Llegamos a ustedes gracias a:



Noticias

Firefox 8 bloquearía complementos no aprobados

[18/08/2011] A partir de la versión 8, Firefox bloqueará automáticamente los complementos instalados por otro software hasta que los usuarios lo aprueben, anunció ayer un gerente de producto de Mozilla.

Los complementos incluidos en el software han sido un problema para los usuarios de Firefox, quienes a veces se han visto sorprendidos al encontrar que extensiones del navegador aparecen en sus máquinas sin su consentimiento.
Por ejemplo, un complemento incluido en Skype causó un número tan grande de errores en el navegador que Mozilla, que lo agregó a una lista de extensiones prohibidas el pasado mes de enero. Y, en el 2009, un complemento que Microsoft silenciosamente instaló en Firefox dejó a los usuarios del navegador vulnerables a ataques, hecho que admitió Microsoft.
Aunque algunas de estas aplicaciones solicitan permiso al usuario por adelantado, otras instalan complementos en Firefox sin asegurarse de que el usuario realmente lo quiere, señaló Justin Scott, gerente de producto para complementos, en un blog de la compañía.
Scott apuntó a varios problemas con tales complementos, que van desde que hacen más lento el arranque de Firefox y el tiempo de carga de las páginas, hasta que no permiten mantener al día las actualizaciones de características y de seguridad de Firefox. Y, lo que es más importante, el usuario no tiene el control de sus complementos, afirmó Scott.
Los cambios anunciados para Firefox 8, que será lanzado la próxima semana en el canal de prueba Aurora de Mozilla y está programado para ser lanzado en su forma definitiva el 8 de noviembre, devolverán el control a los usuarios, argumentó Scott.
Si Firefox 8 encuentra que otro programa ha instalado un complemento, el navegador automáticamente lo bloquea hasta que el usuario haya aprobado su instalación. Los usuarios que deseen la funcionalidad proporcionada por un complemento instalado por un tercero fácilmente pueden permitir la instalación, mientras los usuarios que no deseen dicha funcionalidad pueden cancelar o ignorar el aviso, señalo Scott.
Los complementos previamente instalados también serán etiquetados cuando los usuarios actualicen Firefox a la versión 8, y no estarán habilitados hasta que el usuario los apruebe explícitamente.
Los desarrolladores que siguen las reglas de Mozilla -pedir permiso a los usuarios- serán afectados tanto como aquellos que tratan de instalar complementos sin consentimiento del usuario, algo que inmediatamente dio lugar a cuestionamientos.
Tenemos un instalador en Windows que instala complementos en Firefox (a través de un .exe). Su único trabajo es instalar el complemento y el usuario siempre acepta la instalación del complemento, sostuvo Michael Kaply, ex desarrollador de IBM, quien ahora realiza consultorías para corporaciones para personalizar Firefox para sus empleados y clientes. ¿Cómo evitamos que este mensaje aparezca en este caso?, preguntó Kaply en un comentario añadido al blog de Scott.
Firefox 8 detectará los complementos instalados por otro software y pedirá a los usuarios permiso antes de habilitar la extensión.
Desafortunadamente Firefox no tiene forma de saber si el usuario alguna vez ha sido consultado sobre la instalación de la extensión, reconoció en otro comentario Alex Faaborg, uno de los principales diseñadores de Mozilla. De modo que la única manera de asegurar que el usuario tiene el control es preguntándole a él mismo cuando Firefox arranca.
Scott se sumó a esta posición, sosteniendo que el impacto de los malos complementos sobrepasa el malestar de los desarrolladores que se rigen por las reglas. Desafortunadamente, la cantidad de complementos no deseados instalados por estos métodos nos ha obligado a tomar medidas, pero estamos seguros que los usuarios que realmente deseen dichos complementos los aprobarán cuando Firefox se los solicite, añadió.
Los usuarios podrán probar estas nuevas características de administración de complementos descargando Firefox 8 una vez que llegue al canal Aurora la próxima semana.
Gregg Keizer, Computerworld (US)