos quienes tienen poca o ninguna experiencia con sistemas operativos FOSS, hemos incluido algunas pautas para usuarios de fuente abierta más experimentados -digamos, aquellos que usan un sistema operativo FOSS en casa y les gustaría implementar uno en el trabajo.
Hemos encontrado cinco puntos que se deben considerar al seleccionar un sistema operativo FOSS:
USO DESEADO
Cómo planea utilizar un sistema operativo FOSS es un punto clave a tomar en cuenta al hacer su selección. Muchos de los sistemas son bastante flexibles y pueden ser utilizados para diferentes propósitos, pero todavía vale la pena considerar sus fortalezas y debilidades relativas.
Hemos encontrado tres categorías amplias con las cuales categorizar la mayoría de los sistemas operativos FOSS: escritorio, servidor y propósitos especiales.
Sistemas operativos de escritorio
Si espera funcionalidad de escritorio de su sistema operativo FOSS, querrá encontrar uno que haya sido diseñado para ese propósito. Los sistemas operativos de escritorio tienden hacia una instalación más amigable y un mayor uso de las interfases de usuario gráficas. Además, usualmente presentan nuevas versiones de software de escritorio populares como browsers y clientes de correo.
Ejemplos de sistemas operativos FOSS de escritorio ncluyen: Mandriva, openSUSE, PC BSD, Ubuntu.
Sistemas operativos de servidor
Los sistemas operativos de servidor podrían favorecer la estabilidad sobre las últimas versiones de las aplicaciones de software. Con algunos sistemas operativos de servidor, la instalación de los sistemas operativos y los programas es hecha con menos herramientas gráficas (y generalmente menos amigables) de las que encontrará en los sistemas operativos de escritorio. El software en los sistemas operativos de servidor tiende a estar un poco detrás de "justo fuera de la caja", pero puede ser bastante fácil de actualizar utilizando las herramientas provistas de administración de software. Sin embargo, se debe tomar cuidado para asegurarse de que sus actualizaciones funcionarán, especialmente si el software que está instalando incluye dependencias en otros paquetes -en cuyo caso necesitará actualizar esas también.
Ejemplos de sistemas operativos FOSS de servidor incluyen: CentOS, FreeBSD, Red Hat.
Sistemas operativos para propósitos especiales
Hay muchos sistemas operativos FOSS para propósitos especiales que ofrecen grupos de aplicaciones preconfiguradas con instalador gráfico y herramientas de administración. Algunos de los más comunes de este tipo son para despachar archivos, firewalls y rescatar CD. Ellos están usualmente basados en un sistema operativo existente de escritorio o de servidor de propósito general, pero con la instalación modificada en tal manera que un cierto conjunto de software es instalado. La administración en los sistemas operativos de propósito especial es usualmente muy específica y tiene a enfatizar la función particular del sistema. Muchas áreas de la administración no son fácilmente accesibles a través de la interfase de administración por defecto. En el lado positivo, los sistemas operativos FOSS de propósito especial pueden proveer una rápida y fácil forma de llenar una necesidad específica -si puede encontrar una que logre lo que requiere.
Ejemplos de sistemas operativos FOSS para propósitos especiales incluyen: Knoppix Rescue CD. FreeNas Free NAS file server, Smoothwall Firewall.
SOPORTE COMERCIAL
El número de sistemas operativos FOSS con soporte comercial es relativamente pequeño. Afortunadamente, hay muchos recursos gratuitos allá afuera: listas de correo, foros, wikis y canales de IRC (Internet Relay Chat), por nombrar unos pocos. El soporte disponible a través de estos recursos gratuitos es comparable con, y algunas veces incluso mejor que, el soporte comercial tradicional.
Si está seleccionando un sistema operativo FOSS para una organización, podría tener requisitos como que solo puede utilizar software respaldado conr soporte comercial. Si ese es el caso, podría considerar la generalmente omitida opción de contratar una compañía que provea soporte de fuente abierta independiente. Una ventaja de algunas organizaciones de soporte independientes es su habilidad de ofrecer soporte comercial tanto para su sistema operativo, como para algunos (o todos) los programas que estará corriendo con él. Tener una fuente que maneje todas sus necesidades de soporte puede ser mejor que contratar una compañía para soportar el sistema operativo y otras compañías para proveer servicio para los otros componentes. También tenga en cuenta que muchos sistemas operativos FOSS son suficientemente similares para que una tercera parte de la organización pueda ser capaz de ayudarlo, incluso si no han trabajado con el sistema exacto que eligió.
Si está planeando usar un sistema operativo FOSS en una máquina implementada para un rol crítico, es especialmente importante investigar las opciones de soporte disponibles antes de implementar el sistema operativo. Este paso es aún más crucial si usted o su organización no tienen experiencia previa con el sistema operativo en cuestión.
COMPATIBILIDAD DE HARDWARE
La compatibilidad de hardware es otro factor crucial al escoger un sistema operativo FOSS. El sistema tiene que ser capaz de soportar las partes de su computadora y los tipos de dispositivos en uso. Si tiene una parte de la computadora o un dispositivo críticamente importante, es generalmente más simple solo pedirle al fabricante de hardware consejo sobre cuáles sistemas operativos FOSS son soportados. Por supuesto, podría simplemente descargar una copia de un sistema operativo particular para probar con su hardware -si es FOSS no le costará nada más que tiempo. Incluso algunas de las versiones comerciales de sistemas operativos FOSS tienen contrapartes gratuitas, las cuales son suficientemente similares como para que pueda probar la versión gratuita y tener una buena idea de cómo se comportará la versión comercial. Tome como ejemplo CentOS y Red Hat Enterprise Linux. CentOS es gratuito, y en su mayor parte muy cercano a Red Hat Enterprise Linux. Si fuera a escoger Red Hat Enterprise Linux, podría probar su hardware con CentOS antes de comprar licencias de Red Hat.
Otro punto a considerar es si su proveedor de computadoras soporta solo sistemas operativos específicos, y si eso es importante para usted. Si compra sus computadoras con un proveedor local o un vendedor más pequeño, existe la posibilidad de que esté por su propia cuenta en lo que se refiere a soporte del sistema operativo. Si, por otro lado, compra con grandes compañías (como Dell, HP o IBM) podría revisar cuáles sistemas operativos FOSS soportan. Incluso si no soportan oficialmente el sistema operativo que escoja, probablemente quiera conocer si se encontrará con algún problema cuando trate de obtener soporte del fabricante después de que se complete la instalación. Los fabricantes más grandes en particular, podrían tener herramientas de administración de hardware que son requeridas como parte de su servicio de garantía. No tener acceso a esas herramientas podría tener impacto en el soporte que recibe de ellos.
COMPATIBILIDAD DE SOFTWARE
La compatibilidad de software probablemente será un tema importante si planea utilizar software comercial. Como regla general, la mayoría del software FOSS trabajará con la mayoría de los sistemas operativos FOSS. Si conoce por adelantado que hay programas particulares que necesitará, entonces debería verificar que trabajarán con el sistema operativo de su elección. Un tema que podría ser pasado por alto es cuál versión de cualquier aplicación de software particular está instalada en el sistema operativo "fuera de la caja". Los sistemas operativos FOSS de servidor tienden a venir con versiones más antiguas de las aplicaciones, así que si prefiere una versión más reciente de una aplicación particular, podría tener que desinstalar primero la versión más antigua.
Un buen recurso para averiguar qué software viene con un determinado sistema operativo FOSS es DistroWatch.com. Este sitio le permite seleccionar un sistema operativo FOSS, y luego ver qué paquetes son soportados por las diferentes versiones del sistema.
Los sistemas operativos FOSS usualmente tienen herramientas de administración de software que facilitan la instalación de software. Vale la pena verificar si las versiones que necesita de programas seleccionados, pueden ser fácilmente obtenidas a través de las herramientas de administración de software. De manera alternativa, podría revisar si el software que necesita ya tiene binarios que podrían fácilmente instalar en el sistema operativo. Muchos paquetes FOSS construyen binarios para facilitar la instalación en sistemas operativos FOSS.
Un punto muy importante para tener en mente tiene que ver con las librerías -particularmente si está evaluando distribuciones Linux. Asegúrese de prestar atención a Glibc y las librerías relacionadas. Si planea utilizar software FOSS que requiere un Glibc específico o alguna otra librería, entonces tendrá que asegurarse de que el sistema operativo FOSS en consideración ya tiene la versión que necesita.
COMUNIDAD
La comunidad detrás de su sistema operativo FOSS elegido, es donde irá más a menudo por soporte, noticias, consejos y tips. Explorar los diferentes recursos en línea mientras evalúa un sistema operativo FOSS es realmente importante. Cualquiera sea el sistema operativo que elija, querrá asegurarse de que sabe adónde ir por ayuda -así como a qué sitios ir para tutoriales relacionados, consejos y trucos. Utilizará estos para acortar su curva de aprendizaje y hacer más fácil el uso del sistema operativo. El valor de estas comunidades en línea podría no ser siempre obvio para un novato, pero son realmente difíciles de abatir cuando se refiere a hacer que el sistema operativo que escoja, funcione mejor para sus necesidades.
Las listas de correo y los foros son dos de los recursos de ayuda en línea más comúnmente disponibles. Los foros en línea de Ubuntu son un gran ejemplo.
Una fuente de ayuda generalmente omitida podría estar sentada justo junto a usted. Empleados, amigos y compañeros podrían ya haber experimentado con uno o más sistemas operativos FOSS. Si usted o su organización son nuevos en la implementación de un sistema operativo FOSS, definitivamente rinde descubrir si alguien que conoce ya tiene la experiencia. Si puede encontrar a alguien que ya ha lidiado con sistemas operativos FOSS, podría también encontrar que tienen información valiosa para ayudarlo a escoger el mejor sistema operativo para sus necesidades.
CONCLUSIÓN
Los sistemas operativos FOSS son gratuitos para descargar, pero el tiempo que toma aprender sobre ellos puede ser costoso. Debido a que la administración de los sistemas operativos FOSS varía ampliamente, es mejor hacer tanta investigación como sea posible antes de decidirse por alguno de ellos en particular. Corra pruebas, y empiece pequeño. Utilizar un sistema operativo FOSS como respaldo (o en un rol menor) es una gran forma de ganar experiencia y aprender sobre un sistema operativo con poco riesgo para su infraestructura.
Si está esperando convencer a su empleador de implementar un sistema operativo FOSS que ha utilizado personalmente, preste mucha atención a los requerimientos de soporte, hardware y software del negocio. Cuanto más grande sea el negocio, más probable es que haya restricciones respecto a qué clase de sistema puede ser utilizado -y más probable es que haya temas que, como usuario único, nunca haya considerado.
Uso, soporte, compatibilidad y comunidad: considere todos estos factores cuidadosamente y estará en posición de escoger el sistema operativo FOSS que mejor se ajuste a sus necesidades.
Francisco Reyes, Network World (US)
Francisco Reyes es un usuario de fuente abierta desde hace mucho, quien vive en Nueva York. Él trabaja como administrador de bases de datos y de sistema, utilizando diferentes sistemas operativos y programas de fuente abierta.
Seleccionar un sistema operativo de fuente abierta original apareció en Wazi, un sitio web que provee artículos de profundidad sobre tecnologías, gobierno y licenciamiento de fuente abierta. Wazi es un sitio web compañero de OpenLogic Exchange (OLEX), una solución de Software-como-Service (SaaS, por sus siglas en inglés) para gobierno integral y aprovisionamiento de software de fuente abierta.