Llegamos a ustedes gracias a:



Conversando con...

Arjun Sethi, socio y jefe de prácticas de outsourcing de la consultora AT Kearney

"El outsourcing, tal como lo conocemos, habrá desaparecido en los próximos cinco años"

[16/08/11/2010] La mayoría de analistas de outsourcing y consultores le dirán que el futuro de la industria de los servicios tradicionales de TI es incierto.

Arjun Sethi no se equívoca. "En los próximos cinco años, el outsourcing tal como lo conocemos habrá desaparecido", señala el socio y jefe de prácticas de outsourcing de la consultora AT Kearney. "Los nuevos jugadores, que recién van a entrar en el mercado, pronto se impondrán en la industria".
Como fundamento de la predicción de Sethi sobre la una reconfiguración "masiva de la industria del outsourcing" está el aumento de la tecnología cloud computing. La mayoría de los proveedores existentes simplemente no se adaptarán con la suficiente rapidez. Como resultado, señala Sethi, Amazon, Google o un proveedor del cual aún no hemos escuchado, se convertirá en el líder del mercado. Mientras tanto, los proveedores tradicionales de infraestructura, como HP, Dell y Xerox pueden tener dificultades para mantenerse al día, y muchos proveedores de la India van a desaparecer por completo.
CIO.com conversó con Sethi sobre su visión de la próxima generación de outsourcing de TI.
Usted señala que la desaparición del outsourcing de TI es inminente. Esa es una predicción mayúscula.
Definimos el outsourcing tradicional de TI como contratos de varios años, basados en el desarrollo y mantenimiento de código personalizado; y que se ejecuta gracias a legiones de programadores y a un trabajo de integración de sistemas on-site.
Estamos al borde de una reconfiguración masiva de la industria del outsourcing. Prevemos un nuevo modelo en el que los tercerizadores ofrecerán soluciones estandarizadas de software, en base al uso. Para ello, van a combinar y aprovechar los servicios de BPO con la tecnología basada en la nube. Este enfoque permitirá a los clientes externalizar procesos de negocio completos y solo pagar por la información a la que se accede o se usa.
¿Pero no son la mayoría de los jugadores "tradicionales" de outsourcing multinacionales con sede en EE.UU. y proveedores de la India quienes están invirtiendo fuertemente en nuevas iniciativas de TI basadas en la nube?
En los últimos 24 meses, hemos visto una gran variedad de empresas que trabajan en la adquisición de la lista completa de las capacidades necesarias para sobrevivir al cambio y crear un nuevo modelo de negocio para la industria del outsourcing: hardware y la conectividad que permiten el alojamiento y las capacidades de red, software estandarizado que se puede implementar en plataformas de hardware compartido o en la nube, nuevas capacidades de servicio, y la fuerza comercial para pasar de un modelo de contrato a largo plazo a una solución flexible del tipo "pague por lo que consume.
Estos son los pasos preliminares hacia lo que terminará siendo una revolución del mercado de BPO e ITO.
Sin embargo, usted señala que importantes jugadores de outsourcing en los EE.UU., como HP, Accenture y Xerox están potencialmente en peligro.
HP, Accenture y Xerox han leído las letras en la pared. Han hecho algunas inversiones, pero hay mucho más que hacer para sacar el máximo partido de los millones [de dólares] que ya han invertido en adquisiciones recientes. Por lo tanto, nosotros los identificamos como "ubicados en el borde". IBM, por el contrario, podría ser uno de los líderes debido a que se enfoca e invierte en servicios basados en la nube.
¿Y los proveedores de la India? Usted no mantiene muchas esperanzas para muchos de ellos en este nuevo mercado de servicios.
Nos basamos principalmente en la reticencia evidente de algunos de los principales jugadores como Infosys, TCS y Wipro, que están todos sentados sobre un montón de dinero en efectivo, pero no han tomado ninguna decisión de inversión audaz hasta la fecha. La pregunta es qué tan rápido pueden esperar construir una escala suficiente, en un momento cuando los clientes empresariales son muy cautelosos respecto a las capacidades de entrega, los modelos de precio y la protección de datos. El nivel [2 de proveedores indios] carece de la escala o del tamaño de hoja de balance para competir con sus homólogos más grandes de EE.UU. y multinacionales como IBM, Google y Amazon.
Así que Google, Amazon e IBM serán los tres grandes en servicios de TI en el 2015. ¿No tendrá Google y Amazon que hacer algunos cambios importantes para adaptarse a los requisitos de la lista Fortune 500 de clientes de outsourcing?
Por supuesto, Amazon y Google también tendrán que evolucionar. Podrían ser los futuros líderes en outsourcing, si es que averiguan cuál será su próximo motor de crecimiento. Al igual que con otros jugadores en el espacio de la tercerización, necesitan decidir dónde colocar sus apuestas. ¿Google decidirá centrarse en el mercado empresarial de servicios o en los teléfonos Android?
Amazon ya da servicio a Eli Lilly, y otras compañías farmacéuticas como Pfizer también están comenzando proyectos piloto de cloud computing para operaciones de investigación. Suponiendo que Amazon y Google asuman el reto, lo que traen al tablero de juego en términos de sus enormes centros de datos ya existentes, su dominio de las economías de escala, y sus trayectorias con las plataformas de uno a muchos y los servicios de software distribuido, los hará líderes indiscutibles en el paradigma que viene. Lo que aún no tienen en términos de activos o fuerza laboral o conocimientos específicos, fácilmente lo pueden conseguir a través de adquisiciones selectivas de pequeñas empresas de outsourcing.
Ellos también tienen un reconocimiento de marca inigualable. La nueva generación de líderes empresariales ya los utiliza para su correo electrónico personal, libros electrónicos, archivos de música y artículos similares, y serán los primeros en venir a la mente cuando los líderes estén buscando proveedores de servicios.
Una buena parte de la investigación actual en torno a cloud computing revela una persistente renuencia por parte de los clientes empresariales a poner las aplicaciones de misión crítica en la nube. Sus predicciones, sin embargo, se basan en tasas de adopción rápidas de estas nuevas ofertas.
Estamos en el ojo de la tormenta. Nuestra experiencia reciente con los clientes muestra un gran interés en la zona, y estamos ayudando a los clientes a cerrar acuerdos en torno a servicios de TI totalmente alojados, gestionados y mantenidos. Además, hay suficiente evidencia estadística que demuestra que esta es un área de outsourcing de TI que puede crecer hasta más de 50 mil millones de dólares en los próximos años. UBS Investment Research estimó recientemente que el mercado de servicios web similares a Amazon, será de cinco mil millones a seis mil millones de dólares este año, y crecerá a entre 15 mil millones y 20 mil millones de dólares para el 2014.
Usted señala que para sobrevivir, los proveedores de servicios de TI tendrán que poseer o administrar la lista completa de capacidades de TI a gran escala, a fin de proporcionar una gran experiencia en la prestación de servicios a la carta. Sin embargo, muchos analistas dicen que los clientes de outsourcing se han ido alejando de acuerdos de outsourcing de una sola fuente, yendo hacia las mejores soluciones. ¿Cómo explica esa disparidad?
El jurado está todavía fuera de lo que será el modelo sostenible. Creemos que la dinámica [actual] en el escenario de proveedores, por ejemplo, la adquisición de ACS por parte de Xerox, la de Perot por parte de Dell, la de EDS por parte de HP, la asociación de Google con CSC, la de Amazon con Capgemini, son precursoras de lo que será adoptado por los clientes.
Usted predice que Microsoft y SAP también podrían ser ganadores en el nuevo mundo del outsourcing. No son nombres que uno asocie con servicios de TI en sí.
Piensen en Microsoft y SAP en la nube. Los movimientos ya están en marcha. Por supuesto, esto requerirá un gran cambio en el ADN de la empresa. Microsoft tendría que abandonar el modelo que ocasionó su éxito y debe estar de acuerdo en sustituir la venta de millones de licencias de software instalado en activos físicos, por la distribución y operación de sus plataformas de forma remota. Su éxito también depende de la velocidad con la que creen la capacidad que están perdiendo en los servicios de red, infraestructura y cloud computing. Pero si estas organizaciones pueden imaginar un modelo de negocio eficaz, podrían ser los grandes beneficiarios.
Sostiene que esta revolución que se avecina en el outsourcing de TI podría significar más empleos en EE.UU. y menos deslocalización.
Los costos, sin duda, serán recortados o contenidos a medida que avanzamos hacia ventajas significativas de escala en apoyo de la estandarización y las configuraciones en la nube de uno a muchos. Y la flexibilidad provocada por el software como servicio en realidad puede favorecer a localidades nacionales de bajo costo.
El acceso a Internet de alta velocidad ya ha ayudado a las compañías inteligentes a aprovechar mano de obra rural, barata pero estable, que trabaja en pequeños centros de entrega o en casa en actividades de soporte o de call center. Las aplicaciones de cloud computing y distribuidas muy bien pueden acelerar esta tendencia y ayudar a retener puestos de trabajo de nivel bajo a medio en los EE.UU.
¿Cuál ha sido la reacción a sus predicciones dentro de la industria de outsourcing -desde proveedores, analistas y otros consultores?
No lo sabemos todavía, pero esperamos miedo, aprensión y, en algunos sectores,suspiros de alivio a medida que vamos confirmando lo que se entiende, pero que todavía no es ampliamente reconocido.
Lo que no he visto en su análisis es lo que todo esto significa para los clientes de outsourcing de TI. ¿Cómo deben prepararse para la próxima generación de servicios de TI?
Buen punto. Tal vez lo abordemos la próxima vez.
Stephanie Overby, CIO.com