Llegamos a ustedes gracias a:



Noticias

Estados Unidos investiga a Huawei y ZTE por motivos de seguridad nacional

[18/11/2011] Un comité interno de inteligencia de la Cámara de Representantes de Estados Unidos ha abierto una investigación sobre los fabricantes de equipos de telecomunicaciones chinos Huawei y ZTE, por si sus actividades pueden suponer un reto de seguridad para el país.
La investigación examinará si la expansión de Huawei y ZTE en el mercado de Estados Unidos proporciona al gobierno chino la oportunidad de controlar la infraestructura de la nación para realizar espionaje. Los legisladores estadounidenses están preocupados por si los equipos de redes que estos suministradores venden, pudieran contener tecnología militar china capaz de espiar e interferir las telecomunicaciones del país.
"El hecho de que nuestra infraestructura crítica pudiera ser utilizada contra nosotros mismos es un problema serio, afirmó Mike Rogers, congresista de Estados Unidos, quien, junto con el congresista Dutch Ruppersberger anunció la investigación en un comunicado hecho público ayer jueves.
La investigación supone el último de los obstáculos a los que Huawei ha tenido que enfrentarse desde que inició sus actividades en Estados Unidos. En septiembre, el Departamento de Comercio prohibió a Huawei participar en un proyecto para crear una red móvil nacional, aunque no comunicó las razones concretas de la prohibición aduciendo motivos de seguridad.
En respuesta, Huawei explicó que el bloqueo podría tener un efecto desalentador sobre su negocio en Estados Unidos y se preguntó públicamente si la decisión estaba motivada más por razones políticas que de seguridad.
A principios de año, la compañía decidió no llevar a cabo la compra de una startup californiana con la que había llegado a un acuerdo de adquisición después de que un panel gubernamental cuestionara la operación. Desde entonces, Huawei se ha visto obligado a defender su reputación en reiteradas ocasiones hasta el punto de pedir al gobierno de Estados Unidos, el pasado febrero, que investigue a la compañía para disipar cualquier tipo de duda que pudiera tener en relación con la seguridad nacional.
Aunque Huawei no ha querido comentar la investigación abierta, ZTE ha asegurado en un comunicado estar comprometida con la transparencia y que cooperará con el comité ofreciendo toda la información que se le solicite.
Michael Kan, IDG News Service