Llegamos a ustedes gracias a:



Primer contacto

Digital Business, Cloud y Gestión de infraestructura

Líneas con las que opera TIVIT en nuestro país

Pablo Prieto, Country Manager para TIVIT Perú.

[19/06/2018] TIVIT es una compañía brasileña que, si bien con ese nombre tiene cuatro años en el Perú, su historia y experiencia se remonta a muchos años atrás. De sus cuatro líneas de negocio a nivel internacional, tres de ellas son los que se encuentran en nuestro país. Conversamos, para nuestra sección de Primer Contacto, con Pablo Prieto, country manager para TIVIT Perú. Él nos ofreció más información sobre su historia, objetivos y las soluciones que ofrecen en nuestro mercado.

¿Cuál es la historia de TIVIT?

Como TIVIT somos una compañía que en América Latina tenemos mas de 15 años en el mercado.

Una parte de la compañía tiene sus orígenes en otra, que antiguamente se llamaba Synapsis y que en el año 2014 fue comprada por TIVIT. Synapsis nace el año 1988 como la empresa de tecnología del grupo Enersis, que es un grupo de energía chileno que fue adquirido por Endesa España. Éramos el proveedor de servicios de TI para todas las operaciones de Endesa en Chile y de las empresas que estaban ligadas al holding.

En la medida en que Endesa inicia su estrategia de expansión en América Latina -eso fue en los años 90, Synapsis también empieza a abrir operaciones en Argentina, Perú, Colombia y Brasil.

Desde 1988 hasta el año 2010, fuimos la empresa de tecnología del grupo Endesa; pero luego, Synapsis fue adquirida por un fondo de inversiones, con quienes operamos del 2010 al 2014, e hicimos importantes adquisiciones de compañías; por ejemplo, en Brasil se adquirió una compañía que se llamaba Cyberlinxx, con la cual potenciamos el frente de software; En Colombia compramos una empresa que se llamaba Diveo, una empresa de centro de datos y comunicaciones, con lo cual sumamos dos centros de datos a nuestra operación y para Perú, Chile y Argentina, adquirimos AQB, una empresa especializada en servicios de Back up y Storage.

Finalmente, el año 2014 Synapsis fue adquirida por TIVIT, compañía de servicios tecnológicos cuya casa matriz se ubica en la ciudad de Sao Paulo, Brasil.

Esa es la historia desde la perspectiva de Synapsis.

Por otro lado, en paralelo, TIVIT nace como una empresa de tecnología en Brasil en el año de 1999. Es una operación que se enfocaba en servicios de tecnología, como servicios de centro de datos, outsourcing de procesos de negocios y servicios para usuarios finales.

Del 2010 al 2015 comienza una etapa de internacionalización. TIVIT compra Synapsis en el año 2014, siendo ese año en el que -si bien TIVIT ya operaba clientes desde Brasil- con la adquisición extiende sus operaciones a las oficinas que se tenía presencia, como, por ejemplo; Colombia, Chile, Perú, Argentina, Panamá y Ecuador.

El año pasado cerramos con operaciones en 10 países gracias a la apertura de operaciones en México, Paraguay y Bolivia.

¿Y cuándo llegaron al Perú?

La operación de Perú, como tal, la abrimos en el año 1999, que es cuando Endesa se consolida en el país; es decir, tenemos una operación en el Perú que tiene poco más de 18 años con una sólida relación de largo plazo con diferentes clientes.

¿Y cuáles son sus líneas de negocio?

La primera es digital business, que es todo lo que ofrecemos en términos de IoT y smart systems. En términos de IoT, tenemos negocios en empresas de cemento (monitoreamos el transporte del concreto que va a las construcciones), del sector financiero, sector construcción, sector energético, y en general, es una línea que estamos profundizando bastante, porque hay hoy toda una tendencia en la transformación digital.

Como segunda línea de negocios, somos muy fuertes en Cloud Computing, actualmente tenemos una red de nueve centros de datos propios, dos de ellos funcionando con cinco nueves de disponibilidad. Esta red opera en Brasil, Perú, Colombia, Chile y Argentina, y está totalmente intercomunicada.

El Cloud Computing lo ofrecemos en distintos sabores. Por un lado, ofrecemos servicios de nube pública; es decir, damos servicios gestionados sobre Amazon, Azure, Bluemix, entre otros más. En nube privada, tenemos nueve centros de datos, donde tenemos una infraestructura donde la TIVIT Enterprise Cloud (TEC) nos permite ofrecer un servicio equivalente a los de nube pública, pero sobre los centros de datos que tenemos en América Latina.

Y hoy un tema que está emergiendo es el de la nube híbrida. Aquí los clientes tienen la flexibilidad de la nube pública, y para las aplicaciones productivas y core del negocio ofrecemos ambientes físicos (on premises en nuestro centro de datos o en el cliente). Entonces, les damos tanto la gestión de ambientes físicos dedicados como ambientes de nube pública, y todo gestionado en un solo framework.

En la tercera línea de negocios, tenemos posicionada la gestión de infraestructura (Tambien conocida como Infraestructure Managment). Damos servicio al usuario final, que es la Mesa de Ayuda (Digital Workplace). Contamos con una estrategia regional donde atendemos con tres principales nodos de Mesa de Ayuda de primer nivel, que están uno en Colombia y dos en Brasil. Hoy tenemos una tasa de resolución en torno al 70% y el otro 30% lo resolvemos con personal en sitio, los niveles dos y tres.

También damos gestión de aplicaciones. Somos socios de SAP para la implementación de soluciones SAP. Y también tenemos una fábrica de software.

La cuarta línea de negocios, que es muy fuerte en Brasil y que estamos llevando a los otros países, es el Digital Payments. Hoy nosotros en Brasil gestionamos 25 mil millones de transacciones de tarjetas de crédito y débito anualmente. Este procesamiento requiere de una especialización, certificación y compliance de alto nivel. Estas transacciones operan en nuestros centros de datos de cinco nueves y tenemos en torno al 60% y 70% de las transacciones en Brasil, y ahora lo estamos desplegando en otros países.

¿Cuáles líneas se encuentran en el Perú?

Las tres primeras: Digital Business, Cloud Solutions e Infraestructure Managment.

Obviamente llegaron al Perú debido a las adquisiciones.

Sí, pero independientemente de las adquisiciones, hoy Perú es un nodo estratégico en tecnología, además de ser un país que está en vías de crecimiento en tecnología y en términos económicos. Perú es un país muy atractivo, no es casualidad que la oferta de proveedores de TI que tenemos hoy, versus la que teníamos hace cinco años, ha crecido en gran manera.

¿A qué empresa se dirigen?

De las 500 empresas más importantes de América Latina, 350 son nuestros clientes. Estamos muy orientados a las corporaciones de gran volumen que tienen operaciones críticas. Por ejemplo, en el Perú damos servicios para clientes de retail, cosméticos, servicios de gas y petróleo, servicios de energía, automotriz, entre otros. Eso no quiere decir que no veamos a los clientes que no se encuentren dentro del top 500, pero sí de manera natural tenemos esa orientación.

Sin embargo, hay que anotar que Perú es un mercado muy atomizado en términos de servicios de TI, entonces el mercado de las compañías medianas y pequeñas no es algo que estemos dejando de lado.

¿Tiene algún hito que pueda compartir?

Hemos mantenido un crecimiento anual de doble dígito en los último cinco años, que esperamos seguir manteniendo en el corto plazo y en el futuro. Tenemos expectativas de crecimiento, tanto en la operación en Perú como en otros países a través de las soluciones digitales y cloud.