Llegamos a ustedes gracias a:



Columnas de opinión

La empresa se adapta a nuevos estilos y lugares de trabajo

Por: Enrique Pla, vicepresidente de ventas de Citrix para Latinoamérica y Caribe

[06/10/2011] En el 2010 hubo una proliferación de dispositivos tecnológicos: el lanzamiento de la iPad anticipó una ola de nuevas computadoras tablet que salieron al mercado en plataformas desarrolladas por Apple, Google y Microsoft, entre otros. Y ya se puede ver la continuidad de esta tendencia a medida que surgen nuevos productos y se incorporan no solo en el ámbito del consumo, sino también en el entorno corporativo. Según una encuesta realizada por Citrix en América Latina a más de 500 personas, el 48% cree que la laptop es el mejor dispositivo para trabajar, el 23% opta por smartphones, seguido por PC (15%) y tablet (14%).  
La realidad es que el entorno de trabajo actual consiste en grupos de empleados que trabajan desde sucursales, oficinas centrales, oficinas residenciales, y redes Wi-Fi y 3G. En este sentido, los departamentos de TI se enfrentan a muchos desafíos, incluyendo la variedad de dispositivos nuevos que están invadiendo el entorno empresarial; la creciente demanda por parte de los empleados de mayor flexibilidad y la necesidad de acceder a los datos de la compañía desde cualquier ubicación y dispositivo. 
Además, dado que los empleados comienzan a combinar las aplicaciones y los servicios personales con los laborales, la definición de trabajo también está cambiando. Se trata de una tendencia impulsada por el auge de una generación que nació con la tecnología y se fue acostumbrando a contar con ella en todo momento y lugar. Los empleados más jóvenes generalmente están insatisfechos con los equipos portátiles y otros dispositivos que les proporcionan sus empleadores. Muchas veces, las prohibiciones y restricciones corporativas suelen generar en ellos una reducción de la productividad y represión de la creatividad. Como resultado, una gran cantidad de usuarios alterna el uso de sus dispositivos de trabajo y personales. De esta manera, el trabajo se define como lo que hacen las personas, sin importar dónde lo hacen. Esta tendencia se vuelve cada vez más fuerte y se conoce como workshifting (alternar el lugar de trabajo): modelo posible gracias al uso de tecnologías basadas en la web.
En este contexto, está surgiendo un modelo de negocios que da a los empleados la posibilidad de utilizar el dispositivo que mejor se adapte a su estilo y lugar de trabajo. Al elegir sus propios dispositivos, los empleados pueden utilizar una sola herramienta para acceder tanto a la información personal como a la corporativa, y alcanzar una mayor movilidad, satisfacción, productividad y la capacidad para trabajar desde cualquier ubicación. La tecnología que hace posible la implementación de programas como BYO (Bring Your Own, por su sigla en inglés) es la virtualización de escritorios dado que permite acceder al escritorio corporativo desde cualquier lugar y dispositivo (notebook, smartphones, IPad, entre otros) otorgándole a los empleados una experiencia de trabajo rica, efectiva y rápida.
Asimismo, el programa BYO representa una mejora para el departamento de TI, dado que le permite adoptar un enfoque más orientado al servicio. La ventaja más importante de pasar a un modelo BYO es que los responsables de sistemas se liberan de una vez por todas de la batalla perdida de intentar conseguir, asegurar y administrar equipos portátiles para una fuerza de trabajo independiente y, cada vez, más móvil. Los datos corporativos seguirán siendo propiedad de la organización y los administradores de TI pueden eliminar el escritorio corporativo centralmente y borrar los datos del dispositivo en caso de que se pierda, lo roben, o el empleado ya no trabaje en la compañía.
Mediante el aprovechamiento de las tecnologías disponibles y mejores prácticas para satisfacer las necesidades de los usuarios finales y los departamentos de TI, las compañías pueden implementar esquemas BYO y hacer de estos programas una propuesta con la que todos ganen dentro de la organización. 
CIO, Perú