Llegamos a ustedes gracias a:



Reportajes y análisis

El camino hacia la nube privada

[17/05/2010] En el marco del EMC World, conferencia anual de usuarios celebrada en Boston, el CEO de EMC, Joe Tucci, ha afirmado que en unos años los usuarios de TI tendrán a su disposición cientos de servicios en la nube.  En este sentido, anunció una nueva tecnología fundacional que -asegura- brindará un progreso significativo al almacenamiento virtual y permitirá nuevos modelos de computación.

La nueva tecnología VPLEX de EMC es un enfoque radicalmente novedoso para el acceso y movilidad de datos, convirtiendo la distancia de una barrera que antes debía vencerse a un activo que ahora puede ser explotado. Permitirá a las organizaciones el procesamiento no disruptivo de miles de máquinas virtuales y de petabytes de información a través de miles de kilómetros, una programación de procesos diarios en batch en locaciones con bajo costo de energía, fácilmente correr operaciones TI de lugares fuera del alcance de desastres regionales, y el balanceo dinámico de las cargas de trabajo a medida que el negocio progresa a escala global, señaló Tucci.
VPLEX es un appliance de nube privada que permite la replicación de forma sincronizada entre los arreglos de almacenamiento de hasta 100 km, incluyendo las aplicaciones y las máquinas virtuales asociadas a ellas. El dispositivo ha sido desarrollado para ofrecer la migración de datos para la provisión de almacenamiento automatizado, la recuperación ante desastres y la continuidad del negocio, gracias a su capacidad de crear centros de datos remotos, permitiendo a los usuarios pasar de uno a otro automáticamente. Es una tecnología que cambia la forma en la que el almacenamiento puede ser federado, señaló Tucci. Evidentemente, es una forma mucho más verde de administrar un centro de datos, apuntó.
 
Tucci describió la visión de EMC como una "federación de los recursos", donde la capacidad de almacenamiento y carga de trabajo de aplicación puede moverse de forma dinámica entre los centros de datos.
El VPLEX viene en dos versiones: el VPLEX Local, un solo appliance de 2U (3,5 pulgadas de alto) para replicación dentro de un solo centro de datos entre arreglos EMC; y el VPLEX Metro, el cual permite a dos de las cajas contar con conectividad sincrónica de hasta 100 kilómetros, señaló, por su parte, Pat Gelsinger, presidente y COO de EMC.
El límite de distancia de 100 km se debe más a limitaciones de la aplicación que a la capacidad de física de los arreglos para replicar datos, según indicó el ejecutivo.  Por ejemplo, toma alrededor de cinco milisegundos a los datos viajar entre dos centros de cómputo separados 100 kilómetros y conectados por cables de fibra óptica.
Gelsinger señaló que el VPLEX permite a los administradores equilibrar cargas de trabajo a través de distancias de 100 kilómetros y cambiar automáticamente de centro de datos para evitar desastres. "Si hay un huracán en una parte del mundo, puede trasladar las aplicaciones y los datos a otra parte del mundo", explicó.
El Metro VPLEX ha sido calificado para su uso con VMware VMotion para la migración de máquinas virtuales entre clusters de VMware vSphere para Microsoft, SAP y Oracle. El appliance también es compatible con Windows Server 2008 R2 Hyper-V y Live Migration, permitiendo migrar esas máquinas virtuales, también.
Cada aparato VPLEX trae de uno a cuatro tableros de control con dos procesadores de cuatro núcleos. Cada controlador tiene 64GB de memoria caché y puertos Fibre Channel de 32 8Gbit/seg.
Dos appliances VPLEX Metro pueden ser agrupados para soportar hasta 16 mil volúmenes de datos virtual, señaló la compañía. El aparato también es compatible con Oracle VM 2.2, EnterpriseLinux Oracle, Red Hat Linux y Windows y PowerPath de EMC, lo cual permite el equilibrio de carga y failover automático de ruta de red.
Mientras VPLEX de EMC se presenta como un appliance, la compañía indicó que con el tiempo integrarán capacidades de replicación asíncrona de datos en toda su línea de productos de almacenamiento.
VPLEX, en combinación con otras tecnologías EMC como FAST (fully automated storage tiering -segmentación totalmente automatizada del almacenamiento-), están transformando los arreglos -metodologías de disposición de discos en infraestructuras de almacenamiento- de la misma manera que la tecnología de virtualización ha transformado a los servidores físicos -desde máquinas dedicadas a una sola tarea a recursos agregados altamente flexibles y compartidos a lo largo de múltiples ambientes operativos y geografías-. La federación de los recursos computacionales y de almacenamiento en su conjunto, permite la virtualización y la administración de los datacenters como un recurso único. La federación de recursos de cómputo y almacenamiento juntos permiten que el datacenter entero sea virtualizado y administrado como un solo recurso. Esto permite a las organizaciones repensar las estrategias globales de datacenter, sus ubicaciones y finalmente, el rol que cada una juega en el rol del ambiente TI, indicó Gelsinger.
EMC planea dos versiones más de VPLEX para el próximo año: VPLEX Geo, la cual permitirá la replicación de datos síncrona entre los centros de datos en cualquier parte del mundo, y Global VPLEX, que permitirá múltiples centros de datos dentro de una región más amplia para ser vistos por las aplicaciones como una solo, centro de datos virtual.
"Se puede imaginar que muchos pequeños centros de datos enlazados entre sí para formar un gran centro de datos", señaló el ejecutivo. "Ahora puede imaginar hacer cosas como mover miles de máquinas virtuales a través de miles de kilómetros".
El precio del VPLEX Local comienza en 77 mil dólares. EMC también está ofreciendo un modelo SaaS, que comienza en 26 mil dólares.
Miles de nubes
Tucci considera que en unos años los usuarios de TI tendrán a su disposición cientos de servicios en la nube; por ello, la compañía ya está desarrollando su propio servicio en la nube, denominado Atmos Online, que ofrecerá tanto almacenamiento y capacidad de servidor sobre Internet para ayudar a los usuarios a construir redes de nubes privadas que puedan interoperar con nubes públicas. Tendremos decenas de miles de nubes privadas y cientos de nubes públicas, señaló Tucci.
De acuerdo con el CEO de EMC, algunos analistas de la industria prevén que el mercado de nubes privadas estará formado por tan solo dos o tres grandes redes, pero EMC tiene una visión muy diferente?los centros de datos internos, se convertirán en nubes privadas; y los centros de datos externos, a través de proveedores de servicios, se convertirán en nubes públicas, y ambos trabajarán juntos.
Atmos Online, la oferta de EMC para el mercado de nubes públicas, consiste en un servicio de almacenamiento, ya en marcha, y un servicio de cómputo, aun en beta. Tenemos clientes reales haciendo el verdadero trabajo y estamos formando a toda nuestra fuerza de marketing, apuntó.
Tucci no reveló muchos más datos sobre los planes tecnológicos de Atmos Online, pero señaló que se apoyará en sus partners para reforzar su servicio de computación. Y es que, aunque EMC es una compañía de almacenamiento, Tucci explicó que existen algunas aplicaciones donde no es necesario solo almacenamiento Necesitas almacenamiento y computación juntos, aclaró.
Asimismo, Tucci señaló que EMC y sus partners ofrecerán servicios cloud más completos que Amazon, porque nosotros podemos hacer frente a cargas de trabajo que están virtualizadas, refiriéndose ciertamente a VMware, empresa de la que EMC es propietaria y que ofrece una plataforma de virtualización descrita como un nuevo sistema operativo para redes cloud.
Nueva solución
Otro de los anuncios dados durante EMC World es el nuevo software DD Boots, que permite aumentar el rendimiento de las soluciones Data Domain en un 50%. La compañía los integrará por completo con EMC NetWorker a finales de año.
PK Gupta, director de Backup Recovery Systems de EMC Asia, Pacífico y Japón, explicó que DD Boost es un servidor que distribuye parte del proceso de la de-duplicación al servidor de backup, incrementando la velocidad en un 50% y reduciendo, al mismo tiempo, la carga al servidor y a la red de la copia de seguridad. Una vez que la aplicación identifica segmentos de datos en línea, se comunica con el sistema de almacenamiento Data Domain Server para identificar los segmentos nuevos. De esta forma, reduce la carga de la red de respaldo entre un 80% y un 90%, al retirar el tráfico de datos repetidos.
Por el momento, el software solo funciona con NetBackup y Backup Exec, de Symantec. No obstante, EMC planea integrar la aplicación con su propio software NetWorker para la segunda mitad de año. En esta línea, Gupta admitió que hasta la fecha, el appliance de de-duplicación de Data Domain ha tenido una mejor integración con software de backup de la competencia, pero la historia está cambiando. Gupta aclaró que Boots estará disponible para el software de EMC Networker a finales de año, ofreciendo funciones como la detección automática, auto configuración, supervisión y presentación de informes.