Llegamos a ustedes gracias a:



Columnas de opinión

Ser más eficientes en el 2011

Por: Michel Steiert, Gerente General de SAP Perú

Herramientas de inteligencia de negocios, CRM y soluciones de Industria serán prioritarias para el mercado empresarial, su adopción dependerá en gran medida del tamaño y giro de la empresa, pero todas coinciden que el reto es ser más eficientes en el 2011.
Frente a una saludable economía del país y al importante desarrollo que alcanzaron algunos sectores empresariales durante el 2010, las tendencias de adopción de tecnología para el 2011 se inclinan por la mejora de la eficiencia de los negocios, optimización de la rentabilidad, conocimiento a profundidad del cliente, identificación y monitoreo de indicadores de gestión para, valga la redundancia, mejorar la gestión del negocio.
Para el próximo año se ven tendencias que van a impactar en menor y mayor medida a nichos de mercado o mercados verticales. Por otro lado el tamaño y madurez de las empresas determinarán las necesidades de adopción de soluciones de gestión, desde ERP hasta herramientas específicas de eficiencia operativa, modelamiento de datos, o herramientas analíticas de inteligencia de negocios, soluciones de CRM o software OnDemand, todo esto dentro de un ambiente de movilidad.
Hoy en día las grandes corporaciones en el Perú ya han alcanzado un nivel de madurez en su plataforma tecnológica; muchas de ellas cuentan en su mayoría con soluciones de Enterprise Resource Planning (ERP) dentro de sus organizaciones, con lo cual los sistemas contables y financieros ya están bajo control. En ese sentido la gran empresa en el 2011 tendrá como una de sus principales prioridades la mejora de la eficiencia operativa, ya sea a través de sus procesos productivos, logísticos o en la gestión con proveedores y clientes. En este contexto, las empresas van a requerir herramientas y aplicaciones de control más enfocadas a sus propios mercados para optimizar procesos críticos del negocio. Por ejemplo, si hablamos de mercados verticales, uno de ellos es el sector minero.
Esta industria viene creciendo durante los últimos años. La industria minera es un segmento muy particular, donde la eficiencia del negocio no radica en la venta de la producción -al ser un commodity el precio del producto lo define el mercado- sino en la eficiencia de la operación, sea en el proceso de extracción, control de inventarios o mantenimiento de maquinaria entre otros, todos buscan la optimización de sus costos. En la medida que las empresas mineras sean más eficientes para reducir costos operativos, éstas podrán incrementar su rentabilidad. Es posible alcanzar mejoras significativas de eficiencia, si se lleva a cabo un plan que ataque alguna de las áreas operativas del negocio; por ejemplo el mantenimiento de equipos va a demandar de módulos de control que permitan identificar las demoras y planificar los mantenimientos proactivamente, de esta manera se reducen significativamente los tiempos ociosos no planificados, se extiende la vida útil de los equipos, y los gerentes de operaciones cuentan con mayor disponibilidad de maquinaria para el procesamiento de mineral; por ejemplo, en lugar de parar la planta por 20 días al año, puede llevarla a 12 días, ese diferencial de ocho días solventaría ampliamente cualquier proyecto de adquisición de software de gestión.
Por otro lado, dentro del sector público, se ve una clara tendencia en toda la región por evolucionar hacia una gestión de la administración más eficiente. La demanda de los ciudadanos por optimizar la administración pública y mejorar sus procesos de negocio es cada vez mayor en toda América Latina y es una tendencia que se irá consolidando con el tiempo. Además de la eficiencia, esta evolución persigue incorporar procesos y herramientas que colaboren con una gestión más transparente de los recursos.
Otro mercado que no puede pasar desapercibido es el Retail y Consumo, con el boom de los centros comerciales durante el 2010, se espera un auge en la demanda de soluciones verticales de Retail y soluciones como CRM, Business Intelligence y Gestión de Capital Humano. Las cadenas de departamentos están desarrollando nuevos conceptos de puntos de venta por ello requerirán soluciones personalizadas que permitan conocer a sus clientes y hábitos de compra. Por otro lado, los supermercados demandarán soluciones robustas de recursos humanos, o mejor dicho aplicaciones para gestionar de manera más eficiente el talento de sus colaboradores -cuando se cuenta con una planilla de más de cinco mil empleados es una prioridad obligada, y la gestión de recursos humanos es vital para lograr la eficiencia del negocio.
Desde el punto de vista de herramientas de gestión, las aplicaciones de Business Intelligence serán cada vez más importantes en el manejo del negocio. No solo los Retailers, sino cualquier ejecutivo, independientemente del sector, necesitarán más que nunca herramientas de análisis y visualización de información en tiempo real para la toma de decisiones. De esta forma consiguen monitorear los indicadores de gestión de las áreas claves del negocio (KPI) y así llevar el control del mismo. La demanda de herramientas analíticas durante el 2010 ha crecido exponencialmente y creemos que en el 2011 será una de las tendencias de adopción más marcada.
Del mismo modo, CRM fue una de las herramientas de gestión que tuvo un crecimiento muy importante en toda la región durante el 2010, estimamos que el 2011 será un año de consolidación de esta solución en Latinoamérica. A pesar de que en el Perú su ratio de adopción está por debajo a nuestros vecinos, creemos que tendrá un crecimiento significativo en las empresas peruanas en el corto plazo. Durante el 2010, hemos sido testigos de otras experiencias empresariales por lo cual se ha podido percibir el valor que representa para cualquier empresa conocer a sus clientes cautivos y potenciales- Es un valor que está empezando a permear en las organizaciones.
Cada vez más es imprescindible saber quiénes son nuestros clientes, y así definir estrategias que nos permitan identificarlos, retenerlos y fidelizarlos. Cada vez es más necesario saber cuáles son sus hábitos de compra, cuáles son sus gustos, qué actividades realizan en su día a día, dentro y fuera del ambiente laboral, etc. En la medida que las empresas conozcan más a sus clientes pueden capitalizar ese conocimiento y plasmarlo en estrategias y modelos de negocio que les permitan llegar a ellos de forma más efectiva.
Otra clara tendencia será llevar las aplicaciones de gestión a los dispositivos móviles. La capacidad de poder integrar todas estas soluciones, y acceder a ellas en tiempo real desde un teléfono, sea un Blackberry o IPhone será adoptado en gran medida por los usuarios empresariales que cada vez más buscan centralizar toda su data de manera móvil a través de un dispositivo personal. La promesa es que no importa donde esté uno para seguir gestionado el negocio de manera eficiente. Sin necesidad de estar en la oficina, se podrá aprobar presupuestos a través del sistema, continuar con los flujos del negocio y evitar así los cuellos de botella.
De esta forma el 2011 promete ser un año muy interesante, con retos y desafíos propios, donde la industria peruana tendrá que dar un paso adelante en la evolución de su negocio para mantener la competitividad y continuar el camino de desarrollo y crecimiento que viene mostrando. En este sentido la tecnología será parte medular y estratégica de este avance, y cada vez más relevante en la agenda común del ejecutivo peruano.
CIO, Perú