Llegamos a ustedes gracias a:



Primer contacto

Seguir ampliando a más servicios y llegar al core

Expectativa de Evol para los próximos años

Elky Castañeda, director de Evol.

[21/03/2018] Conversamos con Elky Castañeda, director de Evol, una compañía que tiene ya más de 20 años de experiencia en el mercado peruano, aunque solo los últimos 11 con ese nombre.

La firma peruana ha ido consolidándose en el mercado local y también en el regional; la que alguna vez fue una empresa dedicada a la implementación de ERP, ahora busca ayudar a las firmas a transformarse digitalmente.

¿Cuáles son los orígenes de la compañía?

Este año cumplimos 21 años, nació en el año 97 y básicamente con el objetivo de brindar soluciones de negocios usando la tecnología de información. Es una compañía que nace en el Perú de capitales peruanos, y comienza a operar los primeros años con aplicaciones ERP; ese fue el inicio de la compañía, con implementaciones de ERP.

Luego entramos a la época del cliente/servidor y con el software de clase mundial que comenzó a llegar, como SAP u Oracle, aproximadamente en el año 97 hasta el 2000.

Y teníamos dos focos: Las empresas grandes y las medianas. Entonces teníamos soluciones grandes y también para atender el mercado mediano.

Después de 10 años, en el 2007, tuvimos un proceso interno de redefinición importante y entonces nace Evol, cuyo objetivo era acompañar a nuestros clientes en todo el proceso de transformación empresarial que se venía generando. Evol viene de evolución y lo lees al revés dice love, amor, que nos da las dos visiones: Hacerlo, pero hacerlo con pasión.

Empezamos esta nueva etapa con Evol, que es una marca nueva que nos ayuda a llevar a los clientes el concepto de innovación y transformación.

¿Y qué cambió con Evol?

Hubo muchos cambios; por ejemplo, llegar al cliente para entender su estrategia, para optimizar sus procesos y generar productividad en el personal del cliente. Entonces el objetivo es implementar una solución, pero teniendo en cuenta estos principios. Queríamos dejar de ser el socio que era visto como un TI, un implementador, y que nos vean como un agente de cambio. Ese es el gran cambio. Que nos vean como un socio que les puede acompañar en sus procesos de transformación.

El 2007 fue un año de muchos cambios, nos mudamos a un nuevo local que es el que tenemos actualmente, que es propio y que nos permite ampliar las capacidades para atender a los clientes, y que nos permitía redefinirnos como un agente de cambio; además comenzamos un proceso de ampliación del footprint de la compañía, porque veníamos de ser solo un implantador de ERP y lo que queríamos era tener un portafolio de productos mucho más amplio.

¿Qué otros productos?

Lanzamos un servicio importante que era la gestión y operación de aplicaciones, comenzamos a atender a los clientes que ya estaban implementados. Por ejemplo, a P&G lo atendíamos desde México hasta Argentina con un servicio de mesa de ayuda de gestión de aplicaciones, lo hicimos también con Belcorp en Perú, y con COBA, la transportadora de gas. Nuestra estrategia es permanecer más tiempo con el cliente, cuando implantas puedes estar con el cliente un año, pero luego definimos servicios para acompañar al cliente. Este servicio de gestión de aplicaciones lo que hace es acompañar al cliente en el tiempo y por muchos años. Y este servicio hasta hoy sigue vigente.

Pero en el camino, como nos redefinimos como una empresa que acompaña a los clientes en su proceso de transformación empresarial, luego de algunos años llegó el concepto de transformación digital, lo cual fue muy bueno para nosotros porque estábamos preparados internamente para ayudar a los clientes a transformarse.

Entonces, la siguiente ola de Evol fue la transformación digital que se produjo hace cinco años, y que implicó adentrarse en el campo de la nube. Nosotros fuimos uno de los primeros socios en el Perú que decidió que internamente íbamos a pasar todos nuestros procesos a la nube. Implantamos el ERP de Oracle en la nube, ingresamos al tema de Office 365; de hecho, fuimos los primeros en desarmar todo nuestro centro de datos llevando todo a la nube, buscando desagregar capacidades que nos permitieran luego atender a nuestros clientes. Solo nos quedamos con nuestros servidores orientados a hacer demos a nuestros clientes.

¿Y esto es con lo que actualmente están trabajando?

Hace cinco años cambiamos y veíamos que año a año el cambio era cada vez más acelerado en los clientes. De hecho, el 2017 fue un año trascendental, porque todo nuestro portafolio ya lo hemos pasado a la nube. El año pasado tuvimos 10 clientes de nube, de diferentes servicios (ERP, planeamiento financiero, cargas de servidores, ambientes de desarrollo, etcétera), e incluso servicios como CRM y call centers de bancos ahora los ponemos en la nube, cumpliendo con todos los puntos de la ley de protección de datos, los temas transfronterizos, que eran retos importantes que había que afrontar para que los bancos adopten este tipo de soluciones.

Entonces, el 2017 ha sido un año en donde los servicios que estamos dando se encuentran en la nube en 90%. Ya dimos el paso.

¿Ahora cuál diría que es su foco?

En el camino también determinamos que Evol debía tener especializaciones por industria. Teníamos tres objetivos, uno era el tema de la transformación y otro era tener especializaciones por industria. Durante estos 10 años hemos creado un footprint especializado en banca, donde además de trabajar temas de ERP, planeamiento financiero, soluciones de customer experience, comenzamos a trabajar soluciones verticales para banca, como la solución para la mesa de dinero, rentabilidad de bancos, cálculos del costo de las transferencias de dinero.

Y ese mismo ejercicio también lo comenzamos a hacer en telcos y con empresas de ingeniería y construcción, universidades y manufactura. Ese fue un camino que comenzamos a desarrollar y que nos ha dado muchos frutos a lo largo de este tiempo.

Y el otro gran objetivo fue la regionalización de Evol. De la mano de las marcas, comenzamos a hacer proyectos regionales, lo que hacíamos verticalizado por industria era innovador para otros países; entonces hicimos proyectos en banca, como el Banco Pichincha con un proyecto de transformación muy grande, también en el Banco Davivienda de Colombia, en el Banco Santander de México.

Para esto tenemos una oficina en México, otra en Perú que nos permiten atender a los países que están entre México y Perú, como Colombia, Ecuador, Argentina y Chile.

¿En que año salieron al exterior?

Desde el 2002, pero con Evol ya verticalizado con banca desde el 2009 con Pichincha.

Entonces, ¿cuántas líneas de negocio tienen?

Estamos organizados por líneas de negocio. Tenemos una línea de negocio de banca y seguros, otra que es solo de telcos, otra de ingeniería y construcción, y otra de educación. Pero también tenemos líneas de negocio que ven las soluciones, como, por ejemplo, la solución de gestión de aplicaciones, que es transversal a las otras líneas. Además, tenemos una línea de negocio de midmarket que tiene como foco desarrollar el mercado mediano y que tiene dos años. Queremos tener presencia activa en ese mercado y llevar soluciones que generen alto valor.

¿Cuántas soluciones, productos y servicios tienen?

Como líneas de negocio tenemos siete, como soluciones estamos trabajando con unos 10 pilares, como el ERP, planeamiento financiero, CRM, move to cloud, desarrollo de servicios web y API management, y tenemos una vertical que ve el hardware dedicado a los sistemas de ingeniería; es decir, hardware, pero de alto rendimiento. Este tipo de hardware lo comercializamos porque cuando vamos a un banco y llevamos nuestra solución de software, el volumen de información que se maneja es enorme. Por ejemplo, en el Banco Santander de México, en el cierre de fin de mes, tenemos que procesar 400 millones de registros, entonces el tema de los sistemas de ingeniería se volvió crítico para poder cumplir con los clientes.

¿Para el mercado mediano son las mismas soluciones?

Para el mercado mediano estamos yendo con ERP en nube, soluciones de customer experience, soluciones de data warehouse y soluciones de move to cloud para llevar a la nube sus servidores de archivos, algunos sistemas.

¿Cuántos clientes tiene?

El año pasado hemos tenido 70 clientes.

¿Y cuáles son sus proyecciones?

Hemos crecido en los años 2015, 2016 y 2017, con servicios en el Perú y el extranjero, entonces nuestra expectativa es que nuestro footprint se siga ampliando a más servicios, como la gestión de contenido, que es un reto para nosotros en el 2018. El big data también; por el lado de soluciones horizontales.

Por el lado de soluciones verticalizadas, queremos llegar cada vez más cerca al core; es decir, soluciones de banca, pero para el core. Igual para el retail, no quedarnos en el ERP sino ir al core y ayudar a que los clientes se transformen.