Llegamos a ustedes gracias a:



Reportajes y análisis

7 mitos de la nube desmentidos

[26/04/2019] Los mitos pueden ser divertidos y entretenidos cuando involucran las hazañas de los dioses y héroes antiguos. Sin embargo, la diversión se detiene rápidamente cuando un mito dificulta el éxito de TI o de la empresa.

Esto también aplica a los conceptos erróneos persistentes que retrasan o impiden la adopción de servicios en la nube potencialmente productivos. "Todavía estamos en las primeras etapas de la revolución de la nube, pero es suficiente para ver los resultados que logran los primeros usuarios adoptando la computación en la nube, afirma Bernard Golden, vicepresidente de estrategia en la nube del holding bancario Capital One. "El hecho de no reconocer las implicaciones de esta revolución plantea peligros que van mucho más allá de simplemente una ejecución menos eficiente de TI; representa una amenaza mortal para las empresas que se adhieren a las viejas formas de hacer las cosas en una era digital.

¿Su organización está aprovechando por completo la nube? Si no es así, aquí tiene siete mitos que la pueden estar limitando.

1. Mudarse a la nube automáticamente ahorra dinero

Esto suele ser cierto, pero solo cuando se planifica con cuidado. "Debido a su naturaleza elástica, la nube puede ser más rentable. Sin embargo, para beneficiarse completamente de esos ahorros, tanto una migración a la nube como un negocio sólido basado en la nube requieren de actualizaciones y trabajo en las aplicaciones de una organización y en las computadoras base, afirma Paul Sussex, director de servicios financieros de la firma de consultoría financiera y de negocios EY.

Sussex señala que la transición a la nube es como mudarse de una casa con facturación de agua de tarifa fija a una con un suministro medido. "Esencialmente, pasar a un modelo de pago por uso para cualquier servicio, agua o nube, significa que puede pagar un poco más por aquello que usa, explica. "Pero si entiende su modelo de consumo y ajusta sus hábitos para apagar las cosas cuando no se usan, podrá lograr grandes beneficios de costos.

El costo es solo una de las dimensiones a considerar cuando se piensa en la nube. "También es importante tener en cuenta el contexto de la estrategia comercial general, aconseja Jonathan Stone, CTO y COO de Kelser, firma consultora de TI. "Por ejemplo, puede valer la pena un aumento en el costo de ejecutar cargas de trabajo en la nube, si permite la realización de un objetivo comercial, señala. "Si el objetivo principal es el crecimiento del negocio, y el crecimiento del negocio depende de la capacidad de aumentar muy rápidamente su escala, entonces incluso si la nube es más cara que ejecutar on premises, podría ser un facilitador del crecimiento del negocio y podría justificarse como una inversión.

2. La nube todavía no es segura para almacenar datos

Este es uno de los mitos más grandes y obstinados de las nubes. "Los proveedores de la nube se toman la seguridad extremadamente en serio, afirma Siki Giunta, directora global y líder de estrategia en la nube en Accenture, consultora de TI y consultoría de negocios. "Tienen que hacerlo; de lo contrario, no tendrían ningún negocio. Los proveedores de la nube están sujetos a una gran cantidad de organismos reguladores y requisitos de cumplimiento. "Emplean docenas de marcos de trabajo y controles de seguridad diferentes, muchos más que los que la empresa utiliza habitualmente on premises, señala Giunta. El hecho es que los datos en la nube son probablemente más seguros que los centros de datos de la empresa promedio.

Un proveedor de servicios acreditado se encargará de la encriptación de todos los datos, tanto en tránsito como en reposo, y solo el cliente tendrá acceso a las claves de encriptación, afirma Laz Vekiarides, director de tecnología de ClearSky Data, proveedor de almacenamiento en la nube. "Con los sistemas on premises tradicionales, pocas organizaciones realizan la encriptación de sus datos a este nivel, explica Vekiarides. Además, la conexión a la nube por medio de líneas privadas dedicadas, en lugar de a través de la Internet pública, no solo mejora el desempeño, sino que también fortalece la seguridad.

Una plataforma de administración en la nube también debe basarse en un conjunto de estándares de seguridad y mejores prácticas de seguridad, donde se incluya la gama completa de controles necesarios para crear un ambiente seguro, afirma Michael Liebow, director global Accenture Cloud Platform, un servicio de administración híbrido de nubes múltiples. "Con los planos que cumplen con PCI y HIPAA, las organizaciones pueden implementar un ambiente completo que pasará una auditoría de PCI o HIPAA, agrega. Liebow también insta a las organizaciones a automatizar el despliegue de actividades de seguridad clave. "Estas incluyen la administración de identidad y acceso, autenticación, firewalls de aplicaciones web, monitoreo de configuración de seguridad y administración de amenazas y vulnerabilidades, señala.

3. La computación de nube se puede colocar en capas sobre una infraestructura de TI sin cambios

La computación en la nube es nada menos que un cambio de plataforma importante, que cambia profundamente las capacidades de la aplicación en términos de agilidad, funcionalidad, escalabilidad y costos, afirma Golden. "Por lo tanto, si no se migra todo el estado de TI a la nube, se corre el riesgo de quedarse atrás de los competidores más comprometidos con el éxito en la era digital, explica.

La computación en la nube es análoga a la transición de la manufactura del trabajo manual a las líneas de ensamblaje, sugiere Golden. "Los fabricantes que no pudieron migrar al nuevo modelo de fabricación, se vieron incapaces de competir en productividad y precio; la mayoría se vieron obligados a abandonar el negocio poco después. Del mismo modo, no comprometerse con la computación en la nube implica el riesgo de mantener prácticas de TI obsoletas, lo que coloca a la empresa en una desventaja competitiva.

4. La transición a la nube es rápida y fácil

Es ineficiente y arriesgado volar intensamente hacia la nube sin gastar una cantidad significativa de tiempo y esfuerzo en construir una estrategia de nube. Ya sea que una empresa ya esté utilizando la nube o solo esté lista para comenzar su transición a la nube, debe pensar en construir un cimiento preparado para la nube.

Chuck Kirchner, director senior de West Monroe Partners, una firma multinacional de consultoría de gestión y tecnología, señala que una estrategia de transición a la nube debe incluir descripciones de los principios administrativos, habilidades requeridas, cambios organizacionales necesarios, responsabilidades de supervisión y la arquitectura tecnológica que facilitará una transición eficiente y una operación exitosa. "Sin una migración y operación exitosa de sus sistemas, los beneficios de la nube de costos controlados y una infraestructura más receptiva no se pueden realizar, explica. "Si tiene el plan correcto y coloca los cimientos correctos, podrá abordar la migración a la nube y las operaciones de forma proactiva y bajo los términos de su organización.

5. La nube es difícil de auditar

Uno de los mitos más generalizados es que los datos de la nube no pueden auditarse tan efectivamente como en los servidores físicos, que pueden ser incautados y etiquetados, o colocados en bolsas de pruebas. "De hecho, con las herramientas adecuadas, puede realizar auditorías mucho mejores en un ambiente basado en la nube, afirma Marina Nitze, CTO del Department of Veterans Affairs de Estados Unidos durante el 2013 hasta el 2017. "Pasar tiempo con quienes en realidad realizan auditorías diariamente, y guiarlos respecto a cómo pueden usar las herramientas... y cómo estas herramientas pueden aliviar algunos de los puntos dolorosos actuales en sus trabajos, puede ayudar a romper este mito, señala.

6. La nube es un asesino de trabajos de TI

Cuando una empresa realiza la transición de los servicios on premises a la nube, los administradores de TI no pierden automáticamente su trabajo. En la mayoría de los casos, el cambio transforma la función del administrador, quien pasa a ser un asesor confiable y facilitador de soluciones técnicas. "Lo que es más importante, aunque el proveedor de nube puede administrar la seguridad de la red y del centro de datos, los clientes todavía son responsables de administrar su propio acceso lógico, afirma Doug Barbin, director y líder de práctica de ciberseguridad en Schellman & Co., una empresa de seguridad y asesor para el cumplimiento de privacidad.

7. Una sola plataforma de nube de hiperescala es suficiente

Muchas organizaciones comienzan su transición a la nube de hiperescala con una sola plataforma. La mayoría pronto descubrirá que dominar una nube de hiperescala es bastante fácil. "La gente, los procesos y las herramientas utilizadas para administrar estos ambientes se vuelven más eficientes con el tiempo, observa Carl Ramkarran, consultor principal del proveedor de servicios y productos de TI, SHI International.

Sin embargo, las cosas pueden agriarse cuando una organización está tan satisfecha con su única nube de hiperescala, que se vuelve reacia a agregar plataformas adicionales en la nube por temor a que los beneficios sean relativamente mínimos y que el desempeño del personal se vea afectado por nuevas responsabilidades. "La visión de túnel lo tiene tan arraigado en un solo proveedor de nube de hiperescala, que pasa por alto la rapidez con la que la tecnología ha madurado al otro lado de la valla, señala Ramkarran.

Las organizaciones que se aferran firmemente a una única plataforma en la nube de hiperescala corren el riesgo de perder innovaciones que pueden, con el tiempo, compensar con creces cualquier costo administrativo adicional. "Las plataformas en la nube de hiperescala ofrecen capacidades de gran potencia, como el aprendizaje automático y el procesamiento de lenguaje natural, que pueden aprovecharse para ofrecer un valor tremendo que va más allá del simple reemplazo de la infraestructura antigua, agrega Josh Crowe, CTO de Sungard Availability Services, proveedor de servicios de protección y recuperación frente a desastres de TI.

Ramkarran está de acuerdo. "Esa segunda o tercera hiperescala puede haber desarrollado alguna propiedad intelectual única de la que usted podría beneficiarse, afirma. "Podría ayudar a impulsar el tiempo para comercializar más rápido, aumentar la calidad del servicio que se está desarrollando o quizás mejorar su postura de seguridad.

"Cuando los líderes de TI enfrentan la necesidad de una infraestructura nueva o mejorada, en lugar de centrarse en el valor potencial que la nube puede aportar al negocio, a menudo buscan justificar el uso de la nube como una plataforma de reemplazo con costos similares, señala Crowe.

Ramkarran sugiere trabajar con asesores de tecnología que adopten un enfoque independiente de la nube y puedan presentar múltiples alternativas. "Asista a conferencias de proveedores para exponerse a nuevas innovaciones en un corto período de tiempo, agrega. "Mantenga una pequeña cuenta de prueba/desarrollo en un proveedor secundario de hiperescala para que pueda comparar y contrastar rápidamente características y funciones.