Llegamos a ustedes gracias a:



Noticias

La medida de Trump en el TPP es un revés para la computación en la nube

[30/01/2017] Poco tiempo después de que las noticias afirmaran que el presidente Trump ha retirado a Estados Unidos de la Acuerdo Transpacífico (TPP, por sus siglas en inglés), un enorme acuerdo comercial que él criticó como candidato, los expertos han advertido sobre las consecuencias para las empresas de computación en la nube que han estado promoviendo políticas para romper las barreras del comercio digital que restringen el flujo del tráfico de datos a través de las fronteras internacionales.

Aquí en la conferencia anual de política tecnológica Estado de la Red, la noticia fue recibida con decepción por un panel de expertos, quienes dijeron que las disposiciones del TPP, que rigen las actividades de las compañías tecnológicas, podrían haber sido un paso importante hacia el establecimiento de normas internacionales para el comercio en la era digital.

"Básicamente, fue el primero [paso] en términos de acuerdos internacionales importantes que comenzaron a establecer un fundamento jurídico para el comercio digital, afirmó Claude Barfield, académico residente del American Enterprise Institute, un centro de investigación conservador. "Y ahora que se ha ido el TPP, esto ha sido eliminado. Así que el gobierno de Trump está comenzando de cero, por así decirlo, en términos de las reglas del comercio digital con todo lo que hace.

La espera de una 'acción real sobre el comercio'

El decreto de Trump que cancela la participación de Estados Unidos en el TPP, del cual el Perú era parte, apenas fue una sorpresa. Como candidato, Trump había despotricado contra el acuerdo y otros acuerdos comerciales, y el TPP enfrentó perspectivas débiles de ganar la aprobación en el Senado.

Chuck Schumer (demócrata de Nueva York), líder de la minoría del Senado, emitió una escueta declaración en respuesta al decreto de Trump que dejaba de lado el acuerdo:

"El TPP estaba muerto mucho antes de que el presidente Trump asumiera el cargo, afirmó Schumer. "Esperamos una acción real sobre el comercio.

Cómo se verá esa acción, en el entorno digital, sigue siendo una incógnita. Pero para muchas empresas de tecnología que se han quejado por mucho tiempo de las políticas proteccionistas en los mercados extranjeros, que favorecen a las empresas locales o imponen cumplimientos normativos onerosos sobre las firmas estadounidenses, algunos elementos del TPP eran atractivos.

Barfield señaló a las disposiciones en el TPP que restringían a los firmantes la imposición de bloqueos transfronterizos sobre los datos, una prioridad fundamental para los proveedores de servicios de nube con ambiciones globales. El acuerdo también buscaba eliminar los aranceles a los bienes digitales y dispensar de los requerimientos de localización que podrían ser utilizados para forzar a los proveedores de servicios a establecer una operación física dentro de un país como condición para hacer negocios en ese mercado.

Susan Lund, economista y socio de McKinsey & Company que es optimista sobre la economía digital, señaló algunas de las barreras que persisten y dificultan el comercio, como los estándares desiguales y las expectativas en torno a la privacidad del consumidor y las protecciones de la ciberseguridad, y el bloqueo de contenidos y otras formas de censura.

Sin embargo, Lund señala el fuerte aumento en el valor económico asociado con el comercio digital, donde la entrega electrónica de productos y servicios cada vez más es vista como un pilar central de las economías de las naciones.

"Ahora vale tanto para los países como el comercio transfronterizo de bienes. Y eso significa que la próxima era de la política comercial debe tener en cuenta las cosas que podrían detener el libre flujo de datos, cosas a las que llamamos proteccionismo de datos, afirmó. "Sin duda, el comercio digital es la siguiente frontera y es lo que está impulsando el crecimiento económico mundial.