Llegamos a ustedes gracias a:



Noticias

D-Wave sube su apuesta en sus qubits

[01/02/2017] D-Wave Systems anunció hoy la disponibilidad comercial de la 2000Q, una computadora cuántica con dos mil qubits y un precio de 15 millones de dólares.

La anterior computadora cuántica más grande de la compañía tenía mil qubits. Los sistemas de mil qubits de la empresa canadiense están siendo probados por Google, la NASA y Lockheed Martin.

"Somos la única empresa que vende computadoras cuánticas, y nuestro creciente ecosistema de usuarios y desarrolladores nos da el beneficio de su experiencia práctica, ya que desarrollamos productos para resolver problemas del mundo real, afirmó Vern Brownell, CEO de D-Wave, en una declaración.

La D-Wave 2000Q también ofrece nuevas características de control, diseñadas para mejorar el desempeño de las aplicaciones. De acuerdo a D-Wave, la computadora cuántica 2000Q estará disponible para su envío este trimestre.

La compañía también anunció hoy que Temporal Defense Systems Inc. (TDS), una empresa de seguridad cibernética con sede en Kirkland, Washington, comprará el primer sistema 2000Q.

La computadora "revolucionará las comunicaciones seguras, protegerá contra las amenazas internas y ayudará en la identificación de ciberadversarios y patrones de ataque, afirmó James Burrell, chief technology officer de TDS y ex director asistente adjunto del FBI.

Una computadora cuántica difiere de la computación tradicional porque no utiliza ceros y unos -o bits-, y no procesa instrucciones ni funciona a través de cálculos de una manera lineal.

En cambio, utiliza qubits, que podrían actuar como un uno o un cero. Ya que el sistema no funciona de manera lineal, también puede calcular todas las posibilidades de un problema al mismo tiempo.

La computación cuántica se encuentra en la vanguardia de la ciencia de la computación. Todavía es difícil de entender. Es difícil de construir y es incluso difícil poner a prueba su poder de procesamiento.

Muchos en el mundo de la ciencia de la computación y el mundo de la física afirman que nadie ha desarrollado aún una máquina cuántica verdadera, y que D-Wave simplemente está trabajando hacia la construcción de una de ellas.

Los ejecutivos de D-Wave podrían decir que sí lo han hecho.

Google, la NASA y Lockheed Martin no han comentado mucho sobre el uso de los sistemas de D-Wave, pero el hecho de que los estén probando da crédito a las posibilidades de los sistemas, si no a su legitimidad.

"Es una tecnología atractiva que va a ser importante en el futuro, afirmó Dan Olds, analista de Orion Research. "Pero aún es la forma más exótica de computación que hay... Este nuevo sistema es una gran cosa.

Olds no está convencido de que D-Wave esté creando verdaderas máquinas cuánticas, pero sí está impresionado con la nueva 2000Q de la compañía.

"Definitivamente bastará hasta que llegue algo mejor. Es lo suficientemente cuántica, afirmó. "Quienes se están partiendo la cabeza pensando en si esto es cuántico o no, no están viendo el panorama. Esto nos permite resolver problemas a escala cuántica. ¿Por qué revisar los dientes de una computadora cuántica regalada?

Pero para Ezra Gottheil, analista de Technology Business Research, el nuevo sistema de D-Wave no es tan emocionante.

"No es gran cosa, dijo. "Empresas como D-Wave están avanzando, pero es mi impresión de que nosotros, y ellos, todavía nos encontramos a décadas de computadoras cuánticas prácticas.

Se considera que las computadoras cuánticas serán particularmente buenas para los cálculos enormes y preguntas complejas. Si los científicos buscan curar el Alzheimer o el cáncer, o si buscan planetas habitables distantes, una máquina cuántica podría ser muy beneficiosa.

Pero para editar videos y calcular números para el presupuesto de la empresa, un equipo tradicional seguirá siendo más eficiente.