Llegamos a ustedes gracias a:



Reportajes y análisis

Netbooks en los negocios

¿Tienen sentido?

[18/02/2009] La netbook viene siendo anunciadas como la última gran innovación por algunas de las marcas más reconocidas en la industria de la alta tecnología: Intel, Arm, Microsoft, Linux, Acer, Dell, Hewlett-Packard, Sony y muchas más. Por tal motivo, InfoWorld decidió investigar más sobre ellas -cuya definición exacta aún no está completamente establecida y todavía se encuentra en proceso de cambio- para ver si encajan en la empresa.

 
Cuando llegue el momento en que deba decidir si su departamento de TI debería dar soporte a las netbooks, los responsables de TI deben responder a dos preguntas fundamentales.
En primer lugar, ¿pueden las netbooks desempeñarse, en una tarea específica, mucho mejor que cualquier otro dispositivo con el que ya cuentan? En otras palabras, ¿consideran a las netbooks dentro de una categoría distinta a la de las laptops (high-end) y a la de los dispositivos de mano (low-end), hablando en términos de rendimiento y usabilidad?
En segundo lugar, si bien las netbooks dan una excelente primera impresión como dispositivos prácticos y de bajo costo; el departamento de TI debería considerar además, cómo la organización concibe la importancia de los dispositivos móviles para el desarrollo de su negocio. ¿Son acordes con la estrategia global del negocio de TI? ¿Implican un gasto o un ahorro en los costos totales de propiedad?
Hace apenas un año, las configuraciones de las netbook generalmente se establecían en 512MB de RAM, de 2GB a 4GB de almacenamiento flash, y microprocesadores poco potentes que limitaban las aplicaciones que se podían ejecutar. Las netbook también solían tener pequeñas pantallas y teclados. Y casi todas ellas corrían sobre alguna distribución del sistema operativo Linux.
Hoy en día, las netbooks son más pequeñas que una hoja de papel, no más gruesas que una pulgada, y con un peso de entre 0,5 a 1,5 kilos, dependiendo de si optan por una batería de tres, cuatro, o seis celdas. Muchas netbooks vienen con un procesador Intel Atom de 1.6 GHz, un disco duro de 160MB, 1GB de memoria, y un tamaño de pantalla entre 8 y 12 pulgadas.( ¿Por qué estas dimensiones? Se debe a que Microsoft tiene un acuerdo con los fabricantes de las netbooks que establece este tamaño de pantalla a cambio de mantener Windows XP disponible). Las Netbooks pueden funcionar tanto en Linux como con Windows XP; Windows 7 también correrá en las netbooks, a diferencia de Vista. El costo es se encuentra entre los 300 a 350 dólares (entre 500 y 800 dólares en el Perú), dependiendo de la configuración.
Sencillas y ligeras
Las netbooks son perfectas para muchas operaciones de servicio o trabajo de campo, como por ejemplo transporte y logística, reparación y mantenimiento, estudios topográficos, e incluso atención médica, gracias a su pequeño tamaño, bajo precio, y el hecho de que se pueden crear o ejecutar aplicaciones rápida y económicamente, porque usan sistemas operativos estándares (a diferencia de los dispositivos de mano).
"Suficientemente buenas para usar y lo suficientemente baratas para perderlas", así solían hablar los expertos acerca de la TRS-80 de RadioShack, también conocida como la Trash 80, en la década de los 80 -la primera "netbook". Hoy se podría decir exactamente lo mismo de una netbook. Si una unidad es robada del camión porque el conductor se olvidó de cerrar la puerta o se cayó sobre el pavimento, es más probable que la empresa tenga repuestos en el almacén en lugar de que pague por exquisitos y costosos servicios de delivery de repuestos durante una madrugada.
Su pequeño tamaño añade otras ventajas, señala Ryan Meyer, dueño de una compañía proveedora de servicios de mantenimiento de PC. Sus colaboradores han encontrado que su diminuta dimensión  les ofrece comodidad y alivio para trabajar en situaciones rutinarias, como cuando están arrodillados detrás de un enorme servidor realizando diagnósticos o controlando los números de serie y modelos. "Solo la atraes hacia ti para trabajar, y su oportuna batería de larga duración te hace la vida más fácil", cuenta Meyer.
Tal vez, el beneficio menos reconocido se encuentre en que usan sistemas operativos estándares, en lugar de los sistemas propietarios utilizados en muchos dispositivos mano, señala Eric Openshaw, experto en tecnología del Departamento de Consultoría en TI de Deloitte. "Las netbook son más fáciles de mantener, actualizar y personalizar ", continúa.
La familiaridad previa de los usuarios con Windows o Linux implica una mayor rapidez de adaptación con las netbooks. Además, estandarizar los equipos y el sistema operativo a usar, supone menores costos de desarrollo y mayor rapidez de implementación, ya sea si el departamento de TI está haciendo el trabajo in-house, o si se están contratando los servicios de una consultora o un proveedor para el desarrollo de aplicaciones personalizadas.
Además, el uso de sistemas operativos conocidos le hace más fácil al desarrollador de aplicaciones soportar las netbook, lo cual debería ayudar a que la netbook llegue más lejos y más rápido a la empresa, especialmente para compañías como UPS, indica Openshaw.
En contraste, los requerimientos de dispositivos de una handheld necesitan una gran cantidad de codificación y de middleware, por ejemplo para correr en un dispositivo Symbol de Motorola (común en muchos trabajos de campo) y la misma situación es aplicable para el desarrollo con Windows Mobile, señala Ron Purdhomme, vicepresidente de Practice Development para inCode, una consultora de telecomunicaciones.
Herramienta de productividad básica
Si las estrellas se alinean correctamente, hay otras áreas en las que las netbooks pueden ganar un lugar interesante dentro de la empresa: como un sistema básico para muchos empleados que no trabajan con intensa información en hojas de cálculo o con documentos demasiado complejos, quienes además usan tan solo una parte de las capacidades de Microsoft Office, y emplean una cantidad de su tiempo revisando sus correos electrónicos y trabajando en aplicaciones web, más que realizando otras actividades
La mayoría de netbooks cuentan con tres puertos USB estándar, un puerto Ethernet, un slot PC Card, y finalmente requieren la misma tarjeta estándar inalámbrica de las laptops para la conexión a internet. No hay diferencias en la conectividad, lo que significa que no son necesarios dispositivos adicionales para la gestión o la seguridad para el departamento de TI cuando se utiliza una netbook remotamente. Una vez que se realiza la conexión, las diferencias de hardware se hacen invisibles. En casa o en la oficina, los usuarios pueden conectar un teclado y un monitor para aliviar las fatigas ergonómicas cuando se trabaja durante largos períodos; para el camino, ellos tienen un sistema fácil de cargar para tareas más ligeras.
Todavía persiste el inconveniente del soporte de grandes aplicaciones como Microsoft Office; pero como Google y otras organizaciones más continúan poniendo aplicaciones de productividad en la nube, la barrera de rendimiento podría desaparecer -asumiendo que realmente estas aplicaciones puedan reemplazar al Office-.
Incluso si las aplicaciones de productividad basadas en la nube no reemplazaran a Office, todavía existen otras alternativas que funcionarían bien para la mayoría de usuarios empresariales "casuales" -en particular Lotus Symphony, tal como lo comprobó el Centro de Pruebas de InfoWorld.
¿Las netbooks desplazarán a las notebooks?
Existen varias razones por las cuales una situación así sea poco probable.  La misma gran ventaja que presenta para el trabajo de campo -su pequeño tamaño- implica, a su vez, que los usuarios no puedan hacer mucho con ellas, más allá de llenar un formulario, tomar una orden, buscar la disponibilidad de piezas de repuesto, o comprobar el correo electrónico.
Ramon Ray, autor de "Soluciones tecnológicas para empresas en crecimiento" (Technology Solutions for Growing Businesses), usa con regularidad las netbooks. Señala, sin embargo, que sus capacidades son limitadas debido al tamaño de la pantalla y del teclado. Ray comenta que las lleva consigo en excursiones breves de un día, e incluso en una que otra madrugada de trabajo. "Pero si me voy lejos por dos o tres días, es demasiado pequeña."
Ray continúa explicando que está acostumbrado a escribir en el teclado de la laptop, y que el pequeño teclado de la netbook lo torna más lento. Además, sus ojos tienden a fatigarse en la pantalla de 12 pulgadas.
Ray bromea diciendo que no desearías ejecutar un sistema CAD/CAM en una netbook. Microsoft está de acuerdo con él, y no bromea: "Hablar de una netbook es hablar de consumo, pero no de creación", comenta poéticamente James DeBragga, gerente general de márketing de consumo para Windows. Realizar en una netbook tareas de edición para documentos sencillos está bien, pero definitivamente no querría continuar en ella si tuviera una complicada y densa hoja de cálculo. Si eres un usuario promedio, acostumbrado a trabajar con más de cinco ventanas abiertas simultáneamente, entonces te darás cuenta de que navegar entre las aplicaciones y realizar tareas más complejas se torna muy complicado, señaló.

No solo es la pequeña pantalla, sino que el teclado es tres cuartos de lo normal, por lo que escribir será más difícil para la mayoría de las personas. Desde el punto de vista ergonómico, las netbooks no son lo suficientemente grandes como para utilizarlas cómodamente durante un largo período de tiempo y no son lo suficientemente pequeñas como para colocarlas en el bolsillo, señala Ken Dulaney, analista senior de Gartner.
Incluso si están conectadas a un teclado y un monitor para una mejor prestación ergonómica, las limitaciones de procesamiento y almacenamiento de las netbooks entran en juego, exhortándoles a que solamente realicen tareas básicas de productividad.
El analista señala que probablemente los guerreros amantes de los viajes, gusten de la idea de un dispositivo ligero para sus excursiones rápidas; sin embargo, el costo y carga de trabajo adicional que implica mantener dos sistemas especialmente para estos empleados, cobran gran relevancia. Además, ¿cuál es la razón de dotar a sus viajeros colaboradores con una netbook para la navegación y correo electrónico, si siguen necesitando una laptop de tamaño completo para todo lo demás? En una situación como esta, la netbook no se convierte en un alivio sino en una preocupación extra. Y el costo de 300 dólares no es un ahorro en absoluto, sino todo lo contrario, un lujo innecesariamente absurdo. Y en los actuales y complicados climas económicos, es un lujo del que puede pasar por alto.
Las netbooks sí tienen un lugar y una ventaja escondida
A pesar de sus limitaciones, es obvio que las netbooks presentan grandes ventajas en muchos ambientes de campo, así como para los usuarios que viajan, como por ejemplo los vendedores que no tienen necesidades exigentes de software demandante.
Y ello traerá otra ventaja para las empresas, señala Dulaney, especialista de Gartner: Las netbooks implican indirectamente una presión para lograr la baja de los precios de las laptops. Y dado que las notebooks se harán con el tiempo más económicas, pequeñas y ligeras, las empresas ahorrarán dinero.
Efraín Schwartz, InfoWorld