Llegamos a ustedes gracias a:



Reportajes y análisis

Luces y sombras del World Mobile Congress

La cuarta edición del World Mobile Congress ha cerrado sus puertas. Es hora de hacer balance.

[23/02/2009] Contra todo pronóstico. Android, el sistema operativo de código abierto de Google, que se espera que redefina el mercado móvil, fue, en cierto modo, la gran ausencia. Solo un par de teléfonos Android fueron anunciados en Barcelona. Uno, el HTC Magic.

Por su parte, Windows Mobile, el sistema operativo condenado, por parte de algunos a pasar desapercibido, fue, por el contrario, la plataforma elegida para varios anuncios importantes de smartphones. Uno de ellos el protagonizado por LG Electronics, compañía que planea hacer de Windows Mobile (ahora rebautizado como Windows) su sistema operativo principal. El MWC fue el escenario elegido por LG para anunciar el LG-GM730, que estará disponible a mediados del 2009 con el Windows Mobile 6.1, y una versión actualizada en la segunda mitad del año, con la versión 6.5.Otros fabricantes que también ha optado por Windows son HTC, con su Touch Diamond 2 y suTouch Pro 2; y Toshiba, que recientemente anunciaba el TG01.
Los asistentes esperaban iPhone Killers pero, paradójicamente, el teléfono que se ganó la consideración de ser el mejor del evento fue un anti-iPhone: el INQ 1 Social Mobile disponible desde el pasado mes de noviembre y que impulsa una UI integrada con servicios y aplicaciones web.
INQ es una unidad de Hutchinson Whampoa, creada para lanzar al mercado un teléfono 3G muy económico pero que mejora la experiencia web del usuario. El dispositivo está diseñado para este fin gracias a la integración de la interfase de usuario del teléfono en una amplia gama de aplicaciones web: Facebook, Skype, Windows Messenger y Last.fm. En el Reino Unido, el teléfono cuesta unos 115 dólares o se puede adquirir sin costo alguno si el usuario firma un contrato de servicio mensual de aproximadamente 21 dólares. Los smartphones que más se acercan en precio al de INQ tienen un costo superior a los 200 dólares, cuando es subvencionado por los operadores; y, a menudo, exige un contrato de servicio de dos años.
Más integración
Pero la integración de dispositivos móviles/usuarios con servicios y datos en línea fue la verdadera protagonista de la feria. En este sentido, cabe mencionar el caso de Nokia, que ha ampliado su oferta de servicios en línea, Ovi, al anunciar Ovi Store, que será accesible a un gran número de dispositivos Nokia de las marcas de S40 y S60, y que permitirá al usuario, entre otras cosas, ver lo que sus contactos y amigos se han estado descargando de la tienda. La tienda abrirá en mayo en nueve países.
En un movimiento similar, Nokia trabaja con Skype para crear un cliente VoIP solo para el dispositivo N97 basado en el móvil S60 de la compañía. El cliente trabajará con la libreta de direcciones del dispositivo para hacer llamadas de ubicación a los usuarios de Skype de forma tan sencilla como si hicieran una llamada desde el móvil. El software estará disponible en el tercer trimestre.
Este énfasis en la integración móvil también es la clave del nuevo smartphone Pre de Palm, que tiene previsto que vea la luz el próximo mes, o de su nuevo software webOS. En Barcelona, Palm mostró la versión UMTS de Pre y publicó en Internet el primer capítulo de un nuevo libro de O´Reilly Media: "Palm webOS: desarrollando aplicaciones en JavaScript utilizando el marco de trabajo Palm Mojo". Éste ha sido el primero paso en revelar detalles públicamente de su plataforma de software. La compañía además se ha unido al proyecto de Adobe Open Screen para incorporar Adobe Flash Player en su software webOS antes de finales de 2009.
Natalia Mosquera