Llegamos a ustedes gracias a:



Reportajes y análisis

El futuro de los centros de datos en la nueva normalidad

[24/11/2020] La semana pasada se llevó a cabo el panel "Colocation & Hyperscale: ¿Cuál es la realidad actual del centro de datos y quiénes serán sus principales jugadores en el 2021?, una reunión liderada por Vertiv en la que esta empresa y otros actores del mercado discutieron sobre el futuro de los grandes centros de datos y las condiciones en las que se encuentra la región con respecto a su desarrollo.

En el panel estuvo Alex Nivar, gerente de Vertiv para Centroamérica y El Caribe; Heidy Bauer, gerente corporativo de Data Center y Nube de Sonda; y Dax Simpson, director de Prevente e Ingeniería de Kio Networks. 

Los temas tratados fueron los relacionados a la industria; es decir, el escenario que se enfrenta para el próximo año, el desarrollo alcanzado por la región para afrontar este escenario, el cuidado del medio ambiente, el gasto energético, el papel de los fabricantes y el panorama en los próximos cinco años.

Alex Nivar, gerente de Vertiv para Centroamérica y El Caribe.
datacenter, Vertiv
El próximo escenario

"Estamos convencidos de que el mercado impulsa la demanda por centros de datos, indicó Bauer cuando se le preguntó por el futuro cercano de los centros de datos. De acuerdo a la ejecutiva, si uno revisa cuáles son las previsiones de los datos para los próximos años, IDC señala que para el 2025 se tendrá al menos un crecimiento de 27% en los datos; es decir, 175 zetabytes de información o, lo que es lo mismo, 187 mil millones de terabytes que van a estar alojados o en la nube o en centros de datos.

Además, para los próximos cinco años se prevé un crecimiento de hasta 20% en el número de dispositivos IoT.

Otro factor a tomar en consideración son las copias de los datos. Si bien la nube es un hecho, el 90% de los líderes de TI sostienen que además de tener los datos en la nube, también los van a tener como copias locales para cumplir con algunos temas regulatorios. Y en cuanto a tecnologías disruptivas, los vehículos autónomos van a generar 5TB de información por hora.

Por otro lado, las plataformas de entrega de contenido como Netflix o Disney+, que buscan acercarse a sus usuarios, necesitarán ubicaciones en distintos centros de datos.

Todo esto sin tomar en cuenta el evidente crecimiento en la telemedicina y otras actividades más lúdicas como el gaming -que además requiere una reducción en la latencia-.

"Son casos de uso que están requiriendo de procesar información, almacenar información, acercar el procesamiento a los lugares donde se genera los datos, indicó la ejecutiva.

Por su parte, Nivar de Vertiv indicó que en los últimos años las proyecciones siempre han indicado un crecimiento en el mercado de hiperescala y colocation. Y el 2020 no ha sido la excepción.

"Estamos viendo una nueva realidad que impacta positivamente al crecimiento de los centros de datos porque necesitamos más teletrabajo, entretenimiento, y por ello les puedo decir que ninguno de los grandes actores de hiperescala y colocation han postergado sus planes, señaló el ejecutivo de Vertiv.

Heidy Bauer, gerente corporativo de Data Center y Nube de Sonda.
datacenter, Vertiv, Sonda

Muy por el contrario, algunos los han acelerado y por ello se prevé que el 2021 será un año muy importante en cuanto a inversiones en América Latina en cuanto a estos tipos de centros de datos.

Simpson aportó algunos datos más. El ejecutivo sostuvo que el crecimiento ha sido de 14,2% en temas de colocation y de hiperescala; hay bastante movimiento en Sudamérica, especialmente en Chile, Colombia, Brasil y México, países en los que se ha experimentado un gran crecimiento y no se percibe una desaceleración en el corto y mediano plazo.

"Creo que para el 2023 se van a presentar muchos requerimientos de estos jugadores de hiperescala para generar más contenido cerca de donde está creciendo la demanda, señaló.

Qué tan listo está el mercado latinoamericano

Por supuesto, implementar centros de datos de gran tamaño no es sencillo, hay muchos factores a tomar en cuenta. Por ello se preguntó a Simpson si es que percibía que la región podría enfrentar estos nuevos requerimientos.

"Hace cinco años hubiese respondido que no, pero el mercado latinoamericano ha madurado tan rápido por los jugadores de hiperescala que llegan como Amazon, Facebook o Google, respondió el ejecutivo.

De hecho, añadió que Microsoft está realizando deployments muy importantes que pueden llegar hasta a capacidades de 75 megawatts en un solo país. Lo bueno es que el mercado está capacitado; ha habido mucho crecimiento educativo y de capacitación gracias al ingreso de las grandes compañías de colocation y de hiperescala de Estados Unidos. Con ello ha crecido el mercado y también el nivel de los profesionales.

Sin embargo, sí hay algunas restricciones que se deben de tomar en cuenta. Una de ellas es la latencia. Estos grandes centros de datos -indicó el ejecutivo- requieren de una infraestructura subterránea y no aérea, y mucha de la fibra que existe en los países latinoamericanos es tendido aéreo. "Ahí es donde hay una oportunidad de mejora para todos nuestros países porque se requiere de esta infraestructura.

Pero entonces, ¿qué es primero? ¿El huevo o la gallina? Es decir, ¿se hace la infraestructura adecuada para poder tener esa fibra subterránea para que lleguen los centros de hiperescala y colocation que la van a utilizar? O ¿primero llegan los grandes centros de datos y luego se construye la fibra? ¿Quién corre el riesgo? Lo que se está viendo es que los propios actores de hiperescala llegan a la región y construyen sus anillos subterráneos de fibra. Y esto se debe a que, desafortunadamente, no ha habido esa infraestructura en los países de América Latina.

La otra es el tema de la energía. Es poco común que uno de estos grandes centros de datos llegue a América Latina y encuentren capacidades de 30 megawatts de energía disponibles que son los que necesitan para sus operaciones. Por lo general, para que la energía llegue en un nivel de media tensión a estos centros, se requiere de entre 12 a 18 meses y de 24 a 30 meses para circuitos de alta tensión, explicó Simpson.

Pero la energía no solo se trata de conseguir las grandes cantidades de electricidad que se requieren para uno de estos centros de datos. El tema de la energía también aborda el otro lado de la moneda: hacer un uso eficiente de ella.

"¿Qué hacemos para reducir esto? Nos enfocamos en las áreas donde tenemos más oportunidades. Por ejemplo, el enfriamiento es un gran reto. Se estima que el 70% del consumo de un centro de datos se utiliza en enfriamiento. Por ello en algunos casos usamos la tecnología de free cooling, explicó Nivar de Vertiv.

Por supuesto, también hay ciudades -o ciertas temporadas- donde no se puede utilizar el free cooling. Entonces, señaló el ejecutivo, el enfoque cambia a usar compresores más eficientes y chillers más eficientes, que son los puntos en donde Vertiv se está enfocando.

datacenter, Vertiv, Kio Networks
Dax Simpson, director de Prevente e Ingeniería de Kio Networks.

En materia de UPS y energía también hay muchas oportunidades. En el campo de los UPS, por ejemplo, hace 10 años era suficiente y bien recibida una eficiencia del 92%. Hoy se cuenta con equipos que operan con 97% de eficiencia, y pueden llegar al 99% en ciertos modos de operación.

Y en cuanto a los racks PDU -a los que algunas personas no prestan importancia porque son pequeños, el último eslabón en la cadena energética-, una mínima ineficiencia en ellos podría multiplicarse por los miles de racks PDU que pueden encontrarse en un centro de colocation.

"Nos enfocamos en todos esos puntos, y por ello puedo decir que existe una oferta lo suficientemente eficiente que asegura al propietario del centro de datos pagar menos en consumo eléctrico y transmitir esas rebajas a sus clientes, sostuvo Nivar de Vertiv.

El consumo de la energía va muy de la mano con la actual preocupación que tienen los centros de datos por la sostenibilidad. De hecho, como señaló Bauer, hay encuestas que revelan que el 87% de las organizaciones consideran como 'importante' o 'muy importante' todos aquellos temas relacionados con la sostenibilidad, porque lo consideran un diferenciador competitivo.

Por el lado de los proveedores de hiperescala, AWS anunció que para el 2025 el 100% de la energía que consuma provendrá de energías renovables. Por su parte, Microsoft ha definido que para los próximos 10 años tiene por objetivo ser 0% desecho tecnológico, de materiales metálicos, de cartones, de embalajes. Por su parte, Google para los próximos 10 años tiene el compromiso de ser neutral en carbono; es decir, no va a emitir gases perjudiciales y contaminantes para el medio ambiente.

En consonancia con todo esto, la agenda 2030 de las Naciones Unidas establece que los futuros centros de datos son y serán cada vez más sustentables. Y aquí se incorpora el concepto de que la sostenibilidad ya deja de competir con la rentabilidad; todo lo contrario, la sostenibilidad permite ganar más negocios. Este es un concepto muy relevante y significativo de cambio.

Todos estos datos lanzados durante el panel no hacen sino revelar que los grandes centros de datos de hiperescala y colocation van a prosperar en los siguientes años.

Como señala Nivar: "hay muchos que piensan que el hiperescala iba a ser sustituido por los centros de datos en el borde, pero todo lo que pasa en el borde tiene que llegar al core, finalizó el ejecutivo.