Llegamos a ustedes gracias a:



Noticias

Las organizaciones soportarán arquitecturas TI mixtas en el 2015

[30/04/2010] Durante los próximos de tres a cinco años, irá aumentando la cantidad de empresas interesadas en soportar una combinación de enfoques de la arquitectura empresarial (EA), en opinión de la consultora Gartner. Hasta el punto de que los analistas de la firma prevén que el 95% de las organizaciones adoptarán enfoques mixtos en el año 2015.

Independientemente del enfoque, una EA (Enterprise Architecture) debe facilitar el cambio, según Julie Short, directora de investigación de Gartner, en cuya opinión, la decisión entre las múltiples alternativas puede verse fuertemente influenciada por el contexto del negocio, el mercado en que opera la organización, las personas y las políticas, la visión de futuro y la experiencia.
Gartner ha identificado cuatro enfoques básicos de las EA: tradicional, federado, midle out y diversidad gestionada. Los analistas de la firma creen que, en realidad, la mayoría de las empresas adoptará una combinación de ellos, que variará en función de las necesidades específicas del negocio.
En el enfoque tradicional, el equipo EA implica a la organización para facilitar el proceso EA, centrándose en contenido prescriptivo que sirva de guía a la hora de hacer la decisión de proyectos consistente con el plan maestro encarnado en la arquitectura. Tal enfoque funciona bien en organizaciones donde la toma de decisiones esté muy centralizada y resulta relativamente estable en términos del camino del cambio. Sin embargo, no está indicado en empresas donde la toma de decisiones y la autoridad estén distribuidas.
En segundo lugar, una arquitectura federada se concentra en la definición de elementos clave y comunes entre las áreas y unidades de negocio. Este enfoque es adecuado para organizaciones distribuidas y facilita la implementación de una estrategia más coordinada en momentos de compras y adquisiciones o de consolidación del mercado.
La arquitectura de diversidad gestionada presta especial atención a la definición de alternativas y opciones. Se trata de encontrar el equilibrio entre la necesidad de un conjunto de estándares y la de una diversidad de soluciones para incrementar la innovación, el crecimiento del negocio y la ventaja competitiva.
Finalmente, el enfoque middle-out alude a una arquitectura cuyo eje es la gestión de las dependencias clave entre aquellas partes de la organización que tienen un mayor impacto sobre la capacidad de cambio. Se centra en la interoperabilidad arquitectónica mediante la definición de un conjunto pequeño, pero estrictamente impuesto de estándares con interfases estables y generales, sin dejar de permitir la completa autonomía en la toma de decisiones para tecnologías y productos específicos utilizados dentro de tales soluciones.
Este último enfoque resulta especialmente recomendable, según Gartner, para organizaciones y ecosistemas de negocio donde las unidades, socios y suministradores no se encuentran bajo el control directo de un equipo EA centralizado.
CIO, España