Llegamos a ustedes gracias a:



Noticias

Visual Studio Code llega a las Chromebooks y Raspberry Pi

[15/06/2017] Un proyecto de compilación comunal a cargo del desarrollador Jay Rodgers está haciendo que Visual Studio Code, el editor ligero de código de fuente de Microsoft, se encuentre disponible para Chromebooks, placas Raspberry Pi y otros dispositivos basados en procesadores ARM de 32 o 64 bits.

Las compilaciones automatizadas de Visual Studio Code, que soportan Linux y Chrome OS, así como los formatos de paquete RPM y DEB (Debian), están diseñadas para plataformas menos comunes que de otra forma no podrían recibirlas. Los beneficiarios obvios serán los desarrolladores de IoT centrados en dispositivos ARM -y la Raspberry Pi en particular- que encontrarán útil tener el editor directamente en el dispositivo contra el que están programando.

Las extensiones de Visual Studio Code deberían funcionar con las compilaciones. "La regla es que a menos que las extensiones estén utilizando componentes nativos, y que esos componentes nativos no son compatibles con ARM, deberían funcionar como lo hacen en otros lugares, afirmó Rodgers. Estas extensiones soportan capacidades que van desde la depuración hasta los lenguajes y la generación de plantillas.

Rodgers originalmente lanzó este proyecto a finales del año pasado, pero desde entonces lo ha reescrito desde cero para hacer el proceso de creación menos sensible a los cambios en el lado de Microsoft. También añadió paquetes ARM64/ARMv8 por primera vez. El proyecto se ha centrado en la multicompilación usando una cadena de herramientas para compilar del sistema estándar de compilación x86 a los objetivos ARM, ofreciendo mayor velocidad.

Soportando capacidades como la ejecución de tareas y el control de versiones, Visual Studio Code soporta el desarrollo en JavaScript, TypeScript y Node.js. Otros lenguajes son soportados por las extensiones como C#, Python y Go. La meta de Microsoft para Visual Studio Code ha sido la de permitir una rápida codificación, depuración y ciclo de compilación, y al mismo tiempo diferir los flujos de trabajo más complejos a los IDE con más funciones. Rodgers afirma que el atractivo de Visual Studio Code para él fue su interfaz amigable para el usuario, lo que lo hace accesible para los nuevos usuarios.