Llegamos a ustedes gracias a:



Noticias

Dos nuevas acusaciones de espionaje en dispositivos móviles

[05/12/2011] Si es usuario de un iPhone, un BlackBerry o sencillamente tiene una cuenta de Gmail, sus comunicaciones podrían estar siendo interceptadas gracias a la tecnología de espionaje de 160 compañías de 25 países de todo el mundo. Esto es lo que aseguró el jueves Julian Assange en la presentación del estudio The Spy Files, que, según el fundador de WikiLeaks, muestran la realidad de la industria internacional de espionaje de masas, que en muchos casos está al servicio de regímenes opresores. Los archivos están disponibles en el website de WikiLeaks.
De acuerdo con el contenido de The Spy Files, el comercio internacional de productos de vigilancia y espionaje supone un gran riesgo para la privacidad de las personas de todo el mundo. El estudio y los 287 documentos que lo acompañan tratan de denunciar, según explicó ayer Assange en una rueda de prensa celebrada en Londres, la venta por parte de países occidentales de herramientas avanzadas de espionaje que son utilizadas por sistemas no democráticos para interceptar las comunicaciones de las masas. Se espera además que aparezcan nuevos archivos durante las próximas semanas.
Según Assange, cualquiera que utilice un iPhone, un BlackBerry o una simple cuenta de Gmail corre el riesgo de ser espiado por las muchas herramientas que se comercializan hoy en el mundo para interceptar las comunicaciones de esos sistemas. Uno de los expertos presentes en la rueda de prensa aseguró que existen herramientas que permiten vigilar cualquier móvil por control remoto, incluso sacando una foto de su usuario con la cámara del propio teléfono.
Entre la lista de 160 compañías de 25 países que ofrecen este tipo de productos de espionaje aparece firmas como la española Agnitio, que, según otro de los expertos presentes en la intervención de Assange en Londres, se dedicaría a la interceptación de teléfonos móviles. También se citó a la francesa Amesys, a la que se acusó de haber vendido al régimen del presidente libio Muamar al Gadafi tecnología para interceptar la red de Internet de los ciudadanos libios.
La información que ha servido de base para la redacción de The Spy Files procede de diversas organizaciones relacionadas con el periodismo y los medios de distintos países, como la alemana ARD, el Bureau of Investigative Journalism del Reino Unido, The Hindu de la India, el italiano L´Espresso, el francés OWNI y el estadounidense The Washington Post.
Asimismo, Assange reveló que WikiLeaks está preparando el lanzamiento de un nuevo sistema online para enviar denuncias.
El problema con Carrier IQ
En el segundo caso, Carrier IQ, un software utilizado por operadoras de Estados Unidos para controlar el uso de los dispositivos, ha sido denunciado como una herramienta de spyware instalada de forma predeterminada en terminales Android, iOS, Symbian y BlackBerry de varias operadoras.
La seguridad y privacidad de los datos privados es un factor cada vez más importante para los usuarios. En los últimos meses han aparecido polémicas sobre recopilación de datos por parte de las compañías que no han gustado entre los usuarios. Un ejemplo fue la polémica de Apple y su sistema de seguimiento de redes Wi-FI en sus teléfonos, que permitía realizar un mapa de la ubicación de los usuarios. El último caso ha llegado también en los dispositivos móviles, con un software, denominado Carrier IQ, al que se acusa de ser un spyware.
Carrier IQ está preinstalado en los dispositivos de varias operadoras de Estados Unidos. Tanto en sistemas Android, como iOS, Symbian o BlackBerry, Carrier IQ llegaba instalado sin que los usuarios lo supiesen. Este software registra toda la activad que los usuarios realizan en sus terminales y envía a la compañía carrier la información. Mensajes, geolocalización, uso de Internet, todos los datos son registrados y enviados.
El responsable de detectar el uso de este software ha sido un desarrollador de Android, Trevor Eckhart, que ha llegado a publicar un video que muestra el funcionamiento del sistema.
Carrier IQ llega instalado sin que los usuarios sean conscientes y según la compañía que lo desarrolla, no tiene la intención de espiar los datos privados de los usuarios sino de controlar el rendimiento de los dispositivos. Según el portal de tecnología de Europa Press, Carrier asegura que su intención ha sido la de facilitar los datos a las operadoras para mejorar productos y servicios. Pese a este argumento, muchos usuarios han desconfiado de la compañía y han mostrado su preocupación por que sus datos personales también estén a disposición de Carrier, compañía con la que al contrario que con las operadoras no tienen relación.
El software está instalado en dispositivos de distintas marcas y con distintos sistemas operativos. Al parecer, Verizon es una de las compañías que podría haber utilizado el software, que estaría en terminales HTC Android, en modelos de BlackBerry y en terminales Nokia. Además, también se habría utilizado en dispositivos iPhone, aunque Apple ha asegurado que con la versión iOS 5 ha dejado de dar soporte a esta tecnología.
Para dejar de utilizar Carrier IQ en IOS 5 vaya a Ajustes – Genera  – Información - Diagnóstico y uso, y en lugar de Enviar automáticamente, marque No enviar. Si su teléfono ya tiene la opción No enviar marcada, significa que no ha estado enviando la información. Sin embargo, a la espera de una confirmación oficial por parte de Apple, desactivar esta opción solamente asegura que los datos no se envíen fuera del dispositivo con iOS 5, pero no queda muy claro si se almacenarán en algún archivo interno al que pueda accederse de otra forma o por alguna aplicación específica.
Usuarios de otros sistemas operativos tendrían que instalar un sistema operativo que no tenga incluido el software, por lo que por el momento no se conoce cuál será la solución.
Jeremy Kirk (IDG News Service) y Ian Paul, (PC World, US)