Llegamos a ustedes gracias a:



Reportajes y análisis

Windows 10 S versus Chrome OS

[23/06/2017] Con el lanzamiento de Windows 10 S, Microsoft ha ingresado al mercado de educación que actualmente se encuentra dominado por Chrome OS y las Chromebooks de Google.

Entonces, ¿el nuevo contendiente contará con lo que se requiere para destronar al rey de las laptops económicas? Comparamos a los rivales para descubrirlo. Es Windows 10 S versus Chrome OS.

¿Qué es Windows 10 S?

En un reciente evento, Microsoft develó una nueva, y más ligera, versión de Windows 10 que está dirigida estrictamente a los mercados de educación y de nivel de entrada. Aunque sigue siendo una versión semejante a la de Windows 10, S sí cuenta con algunas limitaciones útiles para hacer que el sistema operativo sea rápido, seguro y fácil de operar.

Hasta ahora, solo se encuentra disponible en la nueva Microsoft Surface Laptop, así como en una serie de laptops económicas que fueron anunciadas recientemente, pero es posible que en un futuro pueda convertirse en un sistema operativo descargable desde Windows Store.

¿Qué funciones faltan?

De muchas maneras, el sistema Windows 10 S se ve y actúa como el Windows 10 estándar. De hecho, Microsoft lo describe como "una configuración específica de Windows 10 Pro que ofrece una experiencia Windows productiva y familiar, diseñada para la seguridad y el alto desempeño.

La diferencia principal es que éste es un ambiente encerrado que solo le permitirá descargar aplicaciones de la Windows Store.

Microsoft dice que esto es para reforzar la seguridad, pues todas las aplicaciones serán examinadas para garantizar que ningún malware desagradable ingrese al sistema.

Este control estricto del sistema también se postula como una forma de prevenir que las PC se vuelvan lentas con el tiempo, algo que sucede frecuentemente a causa de la chatarra que se va acumulando en las secuencias de inicio, así como una consecuencia de las aplicaciones que demandan recursos del sistema.

Es Windows, Jim. Pero no como lo conocemos.

Chrome OS de Google es otro sistema de peso ligero que actúa como la fuerza que da energía a las Chromebooks.

Aunque Windows 10 S se trata más de un sistema operativo al estilo de una PC, que instala aplicaciones localmente en el disco duro, Chrome OS concibe a la Internet como su fuente primaria.

Las aplicaciones pueden ser descargadas desde la Google Play Store, pero esencialmente es un escaparate para las aplicaciones web, pues casi todo lo que Chrome OS hace es online.

Si está acostumbrado al navegador de Chrome, notará que el diseño de Chrome OS es prácticamente idéntico. Todo es manejado a través de ventanas de navegador, donde la mayoría de tareas se enlazan con servidores en la nube.

Originalmente, esto implicó que usar Chrome OS sin estar online era prácticamente imposible, pero con el paso de los años varias aplicaciones -como Documentos, Numbers, Hojas de cálculo y otras pertenecientes a Google- ahora le permiten trabajar offline, y después sincronizarse con los servidores web una vez que encuentra un punto Wi-Fi.

Windows 10 S es definitivamente más avanzado en términos de administración y diseño, pero la simplicidad de Chrome OS puede ser bastante buena para usuarios casuales que solo quieren navegar en la web, o realizar tareas básicas relacionadas a la oficina.

¿Qué navegadores y motores de búsqueda utilizan?

Como podría esperarse de sistemas propietarios como éstos, cuenta con opciones muy limitadas de navegadores y motores de búsqueda.

En Windows 10 S, se le proveerá el navegador Microsoft Edge, y más vale que le agrade porque es el único que tendrá. Lo mismo aplica con Bing como motor de búsqueda.

Felizmente, Edge se ha vuelto mucho más útil en los últimos meses ahora que Microsoft le ha otorgado la capacidad de usar extensiones, como bloqueadores de anuncios, clippers de web, y añadidos de privacidad/seguridad.

Edge también tiene algunas funciones integradas bastante buenas, como una lista de lectura, búsqueda de voz activada por Cortana, una vista simplificada para hacer que la lectura de páginas web sea más fácil, e integración del lapicero para que pueda anotar una página web con un stylus o con una trackpad.

Chrome OS adopta un enfoque similar, siendo Chrome el único navegador titular en oferta. Dado que Chrome es el navegador más popular a nivel mundial, esto no representa una desventaja.

Chrome es una plataforma muy madura, con muchas extensiones útiles, una prestación rápida de páginas, y está actualizada para mantener las cosas operando sin problemas. Aunque no le permite instalar otro navegador, puede cambiar el motor de búsqueda predeterminado a Yahoo, Bing, Ask o AOL, si así lo prefiere.

Existen algunas interrogantes respecto a si es que la cantidad de funcionalidades en Chrome ahora está empezando a demorar su desempeño general, y Microsoft actualmente alega que Edge dará a los usuarios una duración de batería mayor que en una máquina similar que opere Chrome.

Los resultados serán variados, por supuesto. Pero estaremos colocando a los dos navegadores en nuestro laboratorio pronto y reportaremos nuestros hallazgos.

¿Qué aplicaciones están disponibles?

Dado que ambos sistemas operativos solo permiten aplicaciones que provienen de sus respectivas tiendas, las opciones disponibles son ligeramente distintas.

La Windows Store tiene disponible muy buenas opciones, incluyendo sitios de streaming como Netflix, Now TV, BT Sport, y se ha reportado que Spotify llegará próximamente.

La productividad se toma en cuenta a través de Office online, Evernote, OneNote, Skype, Adobe Photoshop y Wunderlist, además existen varios juegos y aplicaciones de estilo de vida.

Es una selección decente, pero si es usuario de iPhone que desea iTunes, no tendrá suerte. Aunque eso también sucede en Chrome.

Obviamente, Windows 10 S no cuenta con la amplia selección de software que se ofrece en la versión tradicional de Windows, pero para navegar, comprar y realizar trabajo ligero, cubre muchas opciones.

Lentamente, con el paso de los años, Chrome OS ha estado construyendo una selección sólida de aplicaciones en la Google Play Store, contando también con muchas de las aplicaciones de streaming y productividad mencionadas previamente.

Aunque debe tener en cuenta que las Chromebooks están diseñadas principalmente para trabajar online, así que la necesidad de aplicaciones locales podría calificar como algo añadido. De manera similar a Chrome OS, Windows 10 S también puede acceder a muchas de las mismas aplicaciones que se basan en la web.

Una adición interesante que está apareciendo lentamente en Chrome OS es la habilidad de operar aplicaciones de Android localmente en algunas de las máquinas más nuevas. Esto sí genera muchas posibilidades -como navegadores alternativos- pero por el momento sigue tratándose más de algo curioso que de una función regular.

¿Qué hardware se encuentra disponible?

En su mayoría, las Chromebooks son dispositivos alegres, baratos, de buen funcionamiento y cuyo precio suele rodear los 320 dólares. Puede obtener unidades bastante compactas como la Asus Flip, o productos más grandes como la Acer Chromebook 14, que viene con una pantalla grande de 14 pulgadas y un teclado espacioso.

Incluso existe un dispositivo emblemático como el Google Pixel, que es absolutamente hermoso, pero en realidad no cuenta con una buena relación calidad-precio, pues cuesta alrededor de 850 dólares.

Debido a su bajo costo y productividad decente, las Chromebooks se han vuelto populares entre los niños, los colegios y los usuarios casuales. También son una muy buena máquina para la navegación en Internet que podría regalarle a su abuela, pues prácticamente no requieren que TI les brinde soporte una vez que la instala.

Hasta ahora, Windows 10 S solo ha sido anunciado en algunos dispositivos, de los cuales destaca más la hermosa Microsoft Surface Laptop. Aunque aparenta ser un modelo más ejecutivo (debido a su precio que se encuentra desde 990 dólares), es muy probable que la mayoría de los dispositivos de Windows 10 S tengan un precio similar al de las Chromebooks.

Acer, Dell, Asus, Samsung y algunas marcas más ya han confirmado que estarán introduciendo al mercado máquinas con Windows 10 S en los meses que vienen, así que visite el sitio para obtener más detalles de lo que puede esperar.

¿Cuál es mejor?

Aún es muy temprano para poder determinar cuál de estas dos plataformas es la ganadora.

Windows 10 S es una idea interesante, pues toma el sistema operativo de escritorio más dominante del mundo y lo hace aún más seguro y estable.

Aunque con estos refinamientos llegan limitaciones que podrían ser demasiadas para los fanáticos más antiguos de Windows.

Si puede encontrar las aplicaciones que desea, y no le afecta que Edge sea su entrada principal a la web, Windows 10 S podría ser un lugar simple y agradable para pasar parte de su tiempo.

Chrome OS ofrece muchas de las mismas ventajas -facilidad de uso, dispositivos asequibles, gran cantidad de aplicaciones- y actualmente una selección más amplia de hardware en donde utilizarse.

La incorporación de aplicaciones de Android podría inclinar la balanza, pero no estamos seguros qué tan bien va a funcionar el software móvil en un ambiente de escritorio a largo plazo.

Básicamente, si desea un sistema operativo esencial donde pueda llevar a cabo tareas básicas, hacer compras, y ver YouTube junto a una inmensa cantidad de contenido online, cualquiera de las dos opciones le servirá bien.

El principal criterio de decisión podría reducirse a elegir cuál de los dos mundos desea habitar -el de Google o el de Microsoft.