Llegamos a ustedes gracias a:



Columnas de opinión

Virtualización de servidores vs. Virtualización de escritorios: ¿En qué se diferencian?

Por Enrique Plá, vicepresidente de ventas Citrix Latinoamérica y Caribe

[23/05/2011] En su mayoría, las grandes organizaciones ya han desplegado exitosamente un nivel de virtualización de servidores. Los beneficios son claros e inmediatos, principalmente en cuanto a su costo total de propiedad, como resultado de la consolidación y mejoras en la utilización. Las organizaciones deberían seguir orientando sus recursos hacia la virtualización de servidores. Se estima que durante el 2010, entre el 20 y el 25% de los servidores instalados se han virtualizado, lo que deja un espacio considerable para ganancias de eficiencia adicional.
Aunque hay mucha amplitud disponible para obtener ahorros dentro de la virtualización de escritorios, también sería apropiado que las organizaciones investiguen otras formas de mejorar la eficiencia de la TI. Una de las áreas más interesantes es la virtualización de escritorios, que separa el hardware y el software al nivel del usuario final; principalmente en las PC de escritorio y portátiles, aunque también incluye netbooks, tablets, teléfonos inteligentes y otros dispositivos de computación móviles.
La virtualización de escritorios brinda una eficiencia considerable en la administración de dispositivos de usuario final (especialmente cuando son miles de escritorios los que pueden administrarse centralmente), además de lograr mayor seguridad y beneficios más sutiles como extender la vida útil de las PC más antiguas, y admitir las nuevas formas de trabajar. Un ejemplo claro es la posibilidad de trabajar desde casa, reduciendo a la vez la demanda de espacio de oficina.
En la virtualización de servidores gran parte de la eficiencia que se obtiene a través de la virtualización de escritorios, surge de la administración centralizada. Sin embargo, para tener éxito, requiere de una tecnología diferente (y una gama mucho más amplia). Y lo que es menos evidente, pero de mayor importancia: también requiere un enfoque estratégico muy distinto.
Evitar la FALLA
Al ya haber logrado éxito con la virtualización de servidores, muchas organizaciones toman la decisión de implementar la virtualización de escritorios; tal vez con la recomendación animada de sus mismos proveedores. Ese mismo punto de origen demuestra el pensamiento erróneo que lleva a la falla de la virtualización de escritorios.
Asumir que la virtualización de escritorios puede ser una repetición de la virtualización de servidores está mal. Para empezar, a diferencia de la virtualización de servidores, no se puede implementar mediante una decisión unilateral, ni se puede desplegar centralmente sin que nadie más allá del departamento de TI lo sepa o se preocupe.
El departamento de TI y los usuarios finales tienen distintos objetivos. Éstos quieren una transmisión ininterrumpida de audio y video; en cambio el departamento de TI quiere recortar el presupuesto y el ancho de banda de la red de trabajo. El peligro es que, con un enfoque de virtualización de servidores, el departamento de TI solamente apunta a que la administración de cien PC se reduzca a la administración de tres servidores. Sin embargo, al hacer esto, los administradores de TI olvidan lo que esto significa para los usuarios finales: la calidad de la experiencia del usuario y la preocupación de que su entorno se entrega de un modo distinto.
El grupo interno que ejecuta el equipo de virtualización del servidor, especialmente en los niveles de auspiciante corporativo y liderazgo, pueden no ser las personas adecuadas para dirigir un proyecto que requiere una gran cantidad de interacción con usuarios finales, cuya "compra suplementaria" (buy-in) es esencial. Del mismo modo, como la virtualización de escritorios implica una combinación muy distinta de tecnologías, el proveedor de servicios de virtualización y/o la firma de servicios que se beneficia, no son necesariamente apropiados para la virtualización de escritorios. Una organización debe tratar la virtualización de escritorios como un desafío completamente nuevo. Y, al hacerlo minuciosamente, debe evaluar las credenciales de virtualización de escritorios y puntos de prueba de cualquier proveedor y firma de servicios que se proponga para el trabajo.
En resumen, hay muy poca relación entre la virtualización de servidores y escritorios. Una iniciativa exitosa en una, ya sea en prueba de concepto o en toda la empresa, no indica obtener resultado similar en la otra.
Contenida en gran medida en el centro de datos, la virtualización de servidores es una iniciativa que tiene muchísimo para ofrecer a todos. El dominio del departamento de TI, la estrategia y las tecnologías que se despliegan dentro del centro de datos se vuelven en gran medida independientes de los usuarios finales. La gran mayoría de servidores se puede administrar y mantener más ágilmente en forma uniforme, y los únicos resultados visibles son las ganancias en la eficiencia que se mantienen y ajustan por sí mismas. Filas y filas de máquinas que hacen lo mismo desde el mismo lugar, día tras día, y están sujetas a una estructura de control y comando coherente que respeta y cumple completamente con la jerarquía. Aplicar la disciplina militar del enfoque de virtualización de servidores a la administración de las PC de los empleados, es condenar a la virtualización de escritorios al fracaso.
El enfoque de virtualización de servidores dicta una solución muy uniforme para la de escritorios, que es generalmente una infraestructura de escritorios virtuales (VDI), y busca imponer esa solución a todas las PC que sea posible. Lo que hay que tener en cuenta es que esa virtualización de servidores solo ha alcanzado entre el 20 y el 25% de todos los servidores, y que éstos son lógicamente homogéneos. El 80% de los servidores que todavía deben virtualizarse requiere un poco más de refinamiento que una solución genérica de un talle único para todos.
Al afianzarse tenazmente a la VDI, el mundo rígido de la virtualización de escritorios se enfrenta a las diferencias considerables entre las formas de trabajar de la gente con una sola tecnología. Es como un equipo de fútbol que siempre juega con las mismas tácticas, sin importar el contrincante. En una era en la que los consumidores utilizan ampliamente computadores muy poderosos, súper inteligentes y fáciles de usar, la sola noción de un entorno de trabajo que brinda a sus empleados "cualquier tipo de PC, siempre que sea negro", es completamente anticuado.
Lograr el TRIUNFO
Cualquier virtualización de servidores se trata de la consolidación y comienza en el centro de datos. La virtualización de escritorios se trata de volver a la administración de escritorios más eficiente, y comienza con los usuarios finales.
Las necesidades informáticas para el usuario final, un trabajador de oficina, un ingeniero de campo y un ejecutivo que viaja, difieren considerablemente. Para empezar, tendrán dispositivos de TI muy distintos, así como tipos de aplicaciones, necesidades de seguridad y estilos de trabajo. 
Cada grupo de usuarios, en particular aquellos que necesiten que su computador cumpla en tiempo y forma siempre, se mostrarán reacios ante la idea del cambio y pelearán contra eso. No es que vayan a estar 100% satisfechos con su configuración de TI actual, pero fácilmente pueden imaginarse los trastornos que puede provocar un cambio, y probablemente se sientan muy decepcionados por las mejoras prometidas en el pasado que nunca llegaron.
Un enfoque de virtualización de escritorio genuina debe abarcar una amplia gama de tecnologías, desde la computación en el extremo del servidor (como VDI), en la que el centro de datos entrega el entorno informático a la computación en el extremo del cliente que admite el trabajo fuera de línea de un entorno virtualizado.
Una cartera de tecnologías de virtualización implica que el departamento de TI puede trabajar con usuarios finales para evaluar cómo trabajan, para que cada grupo de empleados pueda ser admitido por la tecnología más apropiada. Por lo tanto, los usuarios finales disfrutan de una experiencia de computación mejorada, mientras que la organización se beneficia del control centralizado y la administración de escritorios.
En el nivel del escritorio, la experiencia del usuario es esencial. Cualquier proyecto que no mantenga o mejore la experiencia del usuario se enfrentará a una gran resistencia. En este contexto, la gente no necesariamente quiere lo último en tecnología, sino que quieren tener siempre la información correcta del modo más rápido posible. Esta es una mentalidad muy distinta a la de hace 20 años, cuando los empleados solían comparar la velocidad del procesador de su computadora para medirse entre pares.
Como ejemplo, la mayoría de las organizaciones deben poder acceder a medios ricos (como video en formato Flash), pero sin crear una demanda de ancho de banda excesiva. Dentro de un campo específico que es relativamente directo, pero que incluye a todos los tipos de empleados (incluida la provisión en un área extensa o redes privadas virtuales para trabajadores móviles y desde casa), esto significa que la entrega de virtualización de escritorios debe admitir medios ricos a través de una red latente de bajo consumo de ancho de banda sin una reducción notable en el rendimiento. Esto se puede entregar perfectamente a través de la virtualización de escritorios, pero la aplicación de "caveat emptor" (advertencia de comprador) es crucial, ya que la práctica sospechosa y el marketing engañoso pueden esconder las carencias de muchas ofertas de proveedores. Con demasiada frecuencia, en las propuestas de tecnología se vende un sueño en vez de la realidad, por lo que la organización del usuario final debe prestar especial atención a estos tipos de detalles y solicitar un vistazo a los sitios del cliente en los que la solución ya se encuentra operando.
Cualquiera sea el ahorro de costos percibidos desde una perspectiva de TI, una iniciativa de virtualización de escritorios deficiente que da como resultado empleados menos productivos, siempre terminará costando más dinero a la organización. Solamente el uso de los periféricos (que para el uso comercial significa muchos escáneres, impresoras, dispositivos de seguridad y fiscos extraíbles) puede causar grandes alteraciones para un proyecto de virtualización si no se manejan correctamente desde el comienzo.
Desde afuera hacia adentro, no desde adentro hacia afuera
Los principales beneficios de la virtualización de escritorios, como con la virtualización de servidores, vienen de la centralización de la TI. Aun así, si bien la virtualización de servidores debe planearse y desplegarse desde el centro del sistema de TI (principalmente centros de datos), el enfoque para la virtualización de escritorios debe hacerse desde afuera hacia adentro. El "afuera" comienza con empleados individuales, sus necesidades informáticas y los dispositivos que usan. La mentalidad debe ser que la última aprobación de calidad para la virtualización de escritorios debe venir de los usuarios finales.
Una vez que se ven desde afuera hacia adentro, la estrategia, la planificación y la implementación de una iniciativa de virtualización de escritorios se vuelve mucho más lógica. Una vez que se comprende qué se necesita en el nivel del usuario final, los beneficios de la administración centralizada se entienden rápidamente.
CIO, Perú