Llegamos a ustedes gracias a:



Noticias

Motorola proyecta lanzar LTE a finales del 2009

[19/12/2008] Motorola se prepara para la llegada de LTE, que se espera sea una realidad una vez se haya completado el estándar de extremo a extremo y se realice la adjudicación de frecuencias para mediados de año. Para finales del 2009, la compañía lanzará su primera solución comercial, que ha sido desarrollada aprovechando el 80% de lo que ya habían hecho para WiMAX.

Para Motorola, LTE (Long Term Evolution) es el futuro. Su apuesta para los próximos años pasa por las redes de fibra, WiMAX y LTE, aprovechando las sinergias entre estas dos últimas tecnologías. "El 80% del desarrollo de LTE se fundamenta en los pilares ya realizados para WiMAX, lo que ha supuesto un ahorro de costos para nosotros y ha repercutido positivamente en nuestros clientes. Favorece las economías de escala y, al tratarse de una arquitectura distribuida, se ahorra en Capex y Opex, explica Alfredo Canteli, responsable de Desarrollo de Negocio. La solución para LTE de Motorola ha sido diseñada desde cero, ya que nuestra presencia en 3G es muy escasa. Esto nos ha permitido diseñar la oferta desde el principio.
Sin embargo, se trata de dos tecnologías diferentes que se dirigen a mercados distintos. Mientras que WiMAX está pensada para operadores nuevos que quieren competir con los ya establecidos y aquellas empresas que presentan modelos de negocio alternativos, LTE se dirige a proveedores 3GPP y 3GPP2.
Aunque la tecnología ya está desarrollada, el despliegue de WiMAX Mobile no es aún una realidad. La vertiente fija cuenta con algunas implantaciones, desarrolladas sobre todo por las Administraciones públicas, pero la parte móvil es algo inexistente. Y esto es así por un problema de licencias.
Por su parte, LTE, a día de hoy es un proyecto que, para ser una realidad, tendrá que esperar a la aprobación del estándar en el 2009, año en que se espera que aparezcan los primeros proyectos de la mano de operadoras como NTT DoCoMo, Verizon y China Mobile. Todos los operadores terminarán migrando a LTE, pero no de una forma masiva sino granular. Además, los despliegues no se van a centrar en los terminales móviles sino en las femtoceldas, pues los operadores tienen que amortizar las licencias y despliegues que han realizado en 3G.
Juana Gandía, CIO España