Llegamos a ustedes gracias a:



Noticias

IBM inaugura sede alterna de su campo tecnológico

[22/03/2011] Poco tiempo después de cumplir su primer centenario de vida -y 79 años en el Perú- IBM ha inaugurado en el distrito de San Isidro una sede alterna del campus tecnológico de La Molina. Su propósito: brindar una infraestructura redundante para los clientes y así ofrecer un servicio de alta disponibilidad con los recursos locales.

La sede se encuentra en la céntrica avenida República de Panamá en San Isidro y a más de los cinco kilómetros de distancia necesarios de la sede de La Molina para cumplir con las reglas de seguridad entre dos centros de datos redundantes entre sí. De hecho, la distancia en línea recta entre un centro y el otro es de ocho kilómetros; además, la sede de San Isidro cuenta con el espacio suficiente (mil metros cuadrados de superficie, en total) para recibir a más de 40 personas en caso se declare una contingencia.
Otra de las características de la nueva sede es que se encuentra enlazada mediante fibra óptica (Fibra Oscura, para ser más precisos) con la sede de La Molina, por lo que ambos centros funcionan prácticamente como uno solo, además de ofrecer la redundancia necesaria.
Como señala Eduardo Sarmiento, GTS country manager de IBM para Perú, Ecuador, Bolivia, Uruguay, y Paraguay, el campus tecnológico de IBM se basa en una serie de pilares:
Los dos primeros son el centro de cómputo principal y el centro de cómputo alterno que presentaron. El tercero es el servicio de mesa de ayuda que proporcionan.
Este servicio se encuentra alineado con las mejores prácticas de ITIL y a GPSI (Global Process Standard Infrastructure, metodología desarrollada por IBM) y proporciona servicios a más de 25 mil usuarios de diferentes industrias, sostuvo el ejecutivo.
Otro de los pilares es la fábrica de software. Ésta tiene más de 40 años de experiencia desarrollando distintas aplicaciones para uso interno de IBM y para sus clientes. Anualmente dedica aproximadamente 520 mil horas-hombre en desarrollo y mantenimiento de programas. Además, la fábrica de software del Perú, de acuerdo al ejecutivo, se encuentra entre las mejores de Sudamérica.
De acuerdo a un documento proporcionado por la compañía, el nuevo centro permitirá incrementar la atención de la creciente demanda de servicios de cloud computing, hosting y mesa de ayuda para los sectores público y privado. Como ejemplo de sus actuales servicios, el documento señala que a la fecha IBM brinda servicios de asesoría al Fondo Nacional de Financiamiento de la Actividad Empresarial (Fonafe) para modernizar tecnológicamente a 10 entidades del Estado.
En forma complementaria, desde la sede de San Isidro, IBM tiene previsto brindar servicios de gestión remota de los servidores que aún residen en los centros de cómputo de sus clientes.
De acuerdo a los ejecutivos de IBM con la inauguración de esta sede, la inversión que la firma ha realizado en la infraestructura del campus (abarcando ambos lugares) asciende a los 30 millones de dólares, desde su inauguración en el 2004.
CIO, Perú