Llegamos a ustedes gracias a:



Reportajes y análisis

Windows 8, más allá del escritorio

[15/09/2011] Microsoft ha mostrado una beta de la próxima generación del sistema operativo Windows, conocido como Windows 8, que ya se puede descargar por parte de los desarrolladores.
Aunque Microsoft había adelantado muchas de las características de Windows 8 en blogs y anteriores demostraciones, la presentación ha mostrado cómo estos elementos trabajan juntos como un todo.
Cómo es Windows 8
Windows 8 es un "re-imaginación audaz" de Windows, según Steven Sinofsky, presidente de la división Windows. La experiencia de usuario en Windows 8 será fundamentalmente diferente a lo anterior. Los usuarios ya no verán la pantalla como un escritorio. No encontrarán los menús de funcionamiento en la parte superior de las aplicaciones.
Este cambio se produce gracias a una nueva interfase de usuario, llamada Metro, que se inspira en gran medida en la interfase que Microsoft ha creado para Windows Phone 7, y en la que se accede a las aplicaciones al tocar los mosaicos.
La distinción entre un mosaico y un ícono es sutil pero importante, de acuerdo con Microsoft. "Los mosaicos son más expresivas que los íconos", asegura Jensen Harris, director de gestión de programas para Windows. "Los íconos son la forma que teníamos ayer de representar las aplicaciones". En cambio, los mosaicos vivos se pueden actualizar con nueva información. Una aplicación de tiempo puede mostrar el clima actual o un cliente de correo electrónico puede mostrar cuántos nuevos mensajes han llegado.
Los mosaicos también se pueden organizar en grupos para facilitar el acceso. Harris mostró cómo los usuarios pueden agrupar diferentes conjuntos de aplicaciones, como juegos, redes sociales, sitios relacionados con el trabajo y así sucesivamente. Mediante el uso de un gesto multitouch, un usuario puede hacer zoom y desplazarse para ver todos los grupos, o acercar la imagen para ver una selección determinada. Harris llamó a este proceso "acercamiento semántico". Como los propios mosaicos, los grupos se pueden mover. Las aplicaciones también se pueden encontrar a través de una función de búsqueda.
Aplicaciones en Metro
Las aplicaciones de escritorio tradicionales no se podrán ejecutar en equipos con procesadores ARM, según reconoció Sinofsky. Las aplicaciones basadas en Metro, sin embargo, sí pueden funcionar con los procesadores x86 o ARM. Para construir aplicaciones Metro, los desarrolladores pueden utilizar XAML, o un conjunto de estándares web, incluyendo HTML5, JavaScript y CSS.
Las aplicaciones serán en sí mismas "inmersivas" y podrán ocupar toda la pantalla, explica Harris. La tradicional visión de las aplicaciones ha sido eliminada. Un usuario puede deslizar un dedo hacia abajo para obtener una lista de comandos de la aplicación para que aparezcan en la mitad inferior de la pantalla.
Los usuarios también serán capaces de acceder a un conjunto de servicios comunes que están disponibles para las aplicaciones de Metro, al deslizar el dedo hacia la izquierda. Esta acción se produce una barra a lo largo del lado derecho, que cuenta con una serie de íconos, o lo que Harris llama "charms". Estos charms cubren las actividades comunes en todas las aplicaciones, tales como compartir, buscar o interactuar con dispositivos tales como impresoras. Microsoft proporciona una interfase para desarrolladores de Metro, de manera que sus aplicaciones interactúen con estas utilidades.
Por ejemplo, con el charm "compartir", Harris demostró cómo se puede compartir una página web con un amigo a través de una red social como Facebook. El usuario puede acudir a la opción Sharing Charm, que proporciona una lista de las aplicaciones a través de las que se puede compartir el contenido. Cada aplicación tiene un conjunto de requisitos para acceder a los datos compartidos, llamado contrato, que permite a otras aplicaciones proporcionar información.
A pesar de su interfase inmersiva, Windows 8 ofrece la posibilidad de ejecutar varias aplicaciones a la vez. Las solicitudes se pueden mover a una barra lateral y ser recuperadas cuando sea necesario. Esta versión de Windows ofrecerá la posibilidad de poner aplicaciones en un "estado de suspensión", con el que se guarda su configuración, no consume recursos del sistema operativo y se recorta el consumo de energía.
Nuevas características
Microsoft ha mostrado también una serie de otras características nuevas. Cuando el usuario inicia por primera vez el dispositivo, la pantalla mostrará la hora actual, fecha y determinada información personal elegida, como el número de nuevos correos electrónicos, la próxima cita en el calendario y así sucesivamente.
La verificación del usuario se puede hacer a través de diversas maneras: por contraseña tradicional, por un número de identificación personal, o por imagen. Con una contraseña de imagen, un usuario se presenta con una imagen familiar, como a un ser querido, y se le pide que dibuje líneas imaginarias entre las diferentes partes de la imagen con un dedo, al estilo de conectar los puntos de un rompecabezas. El acceso se dará si el usuario reproduce la secuencia de movimientos correcta.
La nube también jugará un papel fundamental en Windows 8. El vicepresidente corporativo de Microsoft, Chris Jones, demostró algunas de las maneras en que Windows 8 se puede utilizar en combinación con los servicios SkyDrive y Microsoft Live.
Windows 8 será capaz de unificar los datos en la nube de diferentes fuentes. El cliente de correo electrónico puede gestionar los mensajes de varios clientes, y la aplicación de calendario puede colocar varios calendarios en una única vista. En la lista de contactos se pueden combinar los contactos de múltiples servicios. El cliente de mensajería instantánea podrá combinar múltiples servicios.
SkyDrive ofrecerá una forma de sincronizar la información entre varios dispositivos. Las fotos, por ejemplo, se pueden cargar automáticamente desde un teléfono o una cámara digital y compartirla con otros. Los usuarios pueden incluso usar SkyDrive para acceder a datos en una computadora remota.
Joab Jackson, IDG News Service