Llegamos a ustedes gracias a:



Noticias

RIM buscará formas de compensar a sus clientes

[14/10/2011] La compañía anuncia de manos de su CEO, Mike Lazaridis, que los servicios de mensajería, correo electrónico y navegación de sus dispositivos BlackBerry han sido restaurados, a pesar de que la recuperación completa del sistema pueda llevar algo más de tiempo. Del mismo modo, Lazaridis se ha disculpado ante los usuarios, admitiendo que los problemas de los últimos tres días han sido los más graves de la historia desde que el servicio BlackBerry comenzara a funcionar en el mercado hace ya algo más de 12 años.
Antes de finalizar su conferencia, Lazaridis destacó que le hubiera gustado poder ofrecer un tiempo estimado de recuperación total del sistema, pero prefirió no aventurarse en la confirmación. La compañía se ha enfrentado en los últimos días a fuertes críticas por parte de los usuarios, que no comprenden la forma en que RIM ha manejado la falla del sistema, causada al parecer, por un interruptor defectuoso.
Jim Balsilie como Co-CEO de RIM, también intervino en la rueda de prensa, destacando que nos hemos centrado al 100% en restablecer los servicios a la normalidad, añadiendo que la compañía ahora buscará formas de poder compensar a sus clientes.
Desde ayer, los servicios han estado operando con una mejora significativa, y continúan monitorizando la situación en modo 24x7 para asegurar la estabilidad total. La situación con la que se han encontrado los ingenieros de RIM en los últimos días es que se ha producido una gran acumulación de mensajes que han afectado al tráfico de regiones y continentes, destacó David Yach, jefe tecnológico de software de RIM. Según Yach, la infraestructura de la compañía sufrió una falla en su interruptor principal, aquel que permite que todos los servicios trabajen en modo redundante en caso de detectar fallas. Por su parte, RIM ha descartado desde el primer instante que la causa de la falla se haya producido por algún tipo de ataque.
La compañía se ha centrado en restablecer los servicios y retomar el control con el fin de garantizar el funcionamiento a todos los usuarios de sus dispositivos BlackBerry. Además, están en conversaciones con los operadores de cada país con el fin de poder llegar a algún tipo de acuerdo que permita compensar en la medida de lo posible los trastornos causados a los usuarios.
Estos hechos se han producido en un momento difícil para la empresa. Actualmente tiene que hacer frente a la escasa repercusión de ventas que está teniendo lugar su dispositivo Tablet conocido como PlayBook, a pesar de haber reducido considerablemente su precio en las últimas semanas. Además, la compañía está perdiendo cuota de mercado en lo que respecta a clientes empresariales, los cuales han visto en la competencia nuevas posibilidades de teléfonos inteligentes.
Las compensaciones que pueda manejar RIM con los operadores tampoco podrán ser muy generosas, debido al gran número de usuarios con los que cuenta actualmente, superando los 70 millones.
Matt Hamblen, Computerworld (US)